Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO 12 12 2004 Los domingos 71 EL PERFIL DE LA SEMANA MARÍA JESÚS SAN SEGUNDO Ministra de Educación y Ciencia EN LA ACERA ESCRIBÍ TU NOMBRE Fernando Iwasaki Dos de cada diez alumnos de Secundaria no son capaces de entender lo que dicen El Quijote o cualquier otro texto. Deshacer el entuerto es su misión Una economista en busca de magisterio BASURA CONTRA TELEBASURA l Gobierno ha promovido la firma de un código contra la telebasura, pero no para eliminarla de la programación, sino tan sólo para depositarla en una franja horaria presuntamente fuera del alcance de los niños. Algo así como concentrar toda la basura en el dormitorio de los padres para que los niños no la vean ni en el salón ni en el comedor. Pienso que este pacto no servirá de nada porque no sirve para tirar la basura. Sólo la cambia de sitio. En un ensayo casi póstumo, Popper advertía que la televisión ha suprimido la distancia que debería existir entre formación e información, pues la televisión se ha convertido en un medio formativo donde se adquieren valores, arquetipos, conductas y conocimientos. Sin embargo, la televisión está exonerada de la carga de responsabilidad- -ética y científica- -que sí recae sobre las instituciones educativas. Hoy en día es más sencillo conseguir una licencia de televisión local que abrir un colegio o una universidad. ¿Por qué tendría que ser antidemocrático poner límites a la televisión a través de las leyes, si la televisión se ha convertido en un poder que ejerce su influencia de manera irresponsable? Ya no es relevante la distinción entre una televisión pública y otra privada, y pienso más bien que deberíamos hablar de programación de pago y programación abierta. Por lo tanto: si aceptamos como válido que la audiencia desea ver programas estúpidos y ordinarios; si admitimos que tales programas generan enormes ingresos y un gran volumen de negocio; y si estamos de acuerdo en que otra programación no es rentable, ¿entonces por qué la telebasura no es de pago? Uno es libre dentro de los límites establecidos por la ley, y si la ley estableciera que la programación en abierto tiene que ser cultural, educativa e informativa, la audiencia sería libre para contratar una televisión basura de pago. ¿Habría elección más libre y soberana que pagar por ver Gran Hermano Crónicas Marcianas A tu lado Salsa rosa o ¿Dónde estás, corazón Esas cadenas de pago tendrían que concentrar toda la programación de ocio, desde los concursos hasta los deportes, pasando por los programas del corazón y los magacines infectos. Y es que así como hay gente que fuma, bebe o se droga, el consumo particular de programas que degradan y cretinizan también debería suponer un gasto individual. El problema no son los niños, sino la propia telebasura. ¿Por qué no la gravamos con un canon altísimo para disuadir a las familias, igual que ocurre con las multas contra la conducción temeraria? Me decepciona que este Gobierno fomente el pago por ver documentales mientras liberaliza el consumo de telebasura. Por lo menos de los animales se aprende. Ta R. BARROSO E rea de quijotes es lo que tiene por delante María Jesús San Segundo. Se trata, ni más ni menos, de conseguir que los adolescentes casi coetáneos de la generación OT inventores de lenguajes abreviados por sms y adictos a los chats y a Crónicas marcianas sean también capaces de comprender un texto escrito, multiplicar sin calculadora y asimilar el proceso de la fotosíntesis. El informe del Programa de Evaluación Internacional (PISA) realizado a los países de la OCDE y hecho público esta semana sitúa a los alumnos españoles de Secundaria en el furgón de cola en lectura, ciencias y matemáticas, y vuelve a poner al Ministerio que ella dirige en el punto de mira de la sociedad. María Jesús San Segundo tiene el reto de pilotar unas reformas que estabilicen de una vez el panorama. Dos de cada diez estudiantes de Secundaria no entienden lo que leen. El resultado es demoledor, sobre todo porque empeora el cosechado en el estudio publicado en 2000. Los profesores culpan del desaguisado a los continuos vaivenes legislativos y no faltan los que atribuyen este cero patatero a los efectos de la Logse, en vigor desde 1990 y promovida por el Gobierno socialista de Felipe González. El Partido Popular invirtió esperanza y demasiado tiempo en la Ley de Calidad (LOCE) normativa que el Ejecutivo de Zapatero se apresuró a paralizar. La primera reacción del Ministerio tras recibir este suspenso, heredado, pero también compartido, fue echar algunos balones fuera. El secretario general de Educación, Alejandro Tiana, prometió más presupuesto, pero también aprovechó para pasarles parte de la patata caliente a las Comunidades Autónomas. Doctorada en Ciencias Económicas, mano derecha de Peces- Barba en su paso por la Universidad Carlos III, miembro del Comité de Notables de los que se rodeó Zapatero para vislumbrar la sabiduría, San Segundo fue elegida para gobernar la nave de un ambicioso proyecto: promover un pacto de Estado por la ciencia e impulsar la reforma del sistema educativo con el consenso de las Autonomías y de la comunidad educativa. Y tras los muchos escollos sorteados, las conclusiones del informe PISA parecen el presagio de un naufragio. Queda remar, y mucho. Para afrontar todos los retos ofrece debate. Dicen que no piensa demoler la Ley de Calidad, que va a aprovechar su capacidad de diálogo para tender puentes y consensuar una reforma que saque a los estudiantes españoles de los últimos lugares de la clasificación del llamado mundo civilizado. Afirma que no parte de criterios maximalistas para hacerlo y se sabe que apuesta por devolver a la escuela pública su prestigio de antaño. Pero ese talante tan ZP no impide que millones de españoles se preocupen por las trabas que se ponen desde el Gobierno a la enseñanza de la Religión, sobre todo por ese aire dogmático que parece desprender el Ejecutivo cuando de política social se trata. Aparte del diálogo, se desconocen todavía las armas de la ministra. Prudente, afable en las distancias cortas y con fama de competente en las tareas encomendadas, dispone todavía de crédito político a pesar de lo colosal de su tarea. En su tesis doctoral analizó en profundidad el sistema de educación de Estados Unidos en comparación con los centros españoles. De manera que conoce a la perfección los problemas de la Secundaria. ¿Pero también sus remedios? Faltan tres años para que un próximo informe calibre si los estudiantes españoles progresan adecuadamente. Esperemos no tener que parafrasear a Murphy en eso de que si algo va mal siempre es suceptible de empeorar. Cosas veredes, Sancho www. fernandoiwasaki. com