Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES 15- 8- 2000 INTERNACIONAL 27 Nicolás II, canonizado por la Iglesia ortodoxa rusa junto con su familia El concilio de los obispos los declaró mártires del comunismo Nicolás II, el último Zar de Rusia, la Zarina Alejandra y sus hijos, asesinados por los bolcheviques en 1918, serán santos de la iglesia ortodoxa, yá que murieron como mártires Así lo decidió ayer por unanimidad el concilio de los obispos reunido en iVIoscú y así se declarará en una ceremonia, el próximo domingo en la Catedral de Cristo Salvador, en la capital rusa, con asistencia de Vladimir Putin. La ONU aprueba un tribunal para los crímenes en Sierra Leona NACIONES UNIDAS. ABC MOSCÚ. Diego TAerry del Val corresponsal a presencia del jefe del Estado está justiflcada en una ceremonia con repercusiones si no estrictamente políticas, al menos sí históricas, en un país que se enfrenta al pasado en un nuevo intento de definir de una vez por todas qué es y a qué miuido pertenece. Las serias discrepancias que existían en el seno de la Iglesia respecto a la santidad de la FamUia Imperial ha Uevado a encontrar una fórmula de compromiso, en la que se insiste sobre las condiciones de su muerte, más que sobre su vida o el papel de Nicolás como hombre de Estado. El último Monarca ortodoxo ruso y los miembros de su familia se nos muestran como personas que buscaron sinceramente encamar en su propia vida las confesiones del Evangelio. En los sufrimientos que soportaron con paciencia y resignación durante su detención, y en su muerte como mártires en Yekaterinburgo el 17 de julio de 1918, aparece la luz todopoderosa de la fe de Cristo declaró el concilio ortodoxo tras comunicar su decisión. DÉBIL G O B E R N A N T E- L Reuters Una mujer rusa muestra un icono del Zar Nicolás II y su familia, frente a la Catedral Cristo Salvador, en la capital rusa Los detractores dé Nicolás 11 le reprochan en cambio su debüidad como gobernante, que habría provocado, según eUos, la caída del régimen monárquico y su sustitución por el totalitarismo comunista, y en particular el hecho de su abdicación, el 2 de marzo de 1917, a pesar de haber recibido la unción sagrada reservada a los autócratas de Rusia. Sin embargo, son miles los msos que ya consideraban santo a Nicolás II antes de su actual canonización y en determinadas celebraciones se paseaban sus iconos, en concordancia con la tradición. Aunque no se ha demostrado que los miembros de la Familia Imperial hayan realizado milagros, requisito para la canonización, sí que se les han atribuido a algunos de estos iconos que los representan. Aimque la Iglesia ortodoxa ha tenido buen cuidado en matizar que la canonización no tiene nada que ver con ningún espaldarazo a la forma monárquica de Gobierno, la decisión reavivará sin duda el eterno de- bate en Rusia sobre su pasado reciente, sobre lo que quiere ser y sobre las diferentes herencias contradictorias que ha recibido y que todavía no ha sido capaz de asimilar. El periódico Izvestia resumía la paradoja de manera gráfica: A partir de ahora viviremos en un país con un Zar canonizado y con la momia de su verdugo reposando en el mausoleo El papel ambiguo de una parte de la jerarquía ortodoxa durante la era comunista y sus complejas relaciones con el régimen, así como el carácter pseudo- místico del mismo, sobre todo en la época del culto a la personalidad de Stalin y de Lenin, hacen todavía más enrevesada la cuestión. La canonización tiene lugar en medio de un fuerte debate en Rusia sobre las supuestas pretensiones del presidente Vladimir Putin de introducir un sistema autoritario, que para muchos hunde sus raíces en el pasado del presidente como agente del KGB soviético. Sin embargo, en todos s is gestos (empezando por la ceremonia oficial de juramento de su cargo, muy parecida a vma coronación) Putin pone mucho cuidado en mostrar las raíces de la Rusia eterna anterior a la época comvmísta. SÍNTESIS DE LAS HERENCIAS El Consejo de Seguridad de la ONU autorizó ayer la creación de un tribunal especial independiente para juzgar los crímenes de guerra y contra la humanidad cometidos por los rebeldes de Sierra Leona durante la guerra civü. La autorización está recogida en una resolución aprobada por imanimidad por los quince miembros del Consejo de Segxiridad, en la que se establece que las competencias del tribunal compren- den especialmente los crímenes contra la humanidad, los de guerra y otras graves violaciones de las leyes hmnanitarias El Consejo de Seguridad ha solicitado al secretario general de la ONU, Kofi Annan, que negocie con el Gobierno de Sierra Leona la creación de ese tribunal y que presente un informe sobre sus necesidades antes de treinta días. La resolución recomienda que el tribunal se encargue de jvizgar a los líderes que han cometido tales crímenes y han amenazado la aplicación del proceso de paz en Sierra Leona El Consejo de Seguridad reconoce que el establecimiento de un sistema de justicia y de rendición de cuentas por los gravísimos crímenes cometidos en ese país pondrá fin a la impunidad y contribuirá a la reconciliación. El jefe del Estado intentaría sintetizar de esta forma dos de las herencias recibidas y que despiertan gran cantidad de adhesiones entre la población. La tercera, el liberalismo económico y el teórico occidentalismo de su predecesor, Boris Yeltsin, resvdta más difícil de asimilar que las otras dos. El Zar canonizado tendrá también su lugar en esta época de síntesis y de búsqueda de referentes para una sociedad que se ha quedado sin eUos a golpe de vivir experiencias traumáticas. Siete muertos en un atentado contra un tren en la India NUEVA DELHI. Afp LA CASA HABANA DE SUBASTAS TODOS LOS LUNES SUBASTA Una bomba hizo explosión ayer en im tren de noche en él oeste de la India, lo que causó siete muertos y treinta y seis heridos en la víspera de las celebraciones de la fiesta nacional, según declaró un alto responsable de los ferrocarriles de la India. La bomba, que había sido camuflada en un equipaje, hizo explosión en el último coche de un tren que hacía el trayecto entre Muzaffarpiu y Ahmedabad, cerca de Rauzabad, a 30 km de Faizabad, en el Estado de Uttar Pradesh. La explosión se produjo hacia las 22: 15 hora local (17: 45 hora peninsular española) Según el portavoz de los ferrocarriles indios, el vagón donde hizo explosión la bomba no transportaba más que unas 70 personas precisamente porque se trataba de la víspera de la fiesta nacional. El balance podría haber sido mucho más trágico en un día normal.