Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Ultimas visitas (pu- w) Jiri Georg Dokoupil, Querido amante del arte, soy un artista centroeuropeo en el Palacio de Velázquez a DOMINGO y las burbujas de jabón (1995) a exposición de J i r i Georg Dokoupil. en el Palacio de Velázquez de El Retiro, tiene un doble aliciente por el que merece ser rescatada de entre el calendario de muestras que han resistido bajo la canícula madrileña. El primero de los atractivos es el recorrido a la sombra por los paseos del parque, que en verano se convierte más que nunca en un islote acogedor lejos del abrasador asfalto. El otro aliciente, ligado a la propia obra de este artista checo, es la polifonía de técnicas y contenidos que se nos presenta en el interior del Palacio de Velázquez. Uno parece estar ante una exposición colectiva programada para cubrir el hueco del largo e interminable calendario estival, y así el visitante encontrará obras de artistas para todos los gustos. Todos ellos son sólo uno: Jiri Georg Dokcupíl. nacido en Krnov en 1954 e instalado en Alemania después de la Primavera de Praga, un complejo creador que se ha propuesto desde siempre reavivar los restos de pintura que arden dentro de la gran hoguera conceptual, aun a riesgo de salir quemado en el empeño. Ya se sabe que el que juega con fuego, siempre se quema. Esta máxima podría ser el lePÁG. 32 ma de Dokoupil. si no fuera porque a veces su desafío se limita al de los comedores de fuegos de los espectáculos circenses. Su celebre serie de las velas, por ejemplo, parecería un ejercicio técnicamente arriesgado, y no sólo porque exista el peligro real de que el artista se queme al realizar sus lienzos con el humo de las velas. Pero apenas se queda en un truco feliz y original a la vista de los resiütados sobre el lienzo. El más difícil todavía en lo que a pintura se refiere, dejó de tener sentido hace mucho tiempo, pero a Dokoupil le parece todavía un camino por t r a n s i t a r para que la pintura pueda llamar la atención en este universo mediático saturado. Sorpresa i n t e r m i t e n t e El artista recorre este camino con delectación, y prueba de ello es su continua experimentación en materiales y técnicas. Su trabajo en el estudio debe ser un proceso digno de ser contemplado, quizá con más pasión que su obra. Dokoupil se lo pasa bien pergeñando su propuesta, qué duda cabe. Otra cosa es la reacción del espectador ante los frutos finales: las obras producen sorpresa algunas veces, otras no. En la mayoría de los casos su carga seniánti- LA INCURABLE metamorfosis del pueblo ruso (1982) ca pasa tan desapercibida como un anuncio de dentífrico. En esta exposición de Dokoupil se m u e s t r a n veintinueve series, con un total de doscientas obras, en su mayoría pinturas, pero también dibujos y esculturas. P. CORRAL Datos útiles Palacio de Velázquez: Parque Oei Retiro. 9 1 574 36 98, Hasta el 29 de octubre. De lunesasátjado, úelO. OOa IS. OOh. Domingos, de 10.00 a 16.00 h. lulartes cerrado. Precio catálogo: 6,000 pts. G U Í A DE M A D R I D 25 de agosto