Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
64 A B C CAMPEÓN LUNES 4- 12- 89 Trágica muerte de Fernando Martí Fernando Martín, jugador de baloncesto del Real Madrid, murió ayer a los veintisiete años. Martín sufrió un accidente de tráfico a las tres y veinte de la tarde en la M- 30 madrileña, al colisionar su vehículo con un Opel Kadett cuyo conductor resultó gravemente herido. El baloncestista, que viajaba sin documentación, conducía un Lancia Tema de color rojo y procedía de la N- ll para tomar la autopista M- 30 con dirección norte. Al entrar en la autovía su coche derrapó, cruzó el medianil e invadió la calzada en sentido contrario estrellándose contra el vehículo de Ricardo Delgado. Sus compañen El accidente tuvo lugar minutos antes de las tres y media de la tarde en la intersección de la Nacional II con la M- 30, al invadir el coche que conducía Fernando Martín el carril contrario y colisionar de frente i l l l? RÉCÓRFÚDO DEL COCHE DE Í 5 Í 8 ÉÍÍÉSÍ S i J Í S p %0 ¡9i fi con un vehículo en el que viajaban y I S B 2 i l f í i i B p dos personas, que quedaron ingresadas en el hospital Gregorio Mara- í L G R D L SNE T O I Í Í S í J f á É i If UA E I I SR ñón, en estado grave. rGASOUXERA El jugador fue trasladado en una ambulancia de la Cruz Roja al hospital Ramón y Cajal, donde ingresó cadáver. Los dos automóviles quedaron completamente destrozados 3! ¡iB por la fuerza del impacto. Colisión impresionante Según testigos presenciales, el accidente resultó impresionante. El n m, Lancia de Fernando saltó el media Í Í Í Í Í l g Í Ü Í DR C I N S R Js i I E CÓ U i sS PUENTE DE LA PAZ nil y fue a empotrarse contra un Opel Kadett que circulaba en direcA. ROORIGUEZ ción sur. El coche de Martín volcó y se quedó con las ruedas hacia arri- tín Espina ha ingresado cadáver a al ser abordado por los periodistas ba. Los primeros conductores que las quince horas y treinta y cinco comenzó a llorar. pararon al ver el accidente apaga- minutos del día 3 de diciembre de ron las llamas que salían del Opel 1989 como consecuencia de un acEn relación con el responsable Kadett y sacaron a su conductor. Al cidente de tráfico. del equipo nacional, cabe recordar ir a auxiliar a Fernando vieron que Fueron los doctores Hernández que hace unos años, antes de que era imposible. Ranz y Calleja, médicos de guardia Fernando se marchara a Portland, Casi inmediatamente llegaron los a esas horas de la tarde, los que Antonio Díaz Miguel le prestó a bomberos con una grúa, un coche certificaron el fallecimiento del juga- Martín su flamante Mercedes para de útiles y una ambulancia. Al ver dor a su llegada al hospital. Las pri- que realizara un viaje a Francia. A que el vehículo de Martín estaba meras noticias apuntaban a que el poco de coger el coche, cuando iba volcado, utilizaron una sofisticada jugador sufrió múltiples contusiones a integrarse en la carretera de Barherramienta que funcionaba de for- por todo el cuerpo, siendo un trau- celona desde la calle Josefa Valcárma hidráulica y que lo mismo se uti- matismo cráneo encefálico la causa cel, Martín sufrió una aparatosa colisión que afortunadamente no tuvo liza para separar las chapas que más probable de la defunción. para cortarlas y extrajeron al balon- Poco después de las cinco de la las fatales consecuencias de la de cestista por la portezuela delantera tarde se personaron en el centro ayer, pero que resultó premonitoria. izquierda. Se le apreció en primera médico los padres de Fernando Al hospital Ramón y Cajal acudieinstancia una herida contusa en la Martín, que recibieron el aviso del ron sus compañeros de equipo, zona tempo- parietal izquierda y he- propio hospital, su hermano Antomúltiples amigos y gentes del munmorragias por boca y nariz, el juga- nio, que abandonó a todo correr los do del baloncesto, en medio de un dor estaba inconsciente. El conduc- vestuarios del Palacio de los Deporambiente de confusión y estupor. tor del otro vehículo también pade- tes, y varios directivos de la casa José Luis Llórente, base del equipo cía una herida en el parietal blanca. También llegó Antonio Díaz madridista, deambulaba visiblemenizquierdo y rotura de la pierna del Miguel, seleccionador nacional, que te afectado: Ha sido un golpe terrimismo lado. i mw wfmam WÁ La plantilla del Real Madrid- l o s I gadores; el manager generf Lolo Sainz; el entrenador, Geoil Karl; el ayudante de éste, Cliffij Luyk... -pasó de una tensa ince dumbre a la amarga evidencia en vestuario del Palacio de los Dep tes, donde el equipo blanco deí enfrentarse ai CAÍ. El propio Lq Sainz explicó cómo fueron vivic esos momentos que llevaron a l familia blanca desde los indicios f la desgracia hasta el dolor gene por la muerte de Fernando. A partir de las cuatro, los jugad res llegaron uno tras otro al vestu rio, y poco después los present tuvieron las primeras noticias que un componente de la había tenido un grave accidente tráfico. Cuando esto quedó con! mado, sólo Villalobos y Fernán! Martín faltaban por llegar al Palacf de Deportes. Ambos estaban lesil nados. No iban a jugar y, por tanl podían presentarse allí un poq más tarde que sus compañeros, fin, apareció Villalobos, ignoran! del drama. Antonio Martín rompiól sollozar y, acompañado de Jo; Luis Serrano, que condujo el aut móvil, se dirigió al Hospital Ramc y Cajal, donde se encontraba ingr ble para todos, no me lo puedo creer manifestó. El Alcalde, en el hospital El alcalde de Madrid, Agustín Rodríguez Sahagún, acudió al centro médico a dar el pésame a la familia. Aseguró que había sido testigo de escenas de tremendo dolor por parte de la familia del jugador, y que había convencido a la madre de Martín para que abandonara el hospital y se trasladara a su domicilio particular. Después de referir detalles sobre el accidente, Rodríguez Sahagún expresó: En nombre de todos los madrileños, el dolor y el pesar por la muerte de esta gran persona y este magnífico jugador. Rodeado por una multitud de curiosos e informadores que se agolpaban en torno suyo el alcalde comentó emocionado: He encontrado a la familia muy unida en estos momentos dolorosos, cuando ha muerto un ejemplo deportivo, ídolo de miles y miles de jóvenes aficionados al deporte en este país, además de ser el primer jugador nacional que jugó en la NBA Rápidamente abandonó el Ramón y Cajal en dirección ai hospital Gregorio Marañón para visitar a las otras dos personas involucradas en el accidente. Paco Amescua, delegado del equipo de baloncesto del Real Madrid, y Lorenzo Sanz, vicepresidente de la entidad madridista, se perso- Fotos ensangrentadas Desde los primeros instantes, todo el mundo especuló con lo que luego sería tristemente confirmado: era Fernando Martín. A esto contribuyo el hecho de que como consecuencia de la colisión quedaron esparcidas sobre la calzada, manchadas por su propia s a n g r e numerosas fotografías, de las que los jugadores madrisdistas utilizan para firmar autógrafos, con la imagen del conocido pívot. El parte médico facilitado por el doctor Ascorbe, Jefe de Hospital del centro sanitario Ramón y Cajal, era así de escueto: D. Fernando Mar- La aventura americana El gran sueño de todo jugador de baloncesto es la NBA. Fernando Martín tuvo la oportunidad de hacerlo y la aprovechó, aunque su carrera entre los profesionales no fue brillante. Pocos minutos en juego, aunque siempre pudo continuar. Prefierió no hacerlo, para regresar al baloncesto español, en el que volvió a ser figura indiscutible. En I985 realizó una prueba en los campamentos de verano, pero hasta abril de 1986 no le surgió la oportunidad de fichar por la NBA. El contrato con los Portland Trail Blazers se materializó el 14 de agosto, a razón de 135.000 dólares anuales y la opción de renovar por una temporada más. Fue el primer jugador español en la Liga profesional estadounidense. Debutó allí el 1 de noviembre durante dos minutos. Una lesión en la rodilla le tuvo en Oregón inactivo durante dos meses y medio.