Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
12 ABC OPINIÓN Ni guerra ni política ZIGZAG Uliana Semenova El baloncesto femenino no cuenta en España con una gran afición: la falta de promoción suficiente, que bien podría hacerse a remolque del éxito de los baloncestistas masculinos, y la baja calidad internacional de nuestras jugadoras, son los principales culpables. Sin embargo, un club español ha conseguido traer a nuestra nación a un mito de este deporte: Uliana Semenova, soviética, de 2,13 metros, que tiene en su haber uno de los más importantes palmares. Pese a su edad- treinta y cinco años- y su actual baja forma- s e está recuperando de una reciente les i ó n- Semenova demostró el sábado que sigue siendo hacedora de espectáculos. El lleno total del pabellón en el que celebró el encuentro entre el Tintoreto, donde milita la soviética, y el Canoe, demuestra que éste ha sido un primer e importante paso para hacer del baloncesto femenino una nueva afición deportiva. LUNES 7- 12- 87 UPONGO que el lector tiene pleno derecho a no creer real lo que voy a contar, que cuenta con mil razones para opinar que cosas como ésta ocurrían en los años oscuros de la baja Edad Media, pero que hoy resultan inverosímiles. Pero yo puedo asegurarle que no voy a a p o r t a r un s o l o céntimo de imaginación y que todo c u a n t o aquí se cuenta puede ser comprobado en letra impresa en do- cenas de publicaciones europeas, fundamentalmente francesas. Es la historia de unas nuevas ordalías, el nuevo juicio de Dios al que, hace ahora un año, convocó al cardenal Lustiger el famoso Abbé Georges de Naníes, el fundador de la Contrarreforma católica en el siglo XX El Abbé de Nantes viene luchando desesperadamente contra la Santa Sede desde tos años del Vaticano. Y digo desesperadamente en el sentido más literal de la palabra. Porque para Georges de Nantes la Iglesia católica se ha prostituido completamente desde el Vaticano II, sus Papas Pablo VI y Juan Pablo II son reos de todas las apostasías, todas las idolatrías, todas las herejías imaginables. Gracias a ellos, la Iglesia, al aprobar la libertad religiosa, al sostener tos derechos humanos, al abrirse al ecumenismo y respetar a las demás religiones, habría dejado de ser ya la Iglesia católica para convertirse en lo que él llama un MASDU, un culto idolátrico al hombre y a la Humanidad. Estas ideas, defendidas con apasionamiento de cruzado y agresividad de fanático, viene repitiéndolas mes a mes el Abbé de Nantes en publicaciones y conferencias seguido por grupos de falangistas -así se llaman- cortos en número, pero tan agresivos como él. Y no le ha importado la suspensión a divinis que contra él pronunciaron los obispos franceses y confirmó la Santa Sede: el sacerdote francés levantó contra Pablo VI y ha reiterado contra Juan Pablo II- a quien ve como el Papa más progresista entre los imaginables- su Liber acusationis en el que les recusa como auténticos Pontífi- S LAS ORDALÍAS ces y les coloca en la lista de tos más refinados heresiarcas. Pero ahora ha ido más lejos: desesperado ante su impotencia, decidido a que se aclare de una vez por todas quién tiene razón, quién forma la verdadera Iglesia (si él y los suyos o todo el resto de la jerarquía católica) ha decidido apelar al juicio de Dios, provocar al cielo con unas nuevas ordalías para que el mismo Dios responda con- fundiendo a los malos y sosteniendo a los buenos. Para ello hace un año (el 11 de noviembre del 86) envió al cardenal de París, monseñor Lustiger, una carta en la que le citaba ante este juicio de Dios. En el plazo de un año uno de los dos, el cardenal Lustiger o él, deberían comparecer ante el tribunal de Dios, para que El juzgue en esta confrontación decisiva y mortal Uno de los dos debería, en el plazo de un año, convertirse o morir. El que hierre debería ser en este año fulminado por Dios. El que esté en la verdad sería salvado. El plazo. de este duelo espiritual a muerte concluiría ei 8 de diciembre de 1987, es decir, mañana. Han pasado, desde el comienzo del reto, trescientos sesenta y cuatro días. Queda esta noche. ¿Qué pensará durante este día, durante esta noche, el Abbé de Nantes? ¿Descubrirá que Dios habla a través de la inteligencia y del amor de los hombres, y que no es partidario de estos jueguecitos espectaculares? ¿Entenderá que es más cristiano e) esfuerzo por entender a tos demás? ¿Descubrirá que se puede amar a Dios y al hombre con el mismo corazón? ¿Entenderá que se puede querer y seguir apasionadamente a Jesucristo y reconocer las semillas de Dios que hay en todos cuantos honestamente siguen otras formas religiosas? ¿O se volverá contra ese Dios que se calla y no se somete a las pruebas que él- como si fuera otro Dios- organiza a fecha fija? Esta noche yo voy a rezar por él. Porque sé que sufrirá y porque me gustaría que entendiese la voz de Dios que habla con sus silencios. J. L. MARTIN DESCALZO Rumania en crisis Que el régimen de Ceaucescu, dictador de Rumania, ha entrado en una profunda crisis es indudable, como que también será muy difícil su recuperación si se mantienen las actuales condiciones políticas. Y no son sólo los datos llegados de las revueltas populares- siempre extraños en la Europa del Este- sino porque la crisis ha alcanzado a la clase dirigente y al Gobierno: en dos años han sido destituidos un total de 36 ministros. Es una cifra altísima, que ratifica todos los comentarios sobre los problemas de esta nación. Habrá nuevas revueltas, desde luego; habrá, inevitablemente, nuevos cambios ministeriales. Pero mientras la política de economía supercentralizada marcada por Ceaucescu no experimente modificaciones, la desesperación y el hambre seguirán atenazando a los rumanos. Un dato kafkiano: en las calles de Rumania no se habla, los transeúntes desfilan ensimismados y soto se oye el ruido detoszapatos golpeando sobre el suelo. Una especie de taconeo siniestro para la triste música compuesta por Elena y Nicolás Ceaucescu. Ubicuidad La Secretaría de don Joaquín Leguina sigue pensando que el presidente de la Comunidad Autónoma madrileña posee el don de la ubicuidad. Sólo hace unos días (ver ABC del 1 de diciembre, Actos combinados se vio obligado a dejar la inauguración de ün acto por la de otro. Dos días más tarde volvía a ocurrir algo similar: a las siete de la tarde debía clausurar la Vil Semana del Vino de Madrid y a la misma hora del mismo día estaba previsto que cerrase las I Jornadas de Información y Prevención del Alcoholismo en la Comunidad Autónoma. Al margen del sentido de los actos, todos respetables, es evidente que alguien habría de coordinar las actividades del señor Leguina, cuyo don de la ubicuidad aún no está demostrado. Rescatar el centro Los comerciantes de las calles de Carmen y Preciados han dado a conocer un proyecto para recuperar esta zona comercial. Arcos, esculturas y distinta pavimentación formarán parte de la nueva imagen. Aplausos para la iniciativa. Y una glosa inequívoca: o existe apoyo político o de nada valdrá la renovación. El centro de Madrid ha llegado a los extremos de degradación que ha llegado por causas sociológicas- envejecimiento del habitat- pero también por la política de inhibición y de tolerancia mal entendida que han practicado las autoridades.