Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
18 Nacional COMISIÓN 11- M LUNES 6 12 2004 ABC Jordi Pujol, galardonado con el Premio Fernando Abril Martorell b La distinción responde a su lar- El PP cree que la auditoría policial es una coartada del PSOE para cerrar la comisión Del Burgo: Sólo tenemos confianza en la investigación del Poder Judicial conclusiones los populares incluirán que España estaba preparada para hacer frente al terrorismo islamista, aunque los confidentes burlaron la vigilancia CRUZ MORCILLO MADRID. El PP considera que el PSOE sólo busca una coartada para cerrar la comisión del 11- M con el anuncio de Álvaro Cuesta de que pedirán una auditoría de la actuación de la Guardia Civil y la Policía en Asturias. No hace falta una auditoría- -por cierto, palabra ridícula- sino una investigación que incluya los documentos y comparecencias que hemos socilitado al Gobierno y nos ha negado manifestó a ABC el diputado popular y miembro de la comisión, Jaime Ignacio del Burgo. A su juicio, es un error centrar las indagaciones en Asturias y no en el papel de la Unidad Central Operativa (UCO) del Instituto Armado o en las contradicciones de quienes han comparecencido en la comisión o por qué los islamistas bajo control del juez Garzón El Tunecino El Egipcio o Zougan) burlaron esa vigilancia b En sus ga trayectoria personal y política de compromiso con las libertades, y con un nacionalismo dialogante e integrador ABC MADRID. El Jurado del Premio Fernando Abril Martorell ha acordado por unanimidad otorgar el galardón, del que se cumple su séptima edición, al ex presidente de la Generalitat Jordi Pujol, en consideración y reconocimiento de su larga trayectoria personal y política de compromiso con las libertades, y con un nacionalismo dialogante e integrador según reza el fallo. Este premio se concede anualmente por la Fundación que lleva su nombre con objeto de reconocer la trayectoria de personas o entidades que hayan destacado en la práctica, defensa o difusión de los valores de tolerancia y humanismo o en el impulso del consenso como método para la consolidación de las libertades y de la democracia en España. De acuerdo con sus bases, se otorga todos los años antes del Día de la Constitución. La Fundación fue creada en junio de 1998, estando presidido su Patronato por Adolfo Suárez. El Jurado de este año ha estado compuesto por Salomé Abril- Martorell, José Luis Leal Maldonado, Carlos Luis Álvarez Álvarez, Claudio Aranzadi, José María Fidalgo, José María Martín Patino y Luis Poveda Sánchez. En sus anteriores ediciones el premio fue otorgado a Su Majestad el Rey, a Agustín Ibarrola, a Fernando Savater, a Francisco Ayala, a Santiago Carrillo y a José María Martín Patino. Del Burgo durante una de las sesiones de la comisión del 11- M ponsable del Instituto Armado: El director general de la Guardia Civil demostró una falta de competencia inconcebible al difundir los datos personales de un confidente, y habrá que determinar si esa circunstancia guarda alguna relación con lo ocurrido. Lo menos que puede hacer Interior es indagar y dar cuenta de ello; de lo contrario, algo aparecerá En relación con la actuación del confidente asturiano, el diputado llama la atención sobre lo ocurrido en Avilés. ¿Por qué todavía no se ha profundizado en si hubo alguna negligencia por parte de la Policía asturiana? Del Burgo insiste en que no es hora de echar el cierre a la comisión de investigación- -el PSOE tiene previsto hacerlo a finales de este mes- -porque IGNACIO GIL La muerte de la mujer de Lavandero Del Burgo insistió en que su partido no tiene mucha confianza en la investigación de la Fiscalía General del Estado ni mucho menos en la del Ministerio del Interior; sólo la mantenemos en el Poder Judicial, el último baluarte que nos queda El miembro de la comisión del 11- M mostró su preocupación por lo ocurrido con la mujer del confidente Lavandero que se quitó la vida el viernes. y arremetió contra el res- existen muchas incógnitas y como señaló el comisario De la Morena hay mucho que investigar hacia arriba y hacia abajo Según los populares, si la comisión pone fin a los trabajos se demostrará la incapacidad de este órgano para aclarar los puntos oscuros. En cuanto a las conclusiones que el PP aportará en la comisión, responden básicamente a tres ideas: el Gobierno no mintió y centró su preocupación en las víctimas; España estaba preparada para hacer frente al terrorismo islamista (los responsables estaban controlados o eran confidentes que consiguieron burlar la vigilancia) Finalmente, los populares mostrarán su acuerdo con cualquier medida encaminada a luchar contra este tipo de terrorismo o en favor de las víctimas. GERMÁN YANKE BATASUNA ES ETA arte del problema de la lucha contra ETA a lo largo de toda su lamentable existencia ha sido no querer ver las cosas como realmente son. La evidencia de que la banda terrorista no es solamente un grupo de pistoleros, sino que estos están al servicio de una trama totalitaria que pretende subvertir el orden constitucional y terminar con la libertad en todos los campos de la vida cotidiana, ha tardado lustros en imponerse. Hasta hace muy poco tiempo, incluso en la calificación judicial, no se ha querido aceptar, como realmente ocurre, que toda esa trama, y no solamente los pistoleros, tiene en su entraña inte- P lectual y práctica la violencia terrorista. La sociedad española ha constatado con la ilegalización de Batasuna y sus secuelas- -que es la confirmación de aquella evidencia- -la eficacia de una batalla contra el terrorismo que acepta la realidad y se defiende, en consecuencia, con los adecuados recursos del Estado de Derecho. Sin embargo, da la impresión de que la realidad es demasiado costosa, de que el compromiso ciudadano que implica lleva consigo exigencias que resulta más cómodo evitar que aceptar. La tentación de ceder ante cualquier malabarismo de la banda sigue presente y termina sien- do patética la fascinación con que se contempla la mano tramposa del prestidigitador mientras con la otra lleva a cabo su truco. Antes y después del sorprendente acto convocado por Batasuna en San Sebastián (sorprendente sin duda al tratarse de una organización ilegalizada por ser lo mismo que ETA) se ha venido elucubrando sobre la posición que pudiera tomar ante la banda, el significado de su posible distanciamiento, el cambio de estrategia, aunque fuera paralelo a la violencia terrorista. Y tras las bombas colocadas en distintas gasolineras de Madrid el pasado fin de semana y la ausencia de condena se observa, cómo decirlo, una cierta desilusión que, en muchos casos no llega más allá de constatar que Batasuna no tiene la valentía de alejarse de ETA, algo de lo que todavía no se pierde la esperanza. No es sólo el PNV el que, a estas alturas, sigue haciendo llamamientos para que, antes de las autonómicas o después de la Navidad, se vi- sualice que, por fin, son cosas distintas. Pero Batasuna es ETA y en San Sebastián no se constató nada distinto. Lo único que Arnaldo Otegi dijo en Anoeta es que, para que ETA deje de matar, hay que rendirse a ella en un doble sentido: aceptando su dictado terrorista (representado por los pistoleros) en una mesa y su dictado político, igualmente violento y representado por Batasuna, en otra. Volvamos, pues, a la realidad. Constatemos lo que significa dialogar con Batasuna, buscar fórmulas para convivir con ella, proponer su vuelta a la legalidad esperar que retorne la prestidigitación, mantenerla en el Parlamento vasco como un grupo político más. Y pensemos en lo que significa que, al reafirmar el Pacto por las Libertades y contra el Terrorismo, la unidad de los demócratas contra el terror, el ministro del Interior no pueda sino referirse, desde el Gobierno del PSOE, al apoyo del Partido Popular. Sólo del Partido Popular.