Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
64 ABC CULTURA DOMINGO 5- 5- 96 Una novela erótica anónima sacude la primavera editorial francesa París. Juan Pedro Quiñonero La novela de la temporada no tiene autor conocido e inaugura un género con previsible éxito: el q) orno populismo Lila dit ga (Ed. Olivier Orban) está firmada, simplemente, por Chimo que es el pseudónimo de un autor célebre o desconocido, tras el que se oculta una operación comercial con aspiraciones internacionales, lanzando un libro que prolonga la tradición pornográfica, aspirando a instalarla en el supermercado. El avispado editor ya ha vendido los derechos de traducción a una docena de lenguas occidentales. Y el misterio bien entretenido del nombre del autor ha despertado una discreta intriga presuntamente periodística Bernard Pivot se ha sumado a la campaña publicitaria y afirma que Chimo es el pseudónimo de Jacques Lanzman, autor de hbros de cierto éxito, viajero impenitente, hermano del autor de una película legendaria sobre el Holocausto judío, amante durante una temporada de Simone de Beauvoir. Le Monde también ha entrado en la polémica afirmando que, en verdad, Chimo es el escritor Daniel Pennac, que todavía no ha ganado ninguna fama internacional. Menos iluso, el noveüstay crítico de arte Dominique Fernández ha bautizado el libro y el género al que pertenece, tratándolos de q) omopopuhsmo El cahficativo me parece bien traído. Lila dit ga es una historia de amor, sexo, voyeurismo y vagabundeo pasablemente erótico entre dos adolescentes: Conociendo o desconociendo al autor, el editor ha encontrado un libro y unfilón: el pornopopuüsmo se adapta bien a la pornografía bien pensante la pornografía para todos los públicos El Festival Latino de literatura abre el diálogo entre editores anglófonos y autores en español Los escritores hispanos en EE. UU. reconocen que publicar es sufrir Nueva York. Juan Vicente Boo Los norteamericanos de habla española viven en un mondo hostil, que todavía lo es más para quienes intentan publicar poesías o novelas en español. Pero la población hispana y la demanda de literatiu- a en español continúan creciendo, por lo que antes o después las barreras tendrán que caer. El primer Festival Latino de Literatura, que se celebra estos días en Manhattan, ha abierto un diálogo entre editores anglófonos y autores en español. El encuentro entre los directores de quince car su primera novela, Mother Tongue (Leneditoriales neoyorquinas y un nutrido grupo de gua Materna) sobre un chicano de Nuevo Méescritores hispanos puso al descubierto el xico que se enamora de una refugiada salvadoabismo entre ambas comunidades. Ninguno de reña. Según la periodista, un editor me dijo los editores hablaba español y la mayoría reco- que la novela era demasiado de clase media y noció que no cuentan con ningún hispanoha- que los personajes reflejaban una vida interna blante en su equipo. El caso más llamativo fue demasiado rica. La impresión que me dio es que el de la directora de Vintage Español, Arme Me- querían que escribiese sobre personas que recossite, que no habla nuestro idioma, a pesar de gen lechuga en los campos Quejas similares que la colección ha alcanzado en dos años el me- sobre la pervivencia de estereotipos salieron a dio centenar de títulos, la mayoría en español. relucir en otros escritores como Martin Espada, En declaraciones a The New York Thnes un neoyorqumo de origen puertorriqueño y DaAnne Messite reconoció que hay un continuo goberto Gilb, un escritor de Los Ángeles de oriesfuerzo para aumentar el número de lectores y gen mexicano. Los editores mantienen el chché atraer nuevos grupos. Al principio hay que de favorecer las metamorfosis hacia lo angloarrancar de cualquier manera con las personas sajón en que los hispanos conservan tan sólo disponibles La llamativa ausencia de hispa- sus apeUidos pero dejan atrás su cultura. Pero la pujanza de la lengua es imparable y nos en el mundo editorial sale a superficie tan sólo unos días después de un mforme sobre la- los autores acuden a editoriales minúsculas invisibilidad de los hispanos en la televisión. para publicar lo que les gusta escribir, aun a En un país con un 10 por ciento de hispanos, los costa de una distribución mínima comparada personajes televisivos suponen sólo un uno por con las grandes editoriales con redes de liciento y con frecuencia son estereotipos de de- brerías que se parecen cada vez más a los superlincuentes, campesinos y personas de mínima mercados tanto en la publicidad como en la presentación de los libros. Este fin de semana hay educación escolar. En el coloquio con los editores, la periodista un desafío: los escritores hispanos leen sus poeDemetria Martínez relató la batalla para publi- mas en cafés y plazoletas del bajo Manhattan. CIRCULO DE LECTORES FELICITA A JULIÁN MARÍAS EINDRO MONTANELLI, PREMIOS PRÍNCIPE DE ASTURIAS DE COMUNICACIÓN Y HUMANIDADES 1996 í y, Julián Marías es una figura señera del mundo intelectual hispano, una de las personalidades más vigorosas y sugestivas de nuestro horizonte cultural. Pensador profundo, observador e intérprete apasionado de la España actual, es autor de obras esenciales como España inteligible y Cervantes clave española. Círado se enorgullece de editar las obras de Julián Marías desde hace muchos años. ¡Felicidades, Julián Marías! Indro Montanelli es decano del periodismo europeo, fundador de ñ Giornale y La Voce, creador de un estilo periodístico basado en la libertad de conciencia, el espíritu crítico, la independencia y la fidelidad a las propias convicciones. En su faceta de escritor, es autor de obras relevantes como Historia de Roma e Historia: de los griegos, que han acompañado a nuestros lectores ya en los orígenes del club. ¡Felicidades, Indro Montanelli! i CÍRCULO DE LECTORES gj ama, HfiM