Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
38 CULTURA LUNES 28- 8- 2000 ABC Guillermo Cabrera Infante: El tabaco no es un YÍCÍO, es una pasión que quema mientras arde El premio Cervantes publica este septiembre en español Puro humo obra que escribió en inglés Guillermo Cabrera Infante escribió Puro humo en inglés, quizá porque fumar habanos hay que hacerlo en el idioma de Joyce (nadie como Cabrera ha traducido a Joyce) i Ahora, diez años después, aparece su ¿traducción? al castellano. Y lo hace en los tiempos de la cólera contra el tabaco. Incluso el gran cronista de La Habana sabe que hoy el enemigo no es comunista, es sanitario MADRID. T. H. Demicheii s imposible imaginar a Guillermo Cabrera Infante sin fumar ese habano que le vuelve a La Habana, ciudad de la que ha sido el mejor cronista. Puro himio (que Alfaguara pone en manos de los lectores en septiembre) no es ni ensayo, ni novela, ni crónica, ni apología, ni diatriba. Escribió su texto en inglés hace diez años, idioma que domina como James Joyce, al que ha traducido Dublinenses al español con maestría inigualable, en un ejercicio de verdadero amor a la literatura. Fuego en la palabra, la suya es la mayor invención del idioma en nuestro idioma. Ni ensayo, ni novela, ni apología, ni diatriba Puro humo es xma pecxüiar historia del tabaco, que recorre los quinientos años de existencia de esta planta mítica, así como su presencia fundamental en la literatura y el cine, desde el puro de Groucho Marx hasta el cigarrUlo de Humphrey Bogart. Y no sólo de Bogart o de Marx ¿Groucho? ¿Karl? sino también de Sara Montiel o de Edward G. Robinson. ¿El tabaco qué oculta? ¿Al fumador detrás de su cortina de humo? -Casanova, el verdadero filósofo en el tocador, dijo que el placer, de lo que Gabriel Cabrera sabía algo, estaba en el hvmio. Tenía razón: no hay placer en el rapé ni en el anduyo (para mascar) ni en una pipa apagada apretada entre los dientes: son pobres sustitutos mentirosos de lá verdad de un puro. -Cada cual se mata como le da la gana. Unos, dicen, lo hacemos detrás del humo. ¿Está de acuerdo? ¿Es mejor esa manera que la de otros? -Si la persecución del bienestar- -el principio del placer- -es una forma de suicidio, ¿qué decir del verdadero tánatos de la pistola en la sien y el humo después del disparo? -Algimos, como Fidel, no se mueren ni detrás del himio... ¿Qué tiene im buen puro habano que ni Felipe ni Aznar se sustraen a sus encantos? ¿Por qué fuman puros los presiden- E Dice Cabrera Infante: Suelo siempre oponer Groucho a Karl M a r x y el más puro es el impuro tes democráticos: Clinton, Aznar, González? ¿Por qué los dictadores? -Hitler odiaba ftunar, pero no convertir a seres, humanos en humo. Los demócratas deben de ser imitaciones de ChurchiU. En la Segimda Guerra Mundial el cigarrillo con boquilla de Roosevelt, la pipa de Stalin y el habano de Churchül vencieron al siniestro odiador de los judíos. ODIO ANTIGUO ¿Se ha transformado el miedo al comimismo de la Guerra Fría en ima cruzada sanitaria? ¿El tabaco, el sida, etc? -El odio al tabaco es mucho más viejo que cualquier antepasado de Marx- -quien como Groucho fumaba puros- y comenzó con el mismo Colón que lo descubrió. La Reina Isabel de Inglaterra amaba a sir Walter Raleigh, que fumaba tranquUo su pipa Uena de Virginia en honor de la Reina. Su sucesor, Jacobo Primero, que odiaba el tabaco, mandó a cortarle la cabeza de Raleigh todavía con su pipa en los labios. ¿Cómo construiríamos una historia del Poder a través del veneno? ¿Cómo una historia de los poseídos? -Puede escribirse ima historia del poder con himio a partir del Renacimiento. Pero la corrupción de los poderosos vino primero. ¿De qué es símbolo el tabaco? ¿Ricky en Casablanca Sara Montiel con su Fumando espero -Efectivamente, Humphrey Bogart en todas sus apariciones es primero, como en Casablanca el cigarrillo del cenicero a los labios mientras el juego del rey y la reina y los peones. Pero hay otro fumador famoso en el cine por fumar piuros. Se llama Edward G. Robinson. Ambos se enfrentan en Cayo Largo pero triunfa él humo de la pistola más certera, que ha matado mucho más que el tabaco. -Las mujeres y el tabaco. ¿Qué nos dice, les añade o les roba algo a ellas? -Sara Montiel está entre las seductoras que se deducen en la pantalla tras ima cortina de himio. Otras, no menos peligrosas, son Marlene Dietricht, Bette Davis, Claire Trevor, aimque en Cayo Largo era una víctima del puro. Pero la fumadora excelsa era para mí Aída Lupino, pequeña pero letal, como su cigarrülo perenne. -Vivimos una era de lo políticamente correcto: ¿Eso le pone de malos himios? -Antes era amar un tirano, otro PC: el partido comimista. Suelo siem- pre oponer Groucho a Karl: el más piu- o es el impuro. ¿Qué tiene el tabaco de correcto qtie no tengan otros vicios y qué tiene de falsamente respetable? El tabaco es una pasión que quema mientras arde. Luego viene el recuerdo de la vitola. PATRIA Y MATRIA ¿Cómo escribe en inglés y hay que traducirle al español? ¿Cómo le traducen al español y tiene que ponerlo en español? -Sucede que el fumar tiene más y mejores libros en inglés. Es ahí donde está la competencia, que empieza con dos títulos memorables: Sublime tabaco del seudoescocés Compton MacKenzie y del verdadero escocés Barrie, mínimo gran autor de Peter Pan Éste tiene el mejor título a emular, My Lady Nicotine que es de imposible imitación. ¿Cómo se vivé tan al modo de Joyce entre dos lenguas, la hablada y la escrita? N o vivo entre dos lenguas sino que vivo en el lenguaje. Ya lo dijo José Martí: Dos patrias tengo yo, Cuba y la noche Dos patrias tengo yo, La Habana y el recuerdo. ¿O son la misma cosa? En todo caso, la lengua es mi matria.