Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
66 A B C CULTURA MARTES 5- 11- 91 Combescot obtiene el Goncourt y Dan Franck el Renaudot París. Juan Pedro Quiñonero Como estaba perfectamente previsto y anunciado, Pierre Combescot ha ganado el premio Goncourt con su novela Los hijos del Calvario (Grasset) que había tenido una excelente acogida por la crítica y lanza a la popularidad a un autor apreciado en los medios periodísticos. Por su parte, Dan Franck obtuvo el premio Renaudot por su obra La separación Combescot es una firma conocida para los lectores de L Express y Le Canard Enchaine, donde colabora regularmente. Hace dieciocho años publicó un ensayo sobre Luis II de Baviera, al que siguió su primera novela, Los caballeros del crepúsculo Autor poco prolijo o poco publicado, Combescot tardó once años en volver a publicar otra novela, Los funerales de la sardina que ganó el premio Mediéis en 1.986. Hace dos meses, apenas, con gran rapidez, su nueva novela se impuso como un éxito de crítica entre las doscientas novedades tradicionales del otoño literario francés, entre otras razones de calidad propia por una razón de oportunidad: la publicación de una suerte de epopeya picaresca cuando el lector no encuentra en los Jibros de historia la materia con que saciar la sed de aventuras que tampoco encuentra en las variaciones narcisistas pasablemente rococó de sucesivas escuelas de nueva novela Los hijos del Calvario en realidad, es una novela- folletín construida en torno a un personaje, Rachel Aboulafi, Madame Maud, judía tunecina, instalada en un bar próximo al Circo de Invierno, en el popular bulevar Hijos del Calvario precisamente, no lejos de una de las últimas residencias de Flaubert en París, cerca, igualmente, de la plaza de la Bastilla y la plaza de los Vosgos, donde un museo muy rudimentario rinde un parco homenaje a Victor Hugo García Sánchez gana el premio Herralde con su novela La historia más triste Es un relato sobre lo que signfica la pasión y sus consecuencias Barcelona. Elena Hevia Ayer se falló en Barcelona el premio Herralde de novela, que este año cumplía su novena edición. El ganador fue el novelista Javier García Sánchez con su obra La historia más triste El autor de La dama del viento sur y de El mecanógrafo es el más joven entre todos los que lo ha obtenido hasta el día de hoy, pero eso no le preocupa, porque a él le gusta verse como un estudiante y crear entre la modestia y el orgullo Javier García Sánchez se alzó ayer con el IX premio Herralde de Novela con la obra La historia más triste un texto con el que el joven autor de La dama del viento sur y El mecanógrafo declara haberse convertido en un iconoclasta de sí mismo tras narrar una historia de amor y desamor a partir de una visión bastante humorística. García Sánchez (Barcelona, 1955) que fue definido por Rafael Conté como un torrente de la nueva narrativa española ha querido ser en su última novela un delicado riachuelo gracias a un voluntario ejercicio de decantación que ha hecho que La historia más triste sea, en comparación con su inabarcable El mecanógrafo un prodigio de contención que, pese a todo, se plasmará en unas quinientas páginas. El reto para un autor calificado, en repetidas ocasiones, de grafómano, no sólo se encontraba en ese comedimiento, sino también en un nuevo tratamiento humorístico de sus habituales y trascendentes temas. En otras ocasiones- comenta García Sánchez- he buscado la desmesura con una cierta fruición y lo hacía porque el asunto tratado, el mundo sentimental así lo exigía. Es difícil hablar del caos sin dejarse llevar por él. Ahora, me he autoimpuesto una disciplina bastante estricta El escritor define la novela como una nueva historia de amor. El amor que se autodevora, explica. Un relato de lo que significa la pasión y sus consecuencias. El ascenso y caída de un sentimiento y la posterior ceguera de los amantes. Eso que Novalis definía como la sensación de pasar de la luz a las tinieblas El relato se centra, una vez más, en una mujer, Irene, joven periodista que busca al príncipe azul de sus sueños, cuando lo encuentra en la persona de un misterioso músico, Irene se zambullirá en una profunda historia amorosa que rozará el sadomaso- quismo. Para García Sánchez éste es uno de sus libros con mayor poder visual. Creo que sería relativamente fácil llevarlo al cine. Cuando redactaba esta novela fui a ver Nueva semanas y media una película con la que tiene algunos puntos en común, aunque el tratamiento sea distinto. Luego tuve miedo de que se pudieran encontrar parecidos con Átame de Almodóvar, y por eso me negué a verla. Afortunadamente, quienes han visto la película y la han leído, me han dicho que no tiene nada que ver. A estas alturas es muy difícil ser realmente original, sólo se puede intentar ser humilde y objetivo Flórez presentó su biografía de Cela Camilo de Camilos Madrid. A. A. El escritor y cronista Rafael Flórez presentó ayer su biografía de Cela Camilo de Camilos un viaje a través de los recuerdos, los acontecimientos, las pasiones que han marcado la vida del premio Nobel español. Al acto asistieron novelistas, poetas, críticos y numerosos admiradores de la obra del escritor gallego. Glosaron la biografía de Cela Antonio M. Campoy, Javier Domingo y José López Martínez. Rafael Flórez ha rescatado en su biografía un Camilo que produce a su vez nuevos Camilos en donde la personalidad literaria del autor de La Colmena aparece reflejada a través de un espejo de efectos múltiples Flórez subraya de su obra, ante todo, el inmenso valor literario del autor objeto del ensayo. La biografía de Cela consta de más de cuatrocientas páginas, es la primera completa que se le realiza al Nobel español y en ella todo tiene cabida en palabras del crítico José López Martínez: Rafael Flórez nos ofrece un ensayo- novela- reportaje desde distintos prismas de la vida celiana. Ahí están los académicos, Pedro Rocamora, la revista Escorial (con Dionisio Ridruejo y Luis Rosales) Antonio M. Campoy y Javier Domingo subrayaron la fuerza literaria que Flórez ha proyectado en su biografía, escrita con valor y sabiduría por quien ha conocido y conoce en profundidad a Camilo José Cela, siempre en primera línea de las letras españolas durante el último medio siglo y merecidísimo Nobel. Flórez ha apostado por la obra bien hecha a conciencia de Cela Baile de lo cotidiano A partir de esa geografía urbana, Pierre Combescot hace desfilar por el bar de Madame Maud una fauna hetéróclita donde se confunden prostitutas, chulos, rabinos (el visitante recordará que no está lejos de un célebre barrio judío) bailarinas de sex- shop policías, profesores de ballet y descarriados de especie diversa. Esos personajes se cruzan y entrecruzan en una mezcla donde se traban historias paralelas de un París próximo, lejano y legendario, a un tiempo. Quienes conozcan el barrio apreciarán la calidad de los retratos. Quienes no conozcan esa geografía parisina podrán descubrir una suerte de París subterráneo que no es tal si no en la imaginación del turista que no desea perder el tiempo más allá de las colas del museo Picasso (que se encuentra a dos pasos del bar de Madame Pierre Combescot no se ha dejado llevar de una ambición desmedida. Su ambición, aparente, ha sido crear una suerte de ballet de la vida cotidiana recurriendo a personajes clásicos de la novela dieciochesca, revisitados a (a luz lívida de nuestro tiempo. Muy lejos de los soliloquios de Madame Duras y el narcisismo de M. Sollers, Pierre Combescot es un personaje simpático en la fauna periodística parisina. De ahí que, en su caso, el encanto de su libro se dobla con la alegría de los colegas menos envidiosos por la gloria de un cronista catapultado a la fama y la gloria de los premios literarios. El más joven La historia más triste parte del primitivo título de El buen soldado la novela de Ford Madox Ford, que fue transformado a instancias de su editor por poco comercial. Ahora- comenta García Sánchez me he dado el gustazo de recuperarlo, no tanto porque tenga que ver con esta novela en concreto, sino más bien porque Madox Ford, un escritor no demasiado conocido en España, ha influido profundamente en mí como lector Respecto a la supuesta consolidación que supone para su propia generación el hecho de que los autores más jóvenes copen los premios más importantes del país, García Sánchez establece una saludable distancia: Creo que es bueno que se te siga considerando una joven promesa. Me gusta dar la imagen de un estudiante zoquete que está intentando crear algo entre la modestia y el orgullo Y aunque no le guste mucho, el autor no puede evitar sonreír cuando se le menciona que él es el más joven de todos los galardonados con el Herralde: Es que empecé a escribir muy jovencito El jurado, integrado por Salvador dotas, Juan Cueto, Luis Goytisolo, Esther Tusquets y el editor Jorge Herralde, decidió proclamar finalista a Diego Carrasco, escritor español nacido en Buenos Aires que ha debutado en la narrativa con la novela presentada al premio, El tesoro japonés