Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
En el ingenio mecánico de un Rolex se resumen más de 70 años de inventiva y vanguardia relojera. Rolex, padre del reloj de pulsera, ha aportado a su sector las grandes pautas maestras que luego han seguido los demás. El primer reloj totalmente hermético fue un Rolex Oyster. Para proteger su precioso mecanismo, Rolex concibió la caja Oyster. Sin molde, tallada de una sola pieza en los metales más nobles: oro, acero o platino. Una auténtica caja fuerte en miniatura, prácticamente indestructible. La corona Twinlock le da una hermeticidad absoluta- -a prueba. de agua, ¡i polvo y suciedad- -iStÉl justo en el punto más vulnerable de un reloj. Atornilla con toda precisión contra la caja y asegura a la máquina un aislamiento similar al de una escotilla de submarino. Pero el verdadero secreto de un Rolex está en su corazón. El rotor Perpetual, de él depende su proverbial precisión. Este sistema, patentado por Rolex, se basa en una masa semicircular que gira libremente y da cuerda al reloj al menor movimiento de muñeca. A lo largo de los años, lafilosofíacreativa de Rolex no se ha apartado lo más mínimo del ideal de su fundación. Dotar a todos sus modelos de la mayor inventiva y de una técnica depurada, sólida. De acero. Acerqúese a su concesionario oficial Rolex. Ha sido seleccionado entre los mejores de su profesión. Y está ÉÉPfl más capacitado que s nadie para ayu darle a encontrar Ü el Rolex de su vida. Rolex Oyster Perpetual Date y Rolex Lady- Date, en acero, con brazalete Oyster a juego. También en oro de 18 quilates y en acero y oro de 18 quilates. El reloj de la corona. VUWKKM. Gran Vía, 15. Tel. 521 69 25 x I P A LDAQ M MADRID Velázquez, 43. Tel. 431 46 50