Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES 15- 8- 2000 SOCIEDAD 33 Un cacheo policial enñirece a los inmigrantes marroquíes de la población leridana de Aitona Los temporeros cortaron la carretera de la localidad en una larga y tensa noche de domingo Más de un centenar de inmigrantes cortaron la noche del domingo una carretera en la población leridana de Aitona. Éstostemporeros denunciaban los tratos vejatorios y violentos de la Policía autonómica. Según los IVIossos d Esquadra se limitaron a realizar una identificación tras una pelea en la que se habían utilizado navajas. Los inmigrantes aseguraron que les obligaron a bajarse: los pantalones. AITONA (LÉRIDA) FeriiándoSerrano OS campos de la población leridana de Aitona estaban ayer desiertos. Un lunes cualquiera la imagen hubiera sido diferente. Cientos de inmigrantes que trabajan como temporeros en la recolección de la fruta tendrían que haber estado recogiendo las manzanas o las peras que ayer madvu- aban excesivamente bajo un sol de justicia en Aitona. Sin embargo, deambulaban por este pequeño pueblo en lo que definían como ima jomada de huelga en toda regla Un centenar de inmigrantes, en su mayoría magrebíes, cortaron la noche del domingo la carretera que cruza Aitona, mientras gritaban consignas contra los Mossos d Esquadra, a los que acusan de racistas y contra los agricultores a los que acusan de explotarlos laborahnente. Los hechos empezaron a las ocho de la tarde del domingo. Muchos magrebíes estaban tomando copas en los bares CeUer y Palomar ambos situados en la callé Sequía, cuando siete u ocho dotaciones de la policía autonómica catalana se situaron en la Avenida Gener y en la caUe Qnixeret cortándolas dos salidas de la caUe Sequía, y acorralando a todos los magrebíes. NO ME BAJARÉ LOS PANTALONES L F, S. Aiserachs Imagen de algunos de los magebríes de la localidad de Aitona (Lérida) que se manifestaron contra su explotación Entraron en los bares y hicieron salir a todos los inmigrantes. Los pusieron contra la pared y empezaron a cachearlos con la intención, según la Policía, de identificar a unos cuantos de ellos que dtirante el fin de semana participaron en una pelea con- arma blanca. Muchos de los inmigrantes asegmraron que los trataron de forma racista, que les obligaron a bajarse los pantalones y los agredieron con las porraSi Ayer por la tarde, Mohamed Aquággya explicó a ABC lo sucedido: Nos trataron como a perros. En un momento un montón de policías entró en los. bares, nos sacó a la calle y nos empezaron a tocar, nos tocaron el culo y otras partes buscando según dijeron, navajas y machetes. No- nos pidieron la documentación, ni los papeles. Nos dijeron que nos pusiéramos contra la pared y nos bajá semos los pantalones. No nos dijeron que nos vaciásemos los bolsülos sino que nos bajásemos los pantalones. Yo me negué, les dije que no me bajaba los pantalones y me pegaron con la porra- Mohamed mostraba la escayola que Uevaba en el brazo y acusaba ala policía catalana de ser la causante de sus heridas- Me han dejado el brazo muy nial y hay más- compañeros que han salido heridos, hay uno que nó puede caminar Y prosiguió indignado. Ahora, ¿cómo voy a coger fruta? Con un brazo roto, ¿có- mo se puede coger la fruta? Ahora no voy a poder trabajar y si no trabajo no cobro y no puedo dormir con los demás compañeros. ¿Quién me va a recompensar? Él no era el único herido. Por lo menos había tres más, y otros sufrie- ron contusiones por ciilpa de los golpes con la porra. Entre un timiulto de inmigrantes se podían escuchar los nombres de los heridos la tarde anterior, Arbi Hamo, Mustafá Handuz y Mohamed Elarbi... PERDIÓ EL CONOCIMIENTO Este último recibió golpes en la cabeza en diferentes ocasiones y no puede recordar nada de lo ociurido. Según sus compañeros perdió el conocimiento y fue trasladado a un hospital de Lérida El ambiente ayer por la tarde era mucho más distendido entre este colectivo. Muchos de eUos disfrutaban de su día de huelga tomando imas copas en los bares en los que el día anterior fueron agredidos. Una de las camareras del bar Ce- gen nigeriano dijo que estas cargas Ue Montse González, exphcó que es- policiales empiezanaser demasiado te es uho de los veranos más tranqui- frecuentes y es normal que el colectilos que recuerda en los últimos años. vo se organice para manifestarse. En Los temporeros no han causado nin- Soses- im pueblo muy cercano a Aitogún problema, han permanecido na- creo que están. organizándose tranquilos, no han armado ruido y ahora para pedir mejoras en su situano se han peleado como en años ante- ción laboral, que es muy precaria riores. Han sido muy correctos y edu- Efectivamente, ayer mismo un grucados todo el verano y la única cosa po de setenta trabajadores magreexcepcional que ha ocurrido ha sido bíes se manifestaron en aquella locala de anteayer por la tarde En el lidad para exigir mejoras laborales. bar Palomar ratificaron estas de- Entre otros puntos, piden que se claraciones que contradicen la ver- cvunpla el convenio. Quieren que les sión del Portavoz de los Mossos paguen 700 pesetas por hora en lugar d Esquadra, César Valentines, que de las 630 que perciben actualmente. aseguró que causaban problemas, que se peleaban entre eUos y que ca- DUERMEN EN LA ORILLA DEL RÍO da año pasa lo mismo. Añadió que Por su parte, Valentín Antúnez, Se no ha habido ninguna carga poli- cretario General de Alimentación de cial, no ha habido confrontación. CC. OO. puntualizó que esto no es Desde aquí negamos rotimdamente un brote de violencia, es un brote de que cuatro individuos saliesen heri- malestar. Muchos de ellos viven en dos. Tampoco se realizaron tratos ve- unas condiciones infrahumanas, en jatorios. La operación policial fue co- la orUla del río, sin ningún techo y rrecta y vino propiciada por im in- maltratados por los patronos tento de identificar a unos cuantos La situación parece haberse estabiinmigrantes que participaron en lizado. Ayer por la tarde se veían círuna pelea culos de inmigrantes que no dejaban El alcalde de Aitona, Josep Luís de explicarse unos a otros lo que estaPrim, pidió calma tras el motín ba sucediendo, cómo tenían que poprotagonizado por los 120 tempore- ner las denuncias o gi estos actos ros que cortaron las calles y lamentó iban a afectar a su situación laboral. Los cuatro heridos piensan traslael incidente. Asegura que este es el único altercado grave que se ha dado darse a Lleida para formular la codiurante la campaña de la recolec- rrespondiente denuncia ante el juzción de la fruta de este año Thierno gado en la que dejaremos bien claro DiaUo, mediador de UGT entre los los malostratos que hemos sufrido temporeros y los empresarios, de ori- por la policía autonómica