Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
64 ABC Coyuntura ABC LUNES 21- 12- 87 de contratación menos onerosas para los empleadores, ha contribuido a la creación de empleo, resulta tan evidente como muestra la contundencia de los datos estadísticos en lo que se refiere a la población que accede a su primer empleo. La incorporación de lamujer altrabajo eleva la población activa al 49,2 por 100 El empleo ha crecido en un 5 por 100 en doce meses La publicación por el INE de la Encuesta de Población Activa (EPA) correspondiente al tercer trimestre del presente año ha venido a clarificar y confirmar lo que los datos de la economía española presagiaban. El empleo ha avanzado considerablemente en el período de un año comprendido entre los terceros trimestres de 1986 y 1987, con aumento de más de medio millón de nuevos empleos y crecimiento relativo que se sitúa en torno al 5 por 100 Las modificaciones metodológicas introducidas en la EPA a partir del segundo trimestre de este año y el hecho de que la cifra absoluta de parados sea similar a la registrada un año antes han venido a polarizar el interés de la noticia, marginando lo que es verdaderamente significativo, es decir, el acelerado crecimiento del empleo que se registra en España desde 1986. 1987, aproximadamente, en 602.700 personas, equivalente al 4,4 por 100. Si se tiene en cuenta que ia población de más de dieciséis años aumentó sólo en 413.500 personas, resulta que la tasa de actividad de la población española hubo de mejorar sustancialmente, situándose en el 49,2 por 100, con ganancia de 1,38 puntos porcentuales en el período de un año. El aumento de la población activa se debe, aparte del crecimiento demográfico, a la incorporación masiva de la mujer al mercado de trabajo. La tasa de actividad femenina ha ganado 3,38 puntos porcentuales en el plazo de un año. Claro es qué el 31,9 por 100 en que se sitúa la tasa de actividad femenina para la población de más de dieciséis años está aún muy lejos del 50 por 100 al que habría de llegarse para aproximarnos al modelo europeo. Evolución del paro Al crecer el empleo en 550.700 personas y la población activa en 602.700, es evidente que la población activa desocupada ha tenido que aumentar en 52.000. Sin embargo, la tasa de paro, al ser mayor el número de activos, se reduce, aunque sea moderadamente, en medio punto porcentual. La evolución del paro muestra dualidad manifiesta. Mientras que la población masculina en paro se reduce en 222.100 personas, la femenina aumenta en 274.100, por lo que las respectivas tasas de paro decrecen 2,4 puntos porcentuales en ios varones y aumentan en 2,8 puntos porcentuales entre las mujeres. Resulta de lo observado que el crecimiento de paro que registra la población española tiene su origen en la masiva incorporación de la población femenina al mercado de trabajo en tasa anual del 13,2 por 100 frente a) 1,2 por 100 que corresponde al crecimiento de la población femenina en edad dé trabajar. Modificaciones metodológicas de la EPA La estadística española, como ocurre en tantas parcelas de nuestro quehacer socioeconómico, tiene que adaptarse a los imperativos que la incorporación a las Comunidades Europeas obliga. La Encuesta de Población Activa (EPA) que el INE viene elaborando desde principios de los años sesenta ha tenido que adaptarse a la metodología establecida por la Oficina Estadística de las Comunidades Europeas (EUROSTAT) Tal modificación supone que los datos históricos de población activa resulten acrecentados en torno al 0,3 por 100 y los de paro disminuidos alrededor de 1,5 por 100, lo que conlleva inevitablemente que el empleo resulte acrecentado en casi el 1 por 100. Como el lector puede comprobar, no son diferencias tan acusadas como para invalidar la serie estadística disponible en España sobre población activa, ocupada y en paro. Expectativas del empleo y del paro Si, a pesar de la crisis bursátil y sus efectos sobre la economía internacional, el Producto Interior Bruto español mantiene ritmo de crecimiento superior a la media de la OCDE, la evolución del empleo en 1988 seguirá teniendo signo positivo, aunque quizá no en forma tan intensa como se ha registrado en 1986 y 1987. Pero el nivel de paro encuestado no cederá en la medida que todavía existen casi tres millones de mujeres que intentarán incorporarse sucesivamente al mercado de trabajo. La incorporación de nuevas cohortes de población a la condición de activos tenderá a reducirse por el efecto demográfico derivado de la menor natalidad en la década de los setenta. Pero pasarán algunos años antes de que la afluencia juvenil a la población activa empiece a descender con alivio de la tasa de paro. (Servicio de Estudios del Banco de Bilbao) Población ocupada El empleo en el año analizado, una vez eliminados los efectos distorsionantes del cambio metodológico, ha crecido en 550.700 empleos netos, equivalente al 5 por 100 de aumento. Dicha variación se distribuye con incremento superior en mujeres (291.200 nuevos empleos, equivalentes al 9 por 100) que en varones (259.500 empleos adicionales, equivalentes al 3,4 por 100 de aumento) El tortísimo aumento del empleo se debe fundamentalmente a la incorporación masiva de la mujer al mercado de trabajo, especialmente en el sector servicios, y también al aumento del empleo autónomo no asalariado. Reconocer que la política de flexibilización del empleo, con la introducción de fórmulas Población activa: más mujeres Corregido el efecto derivado del cambio metodológico, la población activa española creció entre los terceros trimestres de 1986 y va (EPA) (mués de personas) Tercer trimestre 1986 EPA Resultados de la EPA ajustada Seqund m tre Tercer t r t mestre T 987 Población de más de 28.945,50 dieciséis años 28.945,50 29.265,20 29.359,00 413,50 14.155,10 232,60 14.123,70 Varones 13.922,50 13.922,50 15.203,90 T 86 T 9 Mujeres 15.023,50 15.141,50 15.023,00 14.439,50 14.266,00 Activos 13.799,30 13.836,80 602,70 9.558,40 9.532,50 9.573,90 9.595,80 37,40 Varones 4.692,10 Mujeres. 4.266,80 4.843,70 565,30 4.278,40 10.866,70 10.970,50 1.1.329,50 11.521,20 Ocupados! 550,70 7.757,30 7.947,20 7.702,30 8.016,80 259,50 Varones 3.184,40 3.213,20 Mujeres 3.504,40 291,20 3.382,30 Parados 2.912,60 52,00 2.866,30 2.936,50 2.918,30 1 1.830.20 1.801,10 1.579,00- 222,10 Varones 1.626,70 1.082,40 1.309,80 1.339,30 274,10 Mujeres 1.065,20 Tasa de actividad (población dieciséis 47,67 47,80 48,75 años y más) 1,38 49,18 Varones 68.47 67,79 0,86 68,65 28,40 Mujeres. 30,99 3,38 ¿1,11 20,72 Tasa de paro 20,21 20,58- 0,51 16,46 Varones 19,20 16,99 2,38 2775 24,90 27,92 27,65 Mujeres Fuente: Encuesta de población activa: INE. EPA ajustada tercer trimestre 1986. Elaboración propia. Diferencia (miles) Tercer trj. 87 Tercer tri: 87 Tercer tri. 86 Segundo tri. 87 93,80 Variación Tercer tri. 87 Tercer tri. 87 Tercer tri. 86 Segundo tri. 87 1,43 1,67 31.40 62,40 173,50 0,32 0,22 4351 4,36 3,91 13,21 5,02 3,35 O4 T 0,23 088 21,90 151,60 191,70 69760- 18,20- 47,70 122,10 29,50 0,63 9,06- 12,33 25,73 -0,62- 2,93 2,25 038- 1,80- 0,97 2,89 1 J 25 o.oo 0.87 0,37 053 0727 TO 7 12,63