Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
JUEVES 10- 5- 90 CULTURA ABC 57 Muere Dalmiro de la Válgoma, secretario perpetuo de la Academia de la Historia Caro Baroja: Era el último representante del honor a la antigua Madrid. Antonio Astorga Ayer murió en Madrid, víctima de un infarto, Dalmiro de la Válgoma y Díaz Várela (Monforte de Lemos, 1904) secretario perpetuo de la Real Academia de la Historia, el último representante del honor a la antigua dice Julio Caro Baroja; el hpmbre del elogio amplio, siempre honesto hasta en lo desmedido para José García Nieto y con quien la Academia pierde el mejor florón de su Historia como señala el arquitecto Chueca Goitia. Dalmiro de la Válgoma, colaborador de ABC, acababa de cumplir ochenta y seis años el día 7 de este mes y hoy será enterrado en Villafranea del Bierzo (León) Ayer, numerosas personalidades del mundo de la cultura y de la ciencia visitaron la capilla ardiente de don Dalmiro en su domicilio madrileño. El poeta y académico José García Nieto recuerda a Dalmiro de la Válgoma como una persona extraordinariamente bondadosa que estudiaba, analizaba y profundizaba en lo mejor de cada ser: Con él perdemos algo que no se puede subrayar fácilmente si no se acude a alguno de aquellos cumplidos tan suyos que no formaban parte, como pudiera parecer, de una retórica acomodaticia, sino de una manera de sentir, de una manera de ser. Era el hombre del elogio amplio, siempre honesto hasta en lo desmedido. Lo sabíamos, pero le oíamos con gusto porque conocíamos su estilo y su talante. Se fijaba, por su corazón, y por la altura de su amistad, en lo mejor de cada ser. Mentalmente, acostumbradamente hacía una criba entre lo bueno y lo menos bueno que cada uno pudiera ser. No tenía otra cosa que hacer más qué apartar de su memoria, que estaba hermanada con su bondad, lo que aquella persona pudiera tener de menos bueno. Su palabra se encendía sobre lo mejor de su alrededor. Sólo se me ocurre en este momento aquel verso: era un claro caballero del rocío Y vienen a mi memoria aquellas palabras del Quijote- ¿qué otro libro buscar para acoplarlo a él? Buscando las ocasiones que nos puedan hacer y hagan, sobre cristianos, famosos caballeros que se va desvaneciendo en nuestros tiempos, ¡ay! tan prosaicos. Era aristócrata en el porte, tan distinguido. Era aristócrata en la conducta, en la afabilidad, en la igualdad de trato para el procer y para el menestral, en la diligencia, en el cumplimiento minucioso y exacto del deber, sentido siempre con responsabilidad. Y para que nada faltara a sus escritos memoriales se encerraban en una prosa algo alambicada y altisonante que ocultaba un peculiar sentido del humor, que hacía de la lisonja un regalo para los demás con olvido de sí mismo. La Academia ha perdido el mejor florón o penacho de su Historia Dalmiro de la Válgoma, siempre honesto hasta en lo desmedido acababa de cumplir ochenta y seis años y hoy será enterrado en la localidad leonesa de Villafranca del Bierzo Dalmiro de la Válgoma y Díaz Várela, secretario perpetuo de la Academia de la Historia desde 1967, estaba casado con la escritora y académica Elena Quiroga. Se doctoró en Derecho en la Universidad de Madrid y era académico correspondiente de la Historia de las de Galicia, Paraguay y Ecuador. Poseía numerosas condecoraciones, entre otras, la gran Cruz de Alfonso X el Sabio. Entre sus obras destacan: Los guardias marinas leoneses Don Zenón de Somo de Villa, primer Marqués de la Ensenada Estirpe y descendencia de Hernán Cortés Línea de Medina- Sidonia Modelo de caballero Para el antropólogo y académico Julio Caro Baroja, con Dalmiro de la Válgoma desaparece el último representante del honor a la antigua y una persona francamente difícil de sustituir en su labor: Era el modelo del caballero: un hombre de trato exquisito, de bondad absoluta a toda prueba. Demostró también en ocasiones poseer paciencia ejemplar y para todos tenía palabras generosas y alentadoras. Esto sobre la excelencia de su labor como genealogista e historiador. Creo que la Real Academia de la Historia pierde a un miembro irreemplazable. A sus amigos la pérdida nos supone un inmenso dolor y España deja de tener, a mi juicio, el último representante del honor a la antigua Fernando Chueca Goitia, arquitecto y académico de la Historia y de Bellas Artes, considera que con Dalmiro de la Válgoma se diluye la imagen de una personalidad que ya no se da en nuestros días: Cuando he recibido la fatal noticia de que el académico más académico de la Real de la Historia acaba de fallecer he tenido la impresión de que la Academia había perdido sus más elevadas ejecutorias. Don Dalmiro era la imagen de algo Sólo los mejores sobreviven. Sólo los mejores. Los más capacitados, sobreviven. Renault Ocasión sólo admite uno de cada tres vehículos que llegan a sus manos. Aquellos capaces de superar con éxito el control realizado por nuestros técnicos. El resto, se elimina. Sólo con un criterio de selección estricto y una puesta a punto rigurosa, podemos garantizar nuestros coches. Y responder de ellos en cualquier punto de la Red Renault de España. I RENAULT Ocasión La ley del más fuerte.