Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
18 Nacional COMISIÓN DE INVESTIGACIÓN DEL 11- M LA COMPARECENCIA DE LAS VÍCTIMAS JUEVES 16 12 2004 ABC Las elecciones en la asociación, el 29 de enero MADRID. Jesús Ramírez, responsable de la junta gestora de la Asociación de Afectados del 11- M, confirmó ayer que las elecciones a la presidencia de la organización se celebrarán el 29 de enero de 2005. No me presento, para que nadie pueda decir que busco protagonismo aclaró. Precisamente esa crítica motivó la dimisión de la anterior presidenta, Clara Escribano, aunque ella siempre defendió su discreción e independencia. El nuevo equipo directivo tendrá que afrontar el reto de integrar a las víctimas del corredor del Henares y de los pueblos del sur de Madrid. El recuerdo de mi hijo me ha dado las fuerzas necesarias para seguir adelante confesó Pilar Manjón EFE Medio centenar de víctimas del 11- M apoyó a Pilar Manjón en las puertas del Congreso. Tras sobrevivir a la tormenta de emociones desatada por las palabras de su portavoz, sus rostros reflejaban una catarsis largamente esperada La voz quebrada, el mensaje firme TEXTO: MIGUEL ÁNGEL BARROSO MADRID. ¿Cómo he estado? Diez o doce compañeros de Pilar, que a duras penas consiguieron entrar en las dependencias del Congreso para estar más cerca de su portavoz- -no se les concedió un habitáculo especial, así que se acomodaron como pudieron en un despacho que les cedió el grupo parlamentario de Izquierda Unida- la esperan emocionados a su salida de la sala de comparecencias. Pilar, delgada, de negro, rostro afilado, pelo lacio, sonrisa tímida, la palabra gracias prendida en la boca, llega acompañada por el presidente de la comisión, Paulino Rivero, y rodeada por un enjambre de fotógrafos. Parece abrumada ante tanta atención de los medios. ¿Cómo he estado En realidad, pocos de sus amigos pueden articular palabra en ese momento, pero a Pilar le bastan las sonrisas, los besos, los abrazos, el cariñoso tirón de mofletes. Alguno le suelta un ¡guapa! y a todos les asoman las lágrimas al balcón de los ojos. Los miedos y las dudas de los días previos- -debía vencer sus propios fantasmas para convertirse en la voz de todas las víctimas- -se diluyen entonces como un azucarillo en una bebida caliente. Unos minutos antes había escuchado los amables comentarios de sus señorías, que encajaron el rapapolvo con estoicismo. Pero si alguna vez Pilar se tomó su comparecencia como una prueba, debió pensar que sus examinadores eran los afectados por el 11- M, no los comisionados a los que había sacado los colores sin compasión. ¿Cómo he estado? Lo siento, sé que se me quebraba la voz se queja Pilar. Es cierto- -le contestan- pero al final, siempre remontabas En los momentos difíciles, pensaba en mi hijo y él me daba el empujón necesario para seguir adelante confiesa mientras se abre camino, lentamente, hacia el despacho que les han prestado. Quiere escuchar la intervención de Francisco José Alcaraz, presidente de la Asociación Víctimas del Terrorismo (AVT) con la que los afectados del 11- M quieren abrir una vía de diálogo lo antes posible. Hay mucho tiempo perdido que recuperar. Permiso denegado No hubo crispación a las puertas del Congreso como en citas previas, aunque sí descontento a primera hora, ya que la Cámara Baja denegó el permiso a una docena de familiares de víctimas para asistir a la comparecencia de su portavoz. El grupo de IU- ICV decidió tomar nota de las identidades de los afectados para invitarlos a seguir la intervención de Manjón desde el despacho de la diputada Isaura Navarro. Hemos intentado contactar con Paulino Rivero, pero ha sido imposible se lamentaba Jesús Ramírez, presidente de la junta gestora de la asociación. No pensábamos montar ningún número, sino simplemente apoyar con nuestra presencia a Pilar. Estamos muy enfadados con Rivero. Incluso nos hemos planteado no asistir a la comparecencia Al final, la sangre no llegó al río, y los compañeros de Manjón se hicieron muy presentes dentro del recinto del Congreso. Como la propia voz de la mujer que tuvo la palabra durante algo más de una hora para defender la dignidad de las víctimas. Quebrada o no, sonaba como un trueno en la atestada sala de prensa, multiplicada por decenas de televisores a todo volumen. Para ella era muy importante saber que estábamos cerca- -añadió Ramírez al final de la presentación- Sabíamos que, a pesar de que el trance era muy duro, Pilar iba a resistirlo. Siempre tuvimos claro que iba a responder a las expectativas. No lo aparenta, pero tiene mucha fuerza interior. La fuerza que da el haber perdido a un hijo en unas terribles circunstancias Ramírez quiso dar su punto de vista sobre la polémica que se ha suscitado estos días respecto a las ayudas a las víctimas de los atentados. Hay gente que piensa, equivocadamente, en un dinero recaudado del que le corresponde una cantidad en efectivo. Pero esos recursos habrá que invertirlos en programas concretos de atención a los afectados cuando se haya realizado la evaluación final. Creo que se están tramitando de un modo correcto, aunque habrá que esperar los resultados para emitir un juicio ¿Punto final? La larga y sentida parrafada de Pilar Manjón y el tomamos nota de los comisionados dejaron un sabor a telón bajado. ¿Será así? Ya hemos sufrido ¿Cómo he estado? Lo siento, a veces me daban bajones comenta Pilar Manjón a sus compañeros tras la comparecencia. Es cierto le contestan. Pero al final, siempre remontabas bastante concluyó Ramírez. Una vez que las víctimas hemos dejado claro lo que pensamos de la comisión- -opinión que, me consta, está en la calle, vamos, que es un clamor popular- lo mejor sería acabar con el trabajo de sus señorías y potenciar el de las Fuerzas de Seguridad del Estado y los jueces Pasadas las dos de la tarde, Manjón y los doce infiltrados salieron del Congreso. A las puertas, medio centenar de víctimas esperaban sosteniendo pequeños carteles que recordaban las cifras de muertos y heridos en los atentados. Cuando vieron aparecer a su portavoz, prorrumpieron en aplausos de tal manera que algún viandante poco avisado se preguntó, extrañado, qué político era merecedor de ese premio. Manjón aún tuvo tiempo de hacer balance. Ha sido una mañana muy bonita después de la incertidumbre de las últimas jornadas, cuando se alimentaron todo tipo de rumores sobre militancias políticas. A pesar de algunos bajones, me he sentido segura, porque nuestro texto era respetuoso, pero también serio y duro. El foco de la investigación debe estar en lo que sucedió antes del 11 de marzo y las medidas posteriores al 14, para que nunca más vuelva a ocurrir una tragedia semejante. Los ciudadanos debemos salir a la calle con las mínimas garantías de que vamos a regresar. Me siento halagada porque los grupos han asumido las críticas y las propuestas. Espero que mis palabras sirvan para que no haya más riñas partidarias, porque el terrorismo no debe ser un arma arrojadiza Y Pilar, heroína por un día a su pesar, tomó el camino a casa.