Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
24 JUEVES 9 12 2004 ABC Internacional El Parlamento de Ucrania resuelve la crisis aprobando una reforma constitucional La Cámara modifica la ley electoral, remodela la Comisión Electoral y destituye al fiscal general b El compromiso alcanzado significa que, en el futuro, habrá un sistema más parlamentario que presidencialista, al tiempo que se garantiza que no haya fraude electoral RAFAEL M. MAÑUECO. CORRESPONSAL MOSCÚ. Venció la Revolución Naranja La oposición y el poder en Ucrania alcanzaron ayer un compromiso que desactiva por fin la grave crisis política que ha vivido el país desde el pasado 21 de noviembre, cuando unas fraudulentas elecciones dieron la victoria al recién destituido primer ministro, Víktor Yanukóvich. Los diputados de la Rada (Parlamento ucraniano) son los artífices y primeros beneficiarios de ese acuerdo conseguido después de largas negociaciones y gracias a la mediación de Europa. El camino hacia la repetición- -el próximo 26 de diciembre- -de la segunda vuelta de los comicios en condiciones de limpieza y transparencia queda así desbrozado. La oposición pide a sus partidarios que desbloqueen las sedes de los principales edificios oficiales aunque la gente en la calle dice estar dispuesta a continuar movilizada hasta ver a Víktor Yúshenko al frente del país. Yanukóvich, sin embargo, agita el fantasma del irredentismo y califica de usurpador a Yúshenko. Las concesiones hechas por el presidente ucraniano, Leonid Kuchma, posibilitaron ayer que la mayoría de los diputados de Nuestra Ucrania la formación que dirige Yúshenko, dieran su apoyo a una reforma política que despoja al futuro presidente de importantes prerrogativas en favor del Parlamento. Crisis a la ucraniana Yanukóvich, sin embargo, no es el único que ha mostrado su malestar con la decisión de la Rada. Aunque por motivos bien distintos, la aliada de Yúshenko, la carismática Julia Timoshenko, contra quien la Fiscalía Militar de Rusia ha tramitado vía Interpol una orden de búsqueda y captura, tampoco aprueba la salida a la crisis que ayer se logró consensuar. Todo se ha resuelto al típico estilo ucraniano: primero creamos el problema, después llevamos la situación a un callejón sin salida y, al final, con titánicos esfuerzos conseguimos resolverlo en paz y concordia dijo ayer el presidente de la Rada, Vladímir Litvín, al término de una histórica sesión parlamentaria. En una sola votación se aprobaron en bloque las enmiendas constitucionales y la ley electoral. De los 442 parlamentarios presentes en la Yúshenko, durante una pausa del debate parlamentario, unos momentos antes de la votación que resolvió la crisis AP La carismática opositora Julia Timoshenko se opone al acuerdo por creer que debilitará a Yúshenko El jefe de la oposición está convencido de que, en el futuro, será imposible falsificar de nuevo las elecciones Cámara, 402 votaron a favor, siendo la mayoría necesaria para poder modificar la Carta Magna de 300 votos. Ucrania deja así de ser una república presidencialista y se convierte en un país en el que el Legislativo será el centro de la política manifestó Leonid Kravchuk, el primer presidente que tuvo Ucrania tras la desintegración de la URSS. Los cambios introducidos en la Ley Fundamental ponen en manos del Parlamento el nombramiento del primer ministro y encomienda al Gobierno la designación de los responsables regionales. Ambas funcio- nes correspondían hasta ahora al jefe del Estado. Estas enmiendas, no obstante, no entrarán en vigor hasta el 1 de septiembre de 2005, y en el caso de que para entonces está regulado ya el mecanismo de designación de los gobernadores. De lo contrario, el presidente que salga de los comicios del día 26- -Yúshenko, muy probablemente- -podrá gozar de los abultados poderes que ha tenido Kuchma hasta el 1 de enero de 2006. Timoshenko considera que la reforma política aprobada ayer es anticonstitucional y anunció que la recu-