Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
46 Sociedad VIERNES 2 1 2004 ABC Ciencia Una sonda de la NASA lanzada hace cinco años atrapará hoy partículas del cometa Wild 2 La cámara de Stardust retratará el núcleo de este objeto celeste que viaja a 22.000 kilómetros a pocas decenas del núcleo del cometa a una velocidad de seis kilómetros por segundo, para capturar miles de diminutas partículas de polvo cometario JOSÉ MARÍA FERNÁNDEZ- RÚA MADRID. A última hora de hoy la sonda Stardust de la Agencia espacial estadounidense (NASA) lanzada el 7 de febrero de 1999, capturará miles de partículas de polvo del cometa Wild 2 una inmensa bola de hielo y roca de más de cinco kilómetros de longitud, que viaja a 21.960 kilómetros por hora. Se aproximará a unos 6 kilómetros por segundo y será la primera vez en la historia de la navegación espacial que un ingenio tome muestras de la estela de un cometa y, al mismo tiempo, retrará su núcleo. Esta información, que será analizada en tiempo real por el espectrómetro de masas que lleva en su interior la sonda, es esperada con ansiedad por los científicos. Con estos datos podrán profundizar no sólo en la composición de estos cuerpos estelares, sino también en la formación del sistema solar y el origen de la vida. b Se aproximará Encuentros con cometas Europa tuvo que retrasar el año pasado el lanzamiento de su nave Rosetta que tiene el objetivo de aterrizar sobre el cometa Wirtanen por la explosión del lanzador Ariane 5 El objetivo de esta misión, que según los últimos datos podrá ser operativa en el transcurso de este año, es comprobar si la superficie de ese cometa es compacta o granulosa, ya que una de las dudas sobre el núcleo de estos cuerpos es saber si está formado por multitud de rocas unidas por un pegamento que hielo combinado con la fuerza de la gravedad. Deep Impact es la nueva sonda de la NASA que será lanzada próximamente para perforar la superficie del cometa Tempel 1 en el transcurso del mes de julio de 2005. fecha, el ingenio que habrá recorrido cuatro mil millones de kilómetros se posará sobre los terrenos de una base militar en Utah (EE. UU. según las previsiones de la Agencia espacial estadounidense. La sonda Stardust estuvo en peligro en noviembre de 2000, cuando una gigantesca llamarada solar la envolvió. Las dos cámaras estelares que controlan la orientación de la nave fueron barridas con radiación. Cientos de puntos brillantes que las cámaras captaron como estrellas pero que eran pixeles electrificados, inundaron los campos de visión de las cámaras. Automáticamente, la sonda se puso en modo de espera hasta que disminuyó la tormenta solar y luego siguió su trayectoria. Esta nave ha sido construida en el Jet Propulsion Laboratory (JPL) el mismo centro donde se creó la nave Pathfinder y su robot Sojourner que recorrió la superficie del Planeta Rojo en el verano de 1997. Regreso en enero de 2006 Don Brownlee, de la Universidad de Washington y director científico de esta misión, confirmó que la sonda Stardust había desplegado el último día del año el dispositivo en forma de raqueta de tenis que está impregnado de un gel, que ha sido especialmente diseñado para tomar muestras de la cola del cometa. Estos restos serán extremadamente pequeños, de entre diez y trescientas micras, y sólo podrán ser estudiadas con ayuda de instrumentos analíticos de última generación cuando llegue, en enero de 2006, a la Tierra explicó este investigador. En esa La misión aportará claves sobre el origen de la vida y del sistema solar EPA