Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 10 12 2004 Deportes 109 NATACIÓN CAMPEONATO DE EUROPA DE PISCINA CORTA Eduard Lorente, un bronce para cerrar el mejor año de su atípica carrera Consigue en Viena su primer podio en una competición internacional D. P. MADRID. Cuando Eduard Lorente tocaba en tercer lugar, con récord de España incluido (21.75) y se aseguraba la medalla de bronce en el Europeo de piscina corta que se celebra en Viena, cumplía su sueño más deseado. algo que a sus 27 años, una edad madura para un nadador de alto nivel, empezaba a parecer inalcanzable. Por primera vez en su vida, este vecino de Pau Gasol (nació como el baloncestista en Sant Boi un 24 de mayo de 1977) subía a un podio en una gran competición internacional. Un premio a su tesón y a una carrera atípica. En un deporte en el que todos los grandes campeones comienzan a edad muy temprana, Eduard se inició a los 17 años, cuando unos amigos le convencieron para que se apuntara en el club de su pueblo. Especialista en unas distancias (50 y 100) en las que sus rivales suelen medir cerca de dos metros, o superarlos, como su admirado Alexander Popov, Lorente se queda en 1,85, aunque como a él le gusta decir: Todos tenemos dos brazos y dos piernas cista nacional (campeón de España desde 1999 en 50 y seis veces de 100) a convertirse en uno de los mejores del sprint internacional. Por ello 2004 ha sido la temporada de su consagración. Logró los oros en 50 y 100 en la prueba de Berlín de la Copa del Mundo. Fue séptimo en el Europeo de Madrid. Y fue a los Juegos de Atenas con el mejor crono del año (22.12, decimotercera mejor marca de todos los tiempos en piscina larga) En Grecia sólo pudo ser el 23 con una marca pobre (22.71) Pero siguió trabajando, para despedir a lo grande el mejor año de su existencia. Eduard Lorente ABC Operado del corazón Por si estas dos barreras no hubieran sido suficiente, en 2002 tuvo que entrar en el quirófano. Los médicos le detectaron una arritmia, que le ponía el corazón de 80 a 260 pulsaciones. Cuatro horas de una complicada operación le dejaron como nuevo. Ser novio de la mejor nadadora española, Erika Villaécija, le valió casi de recomendación para ser aceptado en el más selecto grupo de la natación femenina nacional, el que dirige Joan Fortuny, un fabricante de campeonas. Eduard se agarró a esta oportunidad con la desesperación de un náufrago. Él, que empezó en la velocidad porque no aguantaba más de 50 metros seguidos, se pasa de cinco a seis horas diarias en la piscina. Le han hecho trabajar mucho en el gimnasio y ha conseguido suplir su desventaja de centímetros, por lo que sus brazadas son más cortas que sus rivales, por una mayor frecuencia de éstas. Ese esfuerzo le permitió dar el salto de ser el mejor velo- Españoles en las finales de ayer Hombres 50 libre Eduard Lorente, tercero (bronce) 22.75 (récord de España) 4 x 50 estilos Aschwin Wildeboer, Brenton Cabello, Javier Noriega y Eduard Lorente, sextos, 1: 37.64 (récord de España) Mujeres 200 estilos Sara Pérez, séptima, 2: 5.51. 200 mariposa María Peláez, séptima (2: 09.68) y Mireia García, octava (2: 10.44)