Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
102 ABC SUCESOS DOMINGO 26- 7- 92 Misterio en torno ala muerte de un Murió después de almorzar, al salir de casa delos marqueses de Santo Floro ¿Qué le ocurrió realmente a Hazem Ali Issa? El generalizado comentario de un extraño accidente es, por el momento, la única explicación a lo ocurrido el pasado sábado 4 de julio en la finca que los marqueses de Santo Floro poseen en la localidad madrileña de Los Santos de la Humosa. Hazem, un ciudadano egipcio hijo de un eminente cardiólogo, fue hallado muerto, apriMadrid. M. Tourón y P. Muñoz sionado por la cabeza, en la puerta automática de acceso a la propiedad de los marqueses. Nadie vio nada y nadie sabe nada; pero todos coinciden en señalar que no hay explicación posible que dé respuestas a los miles de interrogantes que surgen a medida que se intentan conocer detalles sobre lo que pudo suceder para que Hazem perdiese la vida en tan violentas circunstancias. Un cercado de tela metálica con un pe- En efecto, después de tomar un café, sobre sonas que ese día se encontraban en la queño cartel en el que se lee coto privado las cuatro o cuatro y media de la tarde, el jofinca, centrando sus preguntas en ló que hade caza anuncia el comienzo de una gran ven se despidió y, para evitar que los dueños bían comido y bebido y si Hazem Ali Issa hahacienda. Se trata de la finca Monte Enci- de la casa bajasen hasta la puerta de entrada bía ingerido algún tipo de pastillas, además nar propiedad de los marqueses de Santo a la finca, le fue facilitada una pequeña llave de interesarse por la presencia del fallecido Floro, situada en la estrecha carretera que magnética que, una vez introducida en la raen Los Santos de la Humosa. une Los Santos de la Humosa con Pozo de nura de un poste metálico negro, pondría en Lo que ocurrió desde que Hazem dejó la Guadalajara. Tras casi tres kilómetros, la va- marcha el mecanismo de apertura del portacasa, se introdujo en su coche y se encaminó lla se interrumpe para albergar, entre dos lón de hierro. Luego, simplemente debía dehacia la puerta de entrada hasta que fue hagruesos pilares de piedra y ladrillo, un gran jarla en un lugar previamente acordado, llado su cadáver es todo un gran misterio roportalón de hierro pintado de negro y con cie- donde sería recogida más tarde. deado de numerosas incógnitas. rre automático. Al otro lado de la carretera no Por lo que parece, esta es una práctica haAlgunas fuentes consultadas por ABC sehay nada, sólo una extensa llanura con esca- bitual entre las personas que frecuentan la ñalan que el egipcio detuvo su automóvil ansos árboles... finca, probablemente por la considerable distes de la salida e introdujo la llave magnética Monte Encinar se encuentra casi aislado. tancia que separa la vivienda de la salida y en la ranura. En unos segundos el pesado En los alrededores, y también en la margen también por la ausencia de un portero autoportal comenzó a retroceder hasta dejar libre izquierda de la carretera, después de pasar mático que permita la apertura del portalón el paso y Hazem salió de la finca. No obsotros dos kilómetros de valla, únicamente hay desde el interior de la casa. tante, el hombre volvió a detenerse para dos granjas, situadas bastante apearse del coche y depositar la antes de llegar a Pozo de Guallave en el lugar que previamente Hazem Ali Issa fue hallado con la cabeza dalajara. Los árboles y una pele había sido indicado, al otro queña cuesta impiden ver desde aplastada por el portalón automático lado de la v a l l a dentro de el exterior si hay algún edificio Monte Encinar de la finca en la finca, y desde el portalón Siempre según esta versión, de acceso tan sólo se ven, a fue al intentar salir a la pequeña unos doscientos metros, otras La embajada de Egipto mantiene la versión de explanada en la que había dedos columnas de piedra. que pereció en el garaje de una oficina de la jado su automóvil cuando el porEl camino de tierra rojiza se talón, que se estaba cerrando, Castellana pierde de vista poco después, aprisionó a Hazem contra la basin que en momento alguno se rra de hierro que le sirve de pueda divisar la casa, pues se encuentra a tope. ¿No le dio tiempo a salir? Esta es la La tarde siguió con la habitual tranquilidad cerca de un kilómetro del portal de hierro nepregunta que surge después de oír este reen Monte Encinar hasta que, momentos gro. De esta forma, la intimidad queda asegulato; una interrogante que, en principio, redespués, en la casa comenzaron a oírse grirada. sulta ilógica pues el pesado portal, de unos tos sobre un accidente: el invitado egipcio hacinco metros de longitud, realiza su recorrido La sinuosa carretera no tiene prácticabía muerto. mente tráfico. Entre semana apenas si circumuy lentamente, de tal manera que da En efecto, la novia de uno de los hijos de lan por ella algunos camiones de reparto, autiempo a salir y entrar con calma. los marqueses de Santo Floro se disponía a tomóviles de empleados de las dos granjas Un joven que trabaja en una granja cerentrar en la finca con su moto, procedente de antes mencionadas o algún tractor, afluencia un pueblo cercano, cuando descubrió, horroricana al lugar manifestó que ese día, sobre que se reduce considerablemente los fines de zada, el cuerpo sin vida de Hazem aprisiolas ocho de la tarde, pasó por delante de la semana. nado en el portal de hierro negro. La joven, finca y vi que estaba la Guardia Civil con Pero hace ya casi tres semanas un trágico muy nerviosa e impresionadísima, hizo señaotras personas. En el suelo había algo, un y desagradable suceso cambió por completo les a varios vehículos que pasaban por la cabulto, tapado con una manta y pensé que era la tranquilidad de un caluroso sábado de julio. rretera para que se detuviesen y le prestaran un ciervo, no me imaginé que pudiera ser ayuda hasta que, finalmente, se paró un couna persona; me enteré después y me exUna invitación a comer che: La muchacha dijo a los ocupantes del trañé mucho Otros testigos presenciales automóvil que llamasen por teléfono a la casa aseguraron, por su parte, que daba la imEl egipcio Hazem Alí Issa había conocido y avisaran de lo ocurrido. presión de que aquel hombre había sido deal hijo de la marquesa viuda de Santo Floro, gollado Agustín, en una boda. Hazem comenzó a Así fue, poco después era también alertada charlar con el matrimonio Figueroa sobre la Guardia Civil y varios agentes se desplazaMutismo absoluto amigos comunes, aficiones y, especialmente, ron desde Alcalá de Henares al lugar, a de su gusto por el campo y el aire libre, lle- donde también llegó una juez. Además, inA partir de este momento, el mutismo es gándose en un momento determinado de la cluso un helicóptero llegó a sobrevolar la absoluto. En el pueblo casi nadie quiere haconversación a comentar la existencia de la finca. blar de lo sucedido, los comentarios son muy finca de Los Santos de la Humosa. El egipcio escasos y los pocos que se deciden a contar Se da la circunstancia de que en los primemostró entonces su interés por conocer el lualgo lo hacen con gran cautela. Lo cierto es ros momentos de nerviosismo alguien confungar, y al cabo de algunos días llamó por teléque poco saben: No se ha hablado nada de fono, casi con insistencia, a los hijos de la dió el coche de Hazem con el de la mareso, el domingo sólo vimos pasar a la Guarmarquesa quienes, finalmente, lo invitaron a quesa de Santo Floro, llegando así a decirse dia Civil y dijeron que algo había ocurrido en que quien había muerto era el chófer peruano comer. la finca, un accidente muy raro. Dicen que un de la familia. Pero lo cierto es que se trataba extranjero quedó atrapado por la puerta de El sábado día 4 Hazem llegó por la madel joven invitado, una persona muy simpáhierro, pero tarda mucho en cerrarse y da ñaña a Monte Encinar y comentó a sus antica y amable, pero casi desconocida para los tiempo a pasar varias veces. Le debió pasar fitriones que era una pena dejar un sitio tan propietarios de Monte Encinar algo. Ese día Había gente en la casa, pero bonito, pero que él debía salir pronto hacia como está muy apartada de la carretera no La Guardia Civit interrogó a todas las perMadrid pues tenía una cita con otros amigos.