Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
MIÉRCOLES 15- 12- 93 OPINIÓN ABC Póg. 17 ¿REGRESA LA GUERRA FRÍA? A derrota de Yeltsin en las elecciones parlamentarias ha adquirido las dimensiones de catástrofe que sólo los más pesimistas temieron. El Parlamento bombardeado ha sido sustituido por otro que suma a su mayoría antirreformista el estatuto de legitimidad que, comprensiblemente, se le regateaba al precedente. Los militares, supuestamente anuentes al arbitraje de los carros de combate, han votado masivamente por Zhirinovski. La Constitución ultrapresidencialista diseñada por Yeltsin para darle marco jurídico a su estilo arrasador puede ser dentro de poco el contrato blindado que reclame el verosímil presidente Zhirinovski. El mensaje es claro: el electorado ruso avala un Ejecutivo potente, pero impone un Parlamento fiscalizador. Exige al reformismo de Gaidar el talento que le es más elusivo: el de negociar. Y al convertir al líder del Partido Liberal Democrático en vencedor de la jornada demanda que una de las variables del nuevo consenso sea la necesidad de un retorno a la visión panrusa de los viejos tiempos. Es cierto que Zhirinovski se presta a la caricatura. Pero no se agota en ella. Su demagogia de ruso embestidor, de aprendiz de xenófobo, de comisario en período de normalización sólo podía prender en la tierra abonada de un país que siente ahora que ha perdido una guerra- fría, pero guerra al fin y al cabo- y que enfrenta las humillaciones que suelen infligir los ejércitos de ocupación. Zhirinovski se parece a Hitler en ese sentido. Ofrece rearme en un país donde los soldados venden sus uniformes, rabiosa autoestima donde parece haber sólo desmoralización, soluciones autárquicas frente a actitudes vistas como mendicantes, restituciones imperiales en medio de la resignación y la decadencia. Todo lo que en Occidente puede, además, parecer excesivo no lo es en un escenario donde las diferencias entre mafias o líderes políticos se resuelven a balazos. Ese papel de intérprete de un pueblo en busca de resarcimientos aleja el análisis de la satanización. Pero acredita, también, el peligro que este nuevo líder de todas las Rusias representa. Una vieja calumnia de las izquierdas fue sostener que el fascismo es el liberalismo asustado Mussolini y Hit- ACUERDO FINAL EN EL GATT D ESPUÉS de siete años y tres meses de negociaciones, los 106 países participantes en la Ronda Uruguay del GATT han alcanzado el acuerdo final cuando faltan pocas horas para las doce de la noche del día 15 de diciembre, tras semanas angustiosas para evitar al borde del abismo el fracaso. La noticia es buena para el comercio mundial y por eso resulta justo saludar el feliz desenlace con alegría. El acuerdo ha sido posible porque tanto la Unión Europea como los Estados Unidos, los dos grandes pesos pesados comerciales, han conseguido en el último minuto resolver sus diferencias con un razonable intercambio de c o n c e s i o n e s arrancadas al borde de la hora veinticinco, porque hubiese sido delirante renunciar al pacto con el automático estallido de una guerra comercial capaz de arruinar al mundo. La exclusión del campo cultural del texto definitivo, aunque sea a título provisional, se debe considerar como un gran éxito para Europa que corresponde íntegramente al Gobierno francés de Eduard Balladur, asistido con el apoyo de sus consocios comunitarios para salvar la aberración que significaba incluir la creación cultural en el mundo de las mercancías. Todavía las nobles patatas no pueden medirse con el mismo rasero que las creaciones del espíritu. La operación no ha tenido nada de fácil, y sólo la serenidad del presidente del Gobierno francés ha sido capaz de resistir la ofensiva norteamericana, empeñada en defender con uñas y dientes el segundo renglón de sus exportaciones mundiales. Sin olvidar que uno de los soportes financieros más importantes de la campaña presidencial de Bill Cinton fue precisamente el propietario de la CNN, Ted Turner, cuyo dispositivo para colonizar una buena parte de la televisión europea está desplegado en condiciones operacionales desde hace muchos meses. Europa ha tenido que ceder en el sector aeronáutico, que de alguna manera nos afecta por la participación de Casa en el consorcio de Airbus, y taihbién en el sector agrícola, donde el preacuerdo de Blair House sólo aliviaba en parte los daños que está destinada a sufrir la agricultura europea, mal incluida en una negociación comercial inspirada por la más pura ortodoxia librecambista. Una última consideración debe dedicarse al Gobierno de Felipe González, que ha ignorado rigurosamente el sector audiovisual durante toda la negociación y que ni siquiera incluía este punto en el memorándum del pasado 16 de septiembre dirigido a la Comunidad Europea. Los apuros para inc l u i r en un a p r e s u r a d o decreto- ley la protección de nuestra industria cinematográfica revelan el descuido gubernamental por este sector, que debía haber recibido con calma y rigor un buen tratamiento parlamentario sin acudir al refugio urgente del decreto ley. Y ya veremos lo que sucede con las cuotas de proyección en las televisiones después del r e t r a s o del Gobierno para transponer la directiva comunitaria de televisión sin f r o n t e r a s a nuestra ordenación jurídica. Una vez más, la negligencia y perezosa torpeza del Gobierno de don Felipe González recibe triste confirmación. L ler brotaron del tronco socialista y sus crímenes, como lo empezó a demostrar Kruschev, compitieron a duras penas con los de Stalin. Lo que está históricamente probado es el parentesco directo y consanguíneo de los fascismos y los procesos de reparación nacional En la Rusia del crepúsculo confluyen todos los elementos del chauvinismo ideologizado: r u i n a económica, caída de un imperio colonial, anarquía social. Pero este 98 decuplicado tiene un añadido ominoso: el arsenal nuclear que un Zhirinovski aupado al poder podría usar como telón de fondo de esas reivindicaciones que han rozado el disparate nostálgico al hablar de Finlandia o Alaska, y la amenaza directa al referirse a Moldavia como la Besarabia rusa y a Ucrania, también sembrada de misiles atómicos, como parte irrenunciable de nuestros intereses La guerra fría asoma otra vez el penacho. Hace bien la OTAN en empezar a replantear sus planes contingentes. E REACCIÓN ADECUADA N esta ocasión, el Gobierno- Solana, Rubalcaba, Saavedra- ha acertado a salir al paso, con prontitud y contundencia, de la disparatada pretensión del PNV de recabar competencias en materia de política exterior. Por la carencia manifiesta de fundamento constitucional; por la inexistencia de precedente analógico alguno en el panorama universal del Derecho comparado, la propuesta del PNV parece una provocación, más que otra cosa, en su escalada de ruptura con el Gobierno socialista. Algo bien distinto es que las Comunidades Autónomas sean tenidas en cuenta y contribuyan a la formación de la voluntad gubernamental ante el proceso de la construcción europea. Para eso está, o debería estar, la conferencia sectorial de Asuntos Comunitarios: un órgano donde todas las comunidades españolas, sin ínfulas de bilateralidad, puedan presentar y defender sus intereses específicos para que el Gobierno central los componga e integre en la negociación. Cualquier otro camino supondría la consagración del más desconcertado guirigay. En Bruselas dirían, como Obelix: ¡Estos españoles están locos! Presidente- Editor GUILLERMO LUCA DE TENA Director LUIS MARÍA ANSON Director de ABC de Sevilla Subdirectores Francisco Giménez- Alemán Joaquín Via, Santiago Casteb, José Javaloyes, Subdirectores: M. Ramírez, J. J. León Manuel Adrio, Joaquín Amado, Tomás Cuesta Jefes de Redacción: A. A. González, R. Gutiérrez, V. A. Pérez (Continuidad) J. A. Álvarez- Gundín (Cultura) J. C. Azcue (E. Especiales) B. Berasátegui (ABC Cultural) E. Contreras (Colaboraciones) A. Fernandez (Economía) M. A. Flores (Edición Gráfica) L Lz. Nicolás (Sociedad) C. Manbona (S Redacción) C. Navascués (Madrid) E. Ortego (Deportes) L. I. Parada (Opinión) R. PérezMaura (Internacional) L. Prados (Edición) F. Rubio (Ilustración) A. Semprún (Reportajes) J. A. Sentís (Nacional) J. A. Vera- Gil (Delegaciones) V. Zabala (Toros) J. M. Zuloaga (Investigación) Secciones: J. Rubio (Arte) F. Marhuenda (Cataluña) J. M. Fdez. -Rúa (Ciencia) A. de Grado (Comunicación) A. Garrido y J. Espejo (Confección) A. Puerta (Delegaciones) J. C. Diez (Deportes) J. L. G- Besada (Economía A. Yañez (Edición Aérea) J. Badfa (Educación) E. R. Marchante Espectáculos) J. García (Gráfica) M. Safvatierra (Internacional) J. L. Rubio (ABC de la Música) S. Guijarro (Nacional) J. A. Sánchez ¡Parlamento) S. Martín (Religión) M. A. Martín (Sanidad) I. Serrano (Sociedad) R. Domínguez (Sucesos) M. Peral (Tribunales) M. J. Méndez (Vida Social) ABC Prensa Española, S. A. Consejero Delegado: Jesús Fernández- Miranda Director General: Juan Manuel González- Ubeda Subdirectores Generales: J. M. Sánchez- Palomares (Comercial) S. Barreno (Técnico) C. Conde (Personal) Directores: J. Qussada (Publicidad) Gil- Casares (Disiribución) M. Sánchez (Financiero) V. Pena (Informática) E. Marzal (Gestión) Redacción, Administración y Talleres: Juan Ignacio Luca de Tena, número 7. 28027 Madrid. Teléfonos centralita: 3201369, 3200818 y 3200994. Publicidad: 3204238. Suscnpciones: 3201619. Telelax Redacción: 320 36 20 y 32035 55. Telefax Publicidad: 320 37 45. Apartado 43. Prensa E s p a ñ o l a S A