Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
DOMINGO 26- 7- 92 INTERNACIONAL -Oriente Medio- ABC 41 EE. UU. podría atacar a Sadam Husein sin el permiso de las Naciones Unidas La ONU exige a Irak que responda hoy a sus demandas Washington. Pedro Rodríguez El Cairo. Yolanda Porteiro La salida de Bagdad de los inspectores de la ONU encargados de supervisar la destrucción de armas químicas, biológicas y nucleares en Irak ha desatado una nueva ola de tensión. La ONU espera que este fin de semana el Gobierno Bagdad responda a la última percha tendida a Sadam Husein para evitar el riesgo de confrontación El dictador iraquí contesta lanzando a sus ciudadanos contra los funcionarios de las Naciones Unidas. El embajador iraquí ante la ONU, Abdel Amlr al- Anbari, señaló ayer, en cualquier caso, que había recibido de su Gobierno una respuesta positiva a las exigencias de Naciones Unidas sobre la entrada de sus inspectores en la sede del Ministerio de Agricultura en Bagdad. Antes de entrevistarse con Rolf Ekeus, jefe de la comisión especial de la ONU encargada de supervisar el desarme de Irak, Al Anbari añadió, sin embargo, que quedaban algunos detalles que pulir sobre esta cuestión. Las conversaciones entre Ekeus y Al- Anbari fueron interrumpidas ayer sin llegar a ningún acuerdo, pero el enviado de la ONU aseguró que éstas se reanudarían hoy por la mañana y que esperaba una respuesta definitiva de Irak. Si no hubiera una respuesta positiva, Ekeus dijo que no habrá más negociaciones con Irak Mientras, el presidente Bush se reunió en Camp David con sus principales consejeros para estudiar una lista de posibles reacciones contra Irak, entre las que se incluye la represalia militar. Los consejeros de Bush discutieron concretamente si una nueva intervención militar requeriría el visto bueno del Consejo de Seguridad, o si los términos del alto el fuego permitirían que bastara un acuerdo entre los aliados. El secretario de Estado, James Baker, manifestó desde Manila que hay formas de usar la fuerza que prácticamente no requieren nuevas resoluciones del Consejo Aun así, fuentes diplomáticas declararon que los aliados preferirían contar con el respaldo del Consejo de Seguridad. En la reunión de Camp David han sido convocados el consejero de Seguridad Nacional, general Brent Scowcroft; el secretario de Defensa, Richard Cheney; el vicesecretario de Estado, Lawrence Eagleburger- e n ausencia de Baker- y el general de cuatro estrellas, Colin Powell, jefe del Estado Mayor Conjunto. El presidente ha insistido en que todavía no existe un plazo fijado pero que existen trabajos en curso para una respuesta adecuada. Las tropas norteamericanas acantonadas en el Golfo se encuentran desde hace días en estado de alerta mientras que medios de Prensa saudíes afirmaban el sábado que aviones de guerra de Estados Unidos han intensificado sus maniobras durante las últimas tres jornadas. Por otra parte, los ministros de Asuntos Exteriores de los cuatro países árabes directamente implicados en el proceso de paz con Israel- Siria, Líbano, Egipto y Jordania, además de la delegación palestina- rechazaron ayer en Damasco solucionar por separado el conflicto regional. Los representantes árabes adoptaron un proyecto sirio- palestino que incluye siete puntos para resolver el conflcito árabe- israelí, que comenzó hace más de 40 años, y reiteraron su adhesión al principio de no recurrir a la fuerza en los litigios territoriales, al derecho del pueblo palestino a tener su estado independiente. VARTA o VARTA EN SU CÁMARA Y OLVÍDESE DE LAS PILAS Este verano correrán cintas y carretes. La Expo, los Juegos Olímpicos, I Madrid Cultural, las vacaciones... Con una pila Varta en su cámara de fotos o de vídeo, podrá cubrir todos estos acontecimientos. Y muchos más. Las Fuerzas Armadas toman los barracones de la milicia libanesa más poderosa i Beirut. Afp, Ap, Reuter El Ejército libanes tomó en la madrugada de ayer la sede de la ex milicia Fuerzas Libanesas, la guerrilla más poderosa de cuantas camparon en el Líbano durante tres lustros de guerra y que ahora está en proceso de desmantelamiento. Su jefe, Samir Geagea, que ahora intenta reconvertir su grupo en una milicia, dormía en la sede cuando llegó el Ejército. Según fuentes de las Fuerzas Libanesas, Geagea y su mujer, Sitrida, permanecían en los barracones, en la zona portuaria de Karantina, en un arresto domiciliario a la espera de poder trasladarse a una nueva sede de las Fuerzas Libanesas, que ahora se situarían Gadras, al norte de Beirut. La acción de las Fuerzas Armadas, que se desarrolló de forma imprevista, pero totalmente pacífica, se encuadra en el marco de la ejecución de la decisión tomada por el Gobierno a principios de semana, por la cual se ha dado orden al Ministerio de Defensa para que recupere y ponga bajo control gubernamental los edificios pertenecientes a la administración y que durante la guerra de 1975 a 1990 fueron ocupados por milicias. Los barracones de Karantina pertenecían en el pasado al Hospital, de Karantina, institución gubernamental especializada en problemas respiratorios. En la madrugada del viernes, el Ejército tomó la sede de la Lebanese Broadcasting Corporation, la principal cadena de televisión del país, perteneciente a las Fuerzas Libanesas y que se encontraba albergada en un edificio de cuatro alturas en el puerto de Yunie, al norte de Beirut. Según las disposiciones del Gabinete pro sirio de Rachid Solh, el Ejército debe devolver al control gubernamental, antes del 20 de agosto, tres días antes del comienzo de las elecciones generales, una serie de edificios entre los que se encontrarían el cuartel Jeque Abdallá en los altos sobre Baalbek, en la llanura oriental de la Bekaa, ocupado por la milicia pro iraní de Hizbolá, la única que no ha sido desmovilizada todavía; el palacio presidencial de verano de Beitedin, en las montañas del Chuf, actualmente controlado por la milicia drusa de Walid Jumblatt y el inmueble del Ministerio de Recursos Hidráulicos Varta. Una pila para el 92. Ni más, ni menos. O