Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
34 Internacional MIÉRCOLES 15 12 2004 ABC CRISTINA FERNÁNDEZ DE KIRCHNER Senadora y primera dama de Argentina La tragedia de Argentina tuvo como coprotagonista estelar al FMI MADRID. La senadora peronista Cristina Fernández de Kirchner, que preside la Comisión de Asuntos Constitucionales, se encuentra de visita privada en España, donde hoy será recibida por el Rey y se entrevistará con el presidente Rodríguez Zapatero. ¿Cuál es el motivo real de su visita privada a nuestro país? Se ha afirmado que es buscar la intercesión de España, en concreto del Rey y del Gobierno, ante el director del Fondo Monetario Internacional (FMI) el español Rodrigo Rato. -No. He venido porque hacía tiempo que me había invitado el embajador argentino, Carlos Bettini, a un coloquio con el ex presidente Felipe González acerca del impacto de la globalización en los procesos democráticos, por eso el título fue La democracia en el Siglo XXI Tenemos muy buena relación con el Rey y con el titular del Gobierno español. Eso fue un título que apareció en mi país, que poco tiene que ver con la realidad. No cometeríamos nunca la ingenuidad de confundir una institución como el Fondo Monetario Internacional (FMI) con que alguien pueda tener influencia para decir tal o cual política. La ingenuidad es algo que ya no nos cabe. No sólo tenemos una identidad cultural, un origen histórico común, sino muchísimas inversiones de España en Argentina. Con lo cual, como decía ayer (por anteayer) Felipe González, si a los argentinos les va mal, a los empresarios españoles también De estas cuestiones es de lo que venimos a charlar, en el sentido de informar acerca de cómo está la situación, de los avances en materia económica y social, que son por cierto bastante interesantes. ¿En qué consiste el plan de su Gobierno para cancelar de forma anticipada la deuda con el FMI? -Está repitiendo titulares que aparecieron en la prensa de mi país. No hago comentarios sobre titulares. He venido a dar la conferencia. Cancelación anticipada sería cancelar los 15.000 millones de dólares. No puede haber plan sobre una cosa que es imposible en términos económicos y financieros de Argentina. Son 15.000 millones de dólares ¿a qué, a cancelar de una sola vez y en un único pago? No. -Durante su intervención de anteayer en la Casa de América afirmó que Argentina es un trágico testimonio de la necesidad de redefinir organismos internacionales como el FMI o Naciones Unidas. ¿No cree que la crisis que estalló en 2001 en su país fue también causa de la ineficacia de sus gobernantes? -Estábamos hablando de lo que sucedía con la globalización, de seguridad, No le gusta que le llamen primera dama, sino primera ciudadana Se dice que el presidente Kirchner no hace nada sin consultárselo y que es la Hillary Clinton en versión suramericana TEXTO: CARMEN MUÑOZ FOTO: DANIEL G. LÓPEZ de Irak. Entonces se planteó la necesidad de redefinir organismos multilaterales. En el caso de la ONU, es un secreto a voces que el Consejo de Seguridad declaró ilegal la guerra y, sin embargo, se fue a la intervención militar en Irak. Quiere decir, que el mecanismo que tiene Naciones Unidas para que funcione la regla, no funcionó. Cualquier persona que observa que un aparato no funciona, tiene que modificarlo para que vuelva a funcionar. La tragedia de Argentina fue social, éconómica y política, en la que fueron responsables los dirigentes del país, pero tuvo como coprotagonista estelar al FMI. Durante diez años dijo que Argentina era el alumno modelo, que esas eran las políticas a aplicar, que tres meses antes de la debacle prestó 10.000 millones de dólares más a una Argentina que venía no pagándole a nadie y emitiendo bonos, y finalmente se cayó. Es Néstor Kirchner tiene una forma muy clara de comunicarse, es absolutamente predecible No me escucha porque sea su señora, sino porque me considera un cuadro político, que tengo actuación propia Mi vida política es anterior a su Presidencia, es más, soy senadora antes de que él fuera presidente de sentido común, no una postura ideologizada en torno al FMI, es una política de resultados. ¿A qué achaca la aprobación de más del 70 por ciento del presidente Néstor Kirchner, casi dos años después de su llegada al poder? -Uno de los principales problemas que tuvo Argentina es que los gobiernos desvinculaban la legalidad con la legitimidad. Hemos podido volver a vincular legalidad, que es un proceso democrático, y legitimidad, que significa la concreta acción de gobierno, diciendo y haciendo lo que se dijo que se iba a hacer, y teniendo en este hacer resultado positivo para la ciudadanía. -En algunos círculos políticos y económicos internacionales se estima que la falta de diplomacia de Néstor Kirchner le puede perjudicar a la hora de negociar con el FMI. -Kirchner cuando dice negro, es que quiere decir negro, y cuando dice blanco, es que quiere decir blanco. Es una forma clara de comunicarse. Un dirigente no debe confundir acerca de sus verdaderas convicciones y objetivos, de modo que sea predecible. Kirchner es abolutamente predecible. ¿Tiene en cuenta sus consejos? -Kirchner no me escucha porque sea su señora, que estaría muy bien que lo hiciera como hace cualquier hombre (se ríe) sino que me escucha porque me considera un cuadro político, que tengo actuación propia, y escucha a toda persona que le acerca ideas más o menos sensatas. ¿Cuándo se van a actualizar las tarifas de las empresas privatizadas? -Es un tema que no quiero, ni debo, ni puedo abordar, compete a ministerios puntuales, yo soy legisladora. ¿Se plantea presentar su candidatura a la Presidencia? ¡Qué pregunta! (se ríe de nuevo) Nunca vi que la carrera política fuera una carrera de jerarquías: hoy soy diputada, mañana senadora y pasado presidenta. Me siento parte de un proyecto político. ¿Y cómo candidata a la Vicepresidencia con Kirchner de presidente? -Eso sería sobredosis de Kirchner, haría muy mal. Las sobredosis siempre son malas, letales. ¿No se ha planteado dejar su escaño de senadora, en aras de la imparcialidad? -No, porque yo no soy legisladora después de que Kirchner fuera presidente, eso significa una discriminación para la mujer. ¿Por qué no deja de ser presidente él? ¿Por qué tengo que dejarlo yo? Es un planteamiento que roza lo misógino. Mi vida política es anterior a su Presidencia, es más, soy senadora antes de que él fuera presidente.