Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
82 Toros LA SUPRESIÓN DE LOS TOROS EN CATALUÑA, A DEBATE EN ABC DOMINGO 12 12 2004 ABC (Viene de la página anterior) zo o del jabalí. Y si entramos en situar en el mismo plano al hombre que al animal, tendríais que estar vosotros planteando todas las medidas protectoras del ser humano. Entiendo que vuestra propuesta es involucionista, retrotraéis la cultura a su estado primitivo y además dejáis aparte aquello que políticamente no es conveniente. Pero entendemos que hay un sustrato tan importante en la cultura de la propia Cataluña, que se está viendo en la propia cultura de Francia, en todo lo que es el sur del País Vasco francés, que tiene un significado a lo largo de los siglos enorme, tanto en literatura, artes, etc. Vuestro discurso está muy ceñido y en algunos momentos contaminado políticamente. Hay una cosa que quería recalcar: dentro de que dicen que su discurso es moderado, realmente es durísimo. Un espectáculo taurino no se puede equiparar al maltrato a una mujer o a un asesinato o ejecución en la vía pública. No solamente es faltar a la verdad sino que es absolutamente desproporcionado. AMORÓS: No estoy diciendo que la gente del toro sean maltratadores de mujeres, pero el ejemplo sí que es oportuno en el sentido de que hay muchas costumbres sociales arraigadas que, a través de la razón o el conocimiento científico, decidimos cambiar, sustituir o suprimir. Pero, y sin ánimo de polemizar, también existen estudios que destacan una analogía entre maltratadores de animales y maltratadores de personas que consideran débiles, bien sean niños, ancianos o mujeres. FERNANDO DEL ARCO: En Barcelona se ha estado creando un antitaurinismo que llamaría de pega. Si en democracia se han eliminado las penas de muerte, por qué la cadena perpetua FERNANDO DEL ARCO Un importantísimo personaje de Esquerra Republicana de Cataluña es presidente del Zoo de Barcelona. Aquello es un gueto auténtico Si hay 30.000 libros sobre toros, yo tengo cinco mil y pico. Eso es cultura taurina, nos guste o no a parte de los catalanes. Yo como catalán me gusta la cultura taurina, la cultivo, la aplaudo y estoy deseando adquirir más CARME MATÉ Uno puede estar bien y no necesitar mucho espacio, siempre que le des aquello que necesite; los toros en la dehesa están en muy buenas condiciones y en un espacio inmejorable En cuanto al tema biológico, somos muy parecidos el hombre y el toro. No hay tantas distancias. Me preocupa el toro como un organismo que sufre simplemente por un espectáculo es el castigo peor que se le puede dar a las personas y, sin embargo, un importantísimo personaje de Esquerra Republicana de Cataluña es presidente del Zoo de Barcelona. Aquello es un gueto auténtico, muy mimado, pero con cientos de animales fuera de su hábitat y prisioneros en jaulas. ESPLÁ: Cuando hablas con los técnicos, hay un problema en torno a las razas: todas las que pierden utilidad es imposible mantenerlas, porque es insostenible mantener burros que sólo saben comer. También abundaba en esto porque evidentemente el toro es una raza manipulada por el hombre, durante más de 300 años. El toro no es así porque sí. Se le ha hecho puntual para este espectáculo. ¿Qué quiere decir esto? Que como todas las razas se ha ido despojando de una serie de elementos que no servían y fomentando otros que eran necesarios para el rendimiento. La finalidad del toro es mantener su comportamiento en el ruedo y pelear hasta la muerte. La bravura además palia el sufrimiento del toro. DEL ARCO: El toro luchando no creo que sufra, es como un boxeador cuando está caliente. VICTORINO: El toro es un hecho cultural en sí mismo. No es cultura porque haya libros o cuadros, si no porque es cultura en sí mismo. En cuanto al tema ecológico, el toro forma parte del ecosistema. Está perfectamente integrado en él y el toro bravo es imprescindible para que ese ecosistema subsista. Hasta el punto de que, ya no sólo las especies bovinas de lidia se han conservado gracias a la corrida de toros, también el hecho de que exista el toro ha propiciado que en su ecosistema convivan otras especies animales de un valor genético y biológico muy importante. O sea que es importante no sólo por el toro en sí, si no para que otros existan. El aborto, el Islam y los derechos de la mujer El pulso dialéctico se mantuvo hasta el final del debate. ZABALA DE LA SERNA: Al estar como moderador no he podido intervenir. Pero tenía una serie de preguntas que como representante de ERC que es me gustaría que me contestase. Sobre su discurso político respecto al aborto... ORIOL AMORÓS: Si quieres hablamos de economía... Z. S. No, pero como estamos hablando de sufrimiento... También quería saber, ya que antes han introducido el tema del maltrato a las mujeres, si han apoyado que se enseñe el Islam en España... O. A. Esto me parece surrealista. Z. S. A mí no. El islamismo establece un papel secundario para la mujer, bastante peyorativo, se habla de lapidación en el caso de infidelidad, y se quiere llevar el Islam a las escuelas. O. A. Luego podemos hablar de las relaciones internacionales con Afganistán. Puede salir un maxmix explosivo. Z. S. Ya que hablan ustedes tanto del sufrimiento animal, a mí me preocupa el sufrimiento humano. O. A. Me gustaría que quedase claro, y que conste, que no me parece un tema para un debate taurino. En cuanto al aborto entendemos el derecho de la mujer a abortar, un derecho que se dé en la Sanidad Pública. Creemos en una enseñanza laica. No creo que un foro taurino sea el sitio para debatir un asunto como el del Islam. Z. S. El asunto viene a colación de que usted ha introducido antes en el debate los malos tratos a las mujeres. O. A. Lo que he dicho es que argumentar la defensa del toreo en que es una costumbre social arraigada no se sostiene desde el punto de vista en que hay otras costumbres sociales arraigadas que son deleznables... Z. S. El Islam establece una costumbre social arraigada que es el papel de la mujer... O. A. El hecho de que una costumbre sea arraigada no es en sí mismo ni bueno ni malo. Hay que analizarlo. He puesto un ejemplo extremo, evidentemente. ESPLÁ: Es que ha habido otro momento en el que has hecho una puntualización en que parecía que los toreros responden a una personalidad enfermiza. O. A. El toreo magnifica una forma de maltrato animal. En cuanto a la enseñanza defendemos el laicismo. Nuestra sociedad es diversa, cada vez lo es más, y hay que respetar todo tipo de creencias religiosas. No creo que el Islam sea intrínsecamente discriminadora de los derechos humanos. Hay personas que respetan los derechos humanos incluido el derecho a la igualdad de la mujer. Lo que sí pasa es que en los países islámicos no se dio el proceso occidental de la Ilustración. Entonces esa separación de lo público y lo religioso no se ha producido. Pero lecturas a rajatabla de cualquier texto religioso pueden justificar cualquier barbarie. Podríamos coger la Biblia, el parágrafo que nos interesara, y justificar una barbarie. Z. S. Hablaba del derecho de la mujer (a abortar) y se contradice en cuanto a cómo se ningunean los derechos de las mujeres en el islamismo. O. A. Yo creo que en los paises islámicos los derechos de las mujeres están muy discriminados y deberían mejorar, sin duda. Z. S. ¿Y qué islamismo se va a enseñar a España? O. A. No defendemos ni propugnamos ningún tipo de apología religiosa. La libertad religiosa del ciudadano no se puede tocar. ERC es un partido laico. Z. S. No entiendo que haya tanto respeto o consideración hacia la cultura islámica, donde todavía en otros lugares se corta una mano por robar, donde existe la lapidación, la ablación. Y si esto, que entra dentro de otras culturas hacia las que se piden respeto, ¿por qué no se va a respetar la cultura taurina? O. A. No, no, estamos en contra de todo eso. Z. S. ¿Entonces respetamos todo menos la cultura taurina, que expresamente se quiere prohibir en Cataluña? O. A. Yo no he dicho eso. Viene usted a mi argumento central. O sea, nosotros creemos que las tradiciones por el hecho de ser tradiciones no son justificables. Otro ejemplo: llevar armas en EE. UU. Será una tradición, pero no es buena. El ser republicanos, la esencia de ser republicano implica que la moral pública decide democráticamente lo que está bien y lo que está mal.