Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES 23 11 2004 Cultura 57 Norma Aleandro dice que la invasión del cine de EE. UU. es arrolladora La actriz recibe esta semana un homenaje en la Casa de América Festival de Huelva es muy especial para mí, porque durante años este certamen ha sostenido la esperanza de la cinematografía latinoamericana JULIO BRAVO MADRID. El Festival de Cine de Huelva le entregó la semana pasada el premio Ciudad de Huelva y, estos días, la Casa de América le rinde homenaje (del que ella no se enteró hasta ayer, cuando ABC charló con la actriz) con la proyección de varias de sus películas, como Carlos Monzón, el segundo juicio La tregua Sol de otoño o Seres queridos por ahora su último trabajo en España. Norma Aleandro vio ayer esta película, de la que guarda un recuerdo extraordinario. Como yo me reí en esa filmación no me he reído nunca, y además me quedan amigos y compañeros extraordinarios, que es lo más grande de esta profesión Se siente también Norma Aleandro especialmente feliz con el homenaje recibido en Huelva. No había estado nunca en el Festival, pero durante treinta años fue el que mantuvo las esperanzas de las cinematografías de varios países latinoamericanos que tenían muy difícil salir adelante. El Festival de Huelva nos permitía salir y mostrar nuestra producción; es en ese sentido la piedra fundacional, porque hoy en día ese puente de idas y venidas es normal, pero antes no era así Norma Aleandro acaba de concluir la gira por España de la obra teatral Mi querido embustero que tuvo que interrumpir el año pasado, y hoy regresa a Buenos Aires para interpretar La señorita de Tacna una obra de Vargas Llosa que la actriz considera una obra maestra, absolutamente latinoamericana y que espera algún día poder traer a España. Actriz vinculada durante muchos b El premio del Así ve la lucha de Jacob con un ángel ro no interpreta. Hoy se pide que un artista también interprete y traduzca, aporte al texto algo más. Como en el caso de Saura con el Quijote o Barceló en la Divina Comedia -Hablando de Barceló, en su capilla de la catedral de Palma le pidieron que hiciese modificaciones. ¿Se ha autocensurado o le ha pedido la editorial que cambie algo por irreverente? -En absoluto, no creo que haya ningún dibujo irreverente ni grotesco. Todos los libros de la Biblia son un bombardeo de imágenes: te solicita, te provoca y te exalta. ¿Teme más la reacción de los obispos o la de los críticos de arte? -No temo a ninguno. Me sorprendería que hubiera una crítica de la Iglesia. Sobre los críticos de arte, cada uno dará sus interpretaciones. ¿En qué cree Eduardo Arroyo? -Como decía Saura, el arte sin ética no es nada. En esa ética creo. También en unas convicciones que he mantenido en mi vida y sigo manteniendo. Siendo no creyente, estoy coartado, hay una mutilación. Los problemas te los tienes que resolver sin ayuda y eso provoca sufrimiento. Si eres creyente tienes una muleta en la que poder ayudarte. También creo en la pintura como angustia, esa idea de aspirar a hacer un gran cuadro que no harás nunca. Y en morir con las botas puestas, pintando hasta el final. Norma Aleandro J. L. ÁLVAREZ Sigo cosechando alegrías con El hijo de la novia es impresionante lo que ha pasado en España con esa película años a nuestro país, Norma Aleandro sigue sorprendiéndose con la respuesta del público a su actuación en la película El hijo de la novia de Juan José Campanella. Es impresionante lo que ha ocurrido con esa pelí- cula. Sigo cosechando alegrías con ella y, lógicamente, estoy muy agradecida a ese personaje tan maravilloso por todo lo que me ha dado y me sigue dando cada día Su enternecedora madre se une así a un rosario de personajes de los que guarda un recuerdo especial: La historia oficial por todo lo que contaba y toda la historia que tuvo después; Cleopatra una mujer entrañable; Sol de otoño Son películas especiales para mí Cree firmemente que el cine argentino atraviesa un buen momento. Por un lado, es el fruto de las escuelas y universidades de Cine, que han sacado adelante varias generaciones de artistas y técnicos con calidad y con un espectro variopinto de estilos. Por otra parte, las desdichas económicas que vive Argentina han hecho que nos apoyemos fundamentalmente en las coproducciones con España, y se ha reabierto ese flujo de gente argentina trabajando aquí y gente española trabajando allí. Yo rezo porque eso derive en la creación de compañías mixtas, que serían algo muy positivo para todos nosotros Como presidenta de la Academia de Cine Argentina, recientemente constituida, Norma Aleandro ha conseguido que las autoridades de su país establezcan una cuota de pantalla- muy pequeña, nada exagerada, por eso no se han opuesto -para el cine de su país. Ojalá no necesitáramos ese proteccionismo, yo no soy nada partidaria, pero hay que cuidar de que nuestro cine se pueda ver en casa. Y cuando la invasión es muy grande, se necesitan estas medidas. Y la invasión del cine americano hoy en día es arrolladora, porque además tienen la producción, la distribución y la exhibición; ellos tienen incluso muchos cines en Estados Unidos. Y cuando mandan sus tanques cinematográficos no hay nada que hacer. Creo que la medida ha sido beneficiosa para todos