Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
80 Cultura DOMINGO 21 11 2004 ABC CLÁSICA JJ. MM. de Madrid Obras: Beethoven y Dvorak. Intérpretes: Joven Orquesta Filarmónica de Israel y Sinfónica Carter de la Academia de Música de Israel. Solistas: M. Vengerov y L. Moreno (violines) Director: Z. Dorman. Lugar: Madrid, Auditorio Nacional Alen Garagic gana el XVI Concurso de Guitarra Infanta Cristina b El premio, que otorga la Funda- DOS JÓVENES ORQUESTAS DE ISRAEL ANTONIO IGLESIAS ción Jacinto e Inocencio Guerrero, está dotado con 10.000 euros e incluye la grabación de un disco y una gira de conciertos ABC MADRID. El pianista bosnio Alen Garagic ha obtenido el primer premio del XVI Concurso Internacional de Guitarra S. A. R. La Infanta Doña Cristina, que organiza la Fundación Jacinto e Inocencio Guerrero. El premio está dotado con 10.000 euros, además de una grabación patrocinada por Radio Radio Nacional. El segundo premio, dotado con 6.000 euros y una gira de conciertos ha sido para Anders Clemens, ien de Holanda. El tercero, de 1.200 euros, ha sido para el español Fernando Espí Cremades, premiado también como mejor intérprete de música española. Alen Garagic nació en Tuzla (Bosnia y Herzegovina) en 1978. Estudió en Holanda antes de trasladarse a España, para trabajar junto con Álex Garrobé en la ESMUC de Barcelona. Desde 1995 desarrolla su labor como concertista y como profesor. Ha obtenido diversos premios en España, Francia u Holanda. En el concurso participaron una veintena de guitarristas rocedentes de trece países. La final se ha celebrado en el Auditorio Conde Duque, y los finalistas seleccionados interpretaron un concierto para guitarra y orquesta de cuerda acompañados por la Orquesta de Cámara del Real Conservatorio Superior de Música de Madrid, dirigida por Manuel Guillén. La pieza interpretada por el ganador fue el Concierto del agua de Tomás Marco. Los ganadores del certamen ofrecerán conciertos en distintas entidades de América, África y Europa, así como en festivales como el Frabrizio Caroso de Latina, en Italia o el Festival Andrés Segovia de Madrid. El jurado del XVI Concurso Internacional de Guitarra S. A. R. La Infanta Doña Cristina ha estado presidido por el compositor Antón García Abril, a quien acompañaban los guitarristas Nuccio D Angelo y Mauricio Díaz Álvarez; el también compositor Tomás Marco, y el flautista y musicólogo Álvaro Marías. lena de vitalidad y notorios entusiasmos juveniles, The Young Israel Philharmonic Orchestra, constituida por un centenar de jóvenes estudiantes o graduados, está regida por la batuta de Zeev Dorman. Unida a la Sinfónica Carter de la Academia de Música israelí acaba de realizar un ejemplar concierto, de la mano de Juventudes Musicales de Madrid, con un atractivo programa en el que, además, figuraban dos violinsitas solistas: el ya prestigioso (a los 29 años de edad) ruso Maxim Vengerov y Leticia Moreno, con 18 años y ya espléndida carrera. Los Stradivarius Kreutzer y Guarneri que tocan, respectivamente, los dos citados solistas, pusieron ardorosos énfasis, en la interpretación del tan conocido Concierto para dos violines de Bach, arropados con esmero por la batuta de Zeev Dorman al frente de veintitrés cuerdas y un clave, establecidos unos planos absolutamente convincentes para el buen dialogar solistas- orquesta, adleantado el de Leticia Moreno, por capacidad técnica y estilística. Porque Vengerov habría de redondear su labor, figurando como solista en el extraordinario Concierto para violín de Beethoven, obra que, como es sabido, exige el más completo violinista, que sepa atender su profundidad emotiva, con la holgura de medios con que el instrumentista supo asombrarnos y la más pulcra de las afinaciones: todo ello, espléndidamente condensado en las cadenzas exponentes de un virtuosismo inusitado. La segunda parte la ocupó la hermosa Novena Sinfonía de Dvorak, en una versión que la pericia de la batuta insufló a sus juveniles mimbres orquestales, denotando una atención máxima al logrado ajuste por encima de su contenido poético. L La bailaora sevillana María Pagés NIEVES SANZ FLAMENCO VII Festival Solidarios Cante: Mayte Martín y La Macanita. Baile: María Pagés y su compañía. Guitarras solistas: Enrique de Melchor y Gerardo Núñez. Guitarras acompañantes: José Ramón Caro y Parrilla El Nieto. Lugar: Palacio de Congresos y Exposiciones, Madrid. Fecha: 19- XI- 04. JONDURA Y CREATIVIDAD MANUEL RÍOS RUIZ E l atributo más importante y característico del flamenco es su cualidad de jondo, algo que nunca se puede dejar explícito con palabras. No obstante, siempre hubo quien se empeñó en hacerlo, porque todo buen aficionado se siente estremecido, emocionado por la jondura flamenca, ya sea al percibirla en un cante, en un baile o en una falseta de guitarra. Y en el festival que nos ocupa, esa sensación inefable la percibimos en el cante por soleares de La Macanita, junto a la guitarra compañera y justa de Parrilla y el compás sordopalmero de Gregorio y El Chícharo. La cantaora jerezana no solamente domina el cante por soleá, sino que le injerta una pasión conmovedora. Su voz es una faca cortando el aire y su quejío una lezna retorneada. El ayeo y el mecimiento de los tercios afloraron en la noche revestidos de sen- timiento y donosura musical. Y por tangos y por bulerías, Tomasa La Macanita le puso el moño a la velada. Naturalmente, el público le aplaudió larga y muy sonoramente. En cuanto a la creatividad artística en el flamenco, precisa de dos indispensables ingredientes o condimentos: el saber y la imaginación. Y saberes bailaores tiene la sevillana María Pagés para dejárselos de sobra. Mas, por lo tocante a fantasía es todo un dechado de fabulación coreográfica. Y con sus saberes y sus imaginaciones, cerró el festival brillantemente, arropada por su excelente compañía, yendo desde las alegrías a las bulerías, pasando por su lección peculiar con las castañuelas. El auditorio le ovacionó constantemente, rendido ante su personalidad y maestría. Por su parte, la catalana Mayte Martín se ciñó en tamaña ocasión a los estilos de ida y vuelta- -vidalita y guajira- a las malagueñas y a un garrotín, acompañada por una excelente guitarra, la de José Ramón Caro. También tuvo una lucida presencia la guitarra solista. Gerardo Núñez, acompañado de bajo y cajón, interpretó varias composiciones personales, entre ellas la titulada Yerma y Enrique de Melchor, sin apoyo instrumental alguno, dos toques tradicionales, tan propios como flamenquísimos. Una vez más el Festival Flamenco Solidarios, además de cumplir sus fines benéficos, resultó artísticamente un éxito en todos los aspectos.