Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 3 12 2004 Sociedad 53 Ciencia Imagen de una pared de 10 metros de altura tomada por Opportunity NASA El rover Opportunity demuestra que en Marte se dieron condiciones propicias para la vida Las rocas analizadas por ese robot estuvieron inundadas 250.000 años por aguas muy ácidas explorador no detectó actividad biológica, los conocimientos geológicos y geoquímicos del Planeta Rojo alientan la posibilidad de que haya vida A. AGUIRRE DE CÁRCER MADRID. Once estudios apoyados en los análisis realizados por el rover Opportunity de rocas y minerales de Meridiani Planum, la llanura de Marte que ese explorador de seis ruedas recorre desde enero pasado, aportan hoy, por primera vez, los datos geológicos y geoquímicos precisos para poder reconstruir todo un proceso hidrológico concreto ocurrido en el Planeta Rojo. Con la información recabada por este robot en sus primeros 90 días de exploración ha podido determinarse que esa planicie cercana al ecuador resultó inundada por corrientes de agua poco profundas. El agua se evaporó tiempo después, pero el mismo lugar registró una segunda inundación tras el impacto de un objeto que creó un cráter del tamaño de un campo de fútbol. Los afloramientos geológicos estudiados por el rover indican que las rocas sedimentarias de Meridiani Planum se formaron en presencia de agua a lo largo de 250.000 años. Steven Squyres, de la Universidad de Cornell y líder científico de las misiones Opportunity y Spirit señala que el registro geológico de esa llanura indica que las condib Aunque este Huellas del viento y las ruedas del rover en el suelo de Marte de se posó el rover al concluir su descenso sobre Meridiani Planum. En estos once estudios publicados hoy en Science se describe con detalle cómo las imágenes, perforaciones y raspaduras realizadas por Opportunity muestran que las rocas sedimentarias de ese lugar están compuestas por óxidos de hierro y sulfatos hidratados de magnesio, calcio y hierro. Esas piedras marcianas se sedimentaron en capas, que fueron moldeadas y alteradas por la acción de aguas muy ácidas (por debajo de Ph 2) probablemente las de un mar salado y poco profundo. NASA En el fondo de un cráter El robot Opportunity se encuentra desde hace semanas en el interior de un cráter llamado Endurance. Tras analizar sus rocas y suelo, los ingenieros buscan ahora una salida segura para el todoterreno de la NASA. Durante varios días, el robot geólogo de la NASA examinó las rocas de una pared de 10 metros de altura de este cráter. Ese saliente ha recibido el nombre de Burns Cliff. La misión de este robot, al igual que la del gemelo Spirit ha sido ampliada en dos ocasiones debido al buen funcionamiento de sus sistemas. El único contratiempo técnico actual es un fallo en los frenos del vehículo Spirit ciones allí existentes fueron propicias para el desarrollo de la vida durante un cierto periodo de la historia de Marte. De lo que ya no hay dudas entre los científicos es de que ese planeta fue húmedo y más cálido en el pasado. Como su gemelo Spirit Opportunity no ha hallado pistas de actividad biológica, pero conviene precisar que no estaban diseñados para tal fin. El objetivo de los científicos que rastrean el rojizo suelo marciano con esos todoterrenos, todavía rodando y analizando rocas, era encontrar evidencias geológicas de condiciones medioambientales que hubieran sido propicias para la vida. Opportunity las encontró en las rocas del pequeño cráter Eagle, don- Un tercer equipo descubre metano en la atmósfera Científicos del Goddard Space Flight Center de la NASA se han convertido en el tercer equipo que detecta cantidades apreciables de metano en la atmósfera de Marte. Lo interesante es que la presencia de ese gas en Marte sólo podría explicarse por reacciones químicas a gran temperatura originadas en el interior de fuentes hidrotermales, como las chimeneas volcánicas de los fondos marinos de la Tierra, o bien por reacciones metabólicas generadas por bacterias que vivirían bajo el suelo marciano. Hace millones de años que no hay volcanismo activo en Marte, de modo que la segunda y más atractiva hipótesis cobra cada día más fuerza. Los cálculos presentados por este equipo en una reunión de la Sociedad Americana de Astronomía indican que el metano fue depositado en la atmósfera en los últimos 300 años. Los datos más fiables han sido obtenidos por la sonda Mars Express que detectó concentraciones atmosféricas de 30 partes de metano por cada mil millones. La pista de la jarosita La detección de jarosita, un mineral que requiere condiciones ambientales muy ácidas, ha hecho pensar en que, si bien ese lugar no se parece del todo a ninguno conocido de la Tierra, muestra algunas analogías con ciertos enclaves peculiares, como el ácido cauce de Río Tinto (Huelva) y ciertas lagunas hipersalinas de Norteamérica, donde se han producido periodos similares de evaporación y deposición de sales. En un artículo donde se analizan estos resultados, Jeffrey Kargel, del Servicio Geológico de EE. UU. precisa que los científicos deberían asumir la posibilidad de que exista vida en Marte. Por ese motivo, Kargel recomienda medidas de protección biológica en las futuras misiones científicas al Planeta Rojo, diseñadas para traer muestras de rocas y suelo a la Tierra.