Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
54 Cultura III CONGRESO INTERNACIONAL DE LA LENGUA ESPAÑOLA EN ROSARIO SÁBADO 20 11 2004 ABC El IV Congreso se celebrará en Cartagena de Indias en 2007 b El premio Nobel Gabriel García ALFREDO BRYCE ECHENIQUE Escritor Márquez viajará en breve a España, pese a su negativa a hacerlo tras la imposición de visado a los colombianos en 2001 C de C. CORRESPONSAL ROSARIO. El próximo Congreso Internacional de la Lengua se celebrará en 2007 y Cartagena de Indias será la ciudad anfitriona, como anunciaron ayer el director de la Real Academia Española, Víctor García de la Concha, y el del Instituto Cervantes, César Antonio Molina, en un encuentro con periodistas españoles, en el que también se informó de que el Nobel colombiano Gabriel García Márquez viajará a España en las próximas semanas El presidente de Colombia, Álvaro Uribe, ha enviado una carta a los responsables de las instituciones organizadoras ratificando su voluntad de que la cuarta edición tenga lugar en su país, afirmó García de la Concha. Esa carta llegó justo la víspera de que se inaugurara en Rosario el III Congreso Internacional de la Lengua, que congrega a 160 expertos de diferentes países en torno al lema Identidad lingüística y globalización y que hoy concluye. En Colombia- -comentó el director de la RAE- se tenía que haber celebrado la segunda edición del Congreso- -la primera fue en Zacatecas (México) pero por dificultades diversas hubo que dar marcha atrás y se eligió la ciudad española de Valladolid para aquel encuentro La Academia se esfuerza por mantenerse al día, pero es imposible Un día de estos, despistado, voy a terminar firmando Mein Kampf Lo dice el escritor limeño Alfredo Bryce Echenique, agotado de firmar autográfos y libros hasta de otros que ayer participó en el congreso con la ponencia Español Internacional y la Internacionalización del Español TEXTO y FOTO: CARMEN DE CARLOS CORRESPONSAL García Márquez viajará a Madrid Por otra parte, los directores del Instituto Cervantes y de la RAE informaron también de que el premio Nobel de Literatura Gabriel García Márquez irá próximamente a España, aunque no desvelaron el motivo del viaje. Si esta visita se hace realidad, el autor de El coronel no tiene quien le escriba revocaría su decisión de no visitar nuestro país mientras se exija un visado a los colombianos, requisito que se exige desde 2001. En marzo de ese año, escritores, artistas e intelectuales colombianos, entre ellos el propio García Márquez, Fernando Vallejo, Álvaro Mutis y Fernando Botero, manifestaron en un comunicado su disconformidad con la exigencia de dicho visado y dijeron que no volverían a viajar a España en tanto estuviera vigente esa norma. La celebración del próximo congreso en Colombia podría suponer, quizás, la participación de García Márquez en el encuentro, al que está permanentemente invitado, y al que no acude, porque él habitualmente no asiste a ningún evento. ROSARIO. El autor de Un mundo para Julius se lo toma con humor. Madrugador, confiesa: Soy poco o nada lector de poesía, pero César Vallejo es para mí como el Quijote. No es que me aburra leer poemas, es que tienen que ser muy buenos para que me conmuevan En un disquete guarda la ponencia sobre la Internacionalización del Español que pronunció ayer y, bajo siete llaves, un avance de la segunda parte de sus memorias que saldrán bajo el título Para sentir ya que la primera parte fue Para vivir -Jorge Edwards sorprendió en este Congreso al decir que el Quijote es el precursor del realismo mágico. ¿Está de acuerdo? -Tanto como eso, no lo creo. El realismo mágico es algo que pertenece mucho a la América tropical, caribeña, al mundo de Alejo Carpentier, de Garcia Márquez, y que está muy ligado a la naturaleza de su expresión... El hecho de que la fantasía esté suelta por todos lados, de que no sea fantasía tolerada sino la fantasía que rompe toda lógica, un poco en la línea de si hay fe, hay milagro; en ese sentido, sí puede ser así. -Hay teorías que defienden que el realismo mágico, en definitiva, es un género costumbrista de algunas partes de Hispanoamérica. (Ja, ja) Creo que sí, que es el costumbrismo de lo no acostumbrado. -Este Rosario de diccionarios presentados por la Real Academia, para algunos, significa poner vallas a la lengua ¿Está de acuerdo? -No, no, precisamente la Real Academia Española, en sociedad con el resto de las Academias de América, está haciendo una labor de juventud, digámoslo así, inmensa. En mi ponencia pronunciada una hora más tarde lo cito. Mire la cantidad de términos americanos que han entrado... En el anterior Diccionario había seis mil, pero entraron dieciocho mil de una sola vez. La Academia vive hoy un esfuerzo desesperado por mantenerse al día, cosa que es imposible, pero cuanto más te acerques a ese ideal, pues mejor. El trabajo no se puede dar por acabado, porque no lo vas a acabar nunca. También se puede trabajar con apéndices al Diccionario, con libros de estilo en los periódicos... En la agencia Efe, en Madrid, funciona el Departamento de Español Urgente, que está destinado a ir viendo, día a día, las palabras nuevas. Creo que son los ejemplos a seguir. ¿En qué medida han colaborado en este rejuvenecimiento de la Bryce, ayer durante la entrevista Academia las incorporaciones de miembros de origen hispanoamericano? -Creo que en gran medida, porque los escritores latinoamericanos, a partir de los 60 y los 70, sobre todo con el famoso boom se impusieron en España y Todos los temores que hubo entre los filólogos frente a la televisión o internet son injustificados Las lenguas las hace el hablante, no el que da la norma, que está hecha para ser rota afirma el novelista en el mundo entero con una osadía gigantesca. Debía haber posturas conservadoras de rechazo, como siempre las hay, pero fueron las corrientes de modernizacion de toda la Casa las que se impusieron. Ésta se da a dos niveles, hacer ingresar a escritores jóvenes e inconformistas como Mario Vargas Llosa, que entonces era muy joven; y a españoles como Antonio Muñoz Molina. Eso quería decir que el statu quo no iba a permanecer. ¿Cuál es el mensaje de su ponencia sobre Español Internacional y la Internacionalización del Español ¿Qué significa este epígrafe? -Es fundamental decir que todos los temores que hubo en filólogos tan importantes como Dámaso Alonso, frente a la televisión o internet, son injustificados. Realmente esas incorporaciones del léxico latinoamericano prueban que el lenguaje codificado, por otro lado, lo que llamamos el español internacional o general, viene normalmente con una finalidad. En los medios de prensa en una ciudad como Miami, donde hay inmigrantes con hablas de muy distintas regiones, los periodistas buscan escribir dejando un poquito de lado el lenguaje suyo de casa, el más coloquial. El dato que aporto es que sólo el uno por ciento de las palabras que usan esos periodistas no es comprendido por toda la América española. -Según parece la amenaza se reduce a 150 palabras de internet frente a 84.000 vocablos del español... -No hay que tener miedo. Las lenguas las hace el hablante, no el que da la norma, que está hecha para ser rota y más que nunca en el caso de una lengua. -En este Congreso se ha advertido del peligro de que el catalán, el gallego, el euskera... pueden desaparecer si el Estado no las protege. ¿Comparte esa opinión? -Creo que cuanto menos se meta el Estado en estas cosas, mejor nos irá. En Francia, el Estado se está metiendo para proteger su idioma y lo único que está logrando es que ya no lo hable ni el presidente del Gobierno. Creo que eso es un poquito penoso. Y va acompañado de una extinción más grande, de lo francés, de la cultura misma, del cine, de la literatura... La regulación se tiene que hacer siempre a posteriori, para poner un poquito de orden en la riqueza que tenemos y mejor darla a conocer, o dar la última palabra en algunos casos, pero, fundamentalmente, creo que el Estado no debe intervenir.