Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
60 Cultura III CONGRESO INTERNACIONAL DE LA LENGUA ESPAÑOLA EN ROSARIO VIERNES 19 11 2004 ABC Dudas frecuentes de acentuación Sólo solo. Se trata de una palabra llana terminada en vocal, por lo que, según las reglas de acentuación, no debe llevar tilde. Pero cuando pueda interpretarse como adverbio o adjetivo en un mismo enunciado, se utilizará obligatoriamente la tilde en el uso adverbial: Estaré solo un mes (al no llevar tilde, solo es adjetivo, en soledad Estaré sólo un mes (al llevar tilde, sólo se interpreta como adverbio: solamente, únicamente Aún aun. La palabra aún lleva tilde cuando pueda sustituirse por todavía Este modelo tiene aún más potencia... Cuando se utiliza con el mismo significado de hasta también incluso se escribe sin tilde: Aprobaron todos, aun los que no estudian nunca. Ni aun de lejos se parece a su hermano... Espécimen muestra, modelo, ejemplar Es voz esdrújula. En plural, el acento prosódico cambia de lugar: especímenes (nunca espécimenes) que llaman extranjerismo superfluo Pero existen también los extranjerismos necesarios o imprescindibles Un ejemplo: software que puede utilizarse, pero en cursiva César Antonio Molina, director del Instituto Cervantes, precisó que con este Diccionario se podrá enseñar siempre el mismo español en cualquier rincón Una representación de las 22 Academias presentó el Diccionario de Dudas, junto a César Antonio Molina (en la pantalla) EFE El Panhispánico de Dudas, un diccionario de combate contra extranjerismos La obra, que verá la luz en mayo, estudia y analiza siete mil entradas C. DE C. CORRESPONSAL ROSARIO. El director de la Real Academia Española, Víctor García de la Concha, recordó que el Diccionario Panhispánico de Dudas estudia siete mil entradas, seleccionadas de las 50.000 que se le plantean a la Academia por año. Alfredo Matus, de la Academia chilena, explicó el complejo y riguroso proceso de elaboración conjunta, por vez primera por las veintidós Academias de la Lengua Española, y concluyó que el consenso se impuso en todas las ocasiones, pero todos los borradores se discutieron Como anécdota, De la Concha recordó que, cuando parecía que llegaban a un punto sin salida, Pedro Luis Barcia, de Argentina, en broma, espetaba: Ahora, los mexicanos nos van a echar encima de la mesa a los cien millones de habitantes Uno de esos millones era José Moreno Alba, quien aclaró: Detrás de todo este trabajo está el concepto, el término de norma, en sus dos acepciones. Como hábito, como costumbre y como ley, reglamento, orden que debe cumplirse Incluso se discutió si no deberíamos llamarlo Diccionario Normativos de Dudas, pero concluyeron: La norma como regla que tiene que acotarse sólo tiene sentido cuando respeta el hábito. El hábito precede a la regla El Panhispánico de Dudas será un diccionario de vanguardia y de combate contra extranjerismos, como expuso Barcia: Todos los anglicismos o extranjerismo que tengan equivalente en español quedan descartados Es lo Americanismos El otro gran proyecto que se presentó fue el Diccionario Académico de Americanismos, ingente obra que coordina Humberto López Morales, secretario general de la Asociación de Academias. Cerca de doscientos personas trabajan en este proyecto que desde hace dos años se incorporó al proyecto lexicográfico integrado de la Real Academia Española y que es un baluarte de su modernización.