Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
26 A B C NACIONAL La negociación sobre el aeropuerto de Gibraltar VIERNES 27- 11- 87 Crispación política en el Peñón ante la posibilidad de un acuerdo sobre el aeropuerto Un grupo de jóvenes agredió a visitantes españoles en lá Roca Algeciras. José Valdecilk Una delegación gibraltareña, encabezada por sir Joshua Hassan, se entrevistó ayer en Londres con el titular del Foreign Office, sir Geoffrey Howe. Esta reunión trataba de hacer llegar al Gobierno británico una moción aprobada por la Asamblea legislativa local, en la que la totalidad de los grupos políticos se oponen enérgicamente a la utilización conjunta del aeropuerto. Esta cuestión será tratada hoy por Howe y Fernández Ordóñez. La delegación estuvo encabezada por sir vador de la Roca. Este se ha limitado a exJoshua Hassan y de ella formaban parte el presar en los medios de comunicación que se viceprimer ministro, Adolfo Canepa, y el ase- tomarán las medidas políticas adecuadas sor para Asuntos Exteriores, Jou Pitaluga. Su para evitar todo tipo de incidentes que, en reunión con Howe trataba de hacer llegar al definitiva, vienen a crear un estado de agresiGobierno británico una moción aprobada por vidad entre los pueblos a ambos lados de la la Asamblea legislativa local en la que la tota- frontera Es el recurso propio de los fanátilidad de los grupos políticos en el Peñón se cos cuando no encuentran argumentos lógioponen enérgicamente a cualquier tipo de cos para afrontar la fuerza de la razón, los acuerdo en torno a la cuestión sobre el uso mismos motivos que llevaron días pasados a conjunto hispano- británico del aeropuerto, afirmar al ministro inglés de Asuntos Exteriotema que será tratado hoy viernes al más alto res que era ineludible negociar con España y nivel. que no se podía estar dando largas eternaMientras tanto, Jou Baossano, líder de la mente a este delicado asunto. oposición laborista en el mini- Parlamento de Y en abono de ese colaboracionismo entre Gibraltar, ha pasado a la acción directa, fruto los grupos que forman el espectro político en de la crispación a que se ha llegado en los el Peñón, viene el incidente que protagonizó ambientes políticos de la Roca ante la posibihace unos días un general brigadier inglés lidad del acuerdo. En los últimos días, tras la con el inspector de Policía responsable del orquestada manifestación de la pasada se- control fronterizo español de La Línea, tratanmana, varios grupos de visitantes españoles do de imponer al funcionario español su opihan sido hostigados y agredidos en las calles nión sobre la forma, a su entender, más cogibraltareñas por las juventudes socialistas. rrecta de realizar sus funciones en ese moBaossano trata de reforzar la imagen externa mento. Opinión que por vía de la imposición de su pueblo a toda costa para salvar su prodirecta vino a los pocos minutos a ratificarle a pia identidad. Para ello, cuenta con cierto conuestro policía el superintendente gibraltarelaboracionismo por parte del ejecutivo conser- ño al otro lado de la verja. Los pontos de la polémica Madrid. E. N. A lo largo del último año, los negociadores británicos sobre Gibraltar han intentado dar la impresión (y, a veces, lo han logrado) de que se hallaban entre la espada de lá intransigencia española y la pared de los deseos gibraltareños. En todo momento, en efecto, los británicos han querido desmarcarse de la posición ultramontana de los llanitos para quienes cualquier acuerdo sobre el uso conjunto del aeropuerto era una peligrosa concesión. Por parte española la negociación sobre el aeropuerto se basó en siete puntos de carácter técnico, el paquete al que respondieron los británicos con varias contraofertas. Entre los puntos exigidos por España estaba la exención de control aduanero y policial para quienes utilizaran el aeropuerto para trasladarse o salir de territorio español fuera del recinto del Peñón, la presencia de un controlador aéreo español en la torre de control, la regulación del tráfico desde el centro de control de Andalucía, y la coparticipación española en el control de la TMA (Terminal Managenment Área) El primero de estos puntos fue aceptado por los británicos hace meses. También aceptaron los negociadores británicos la eventualidad de instalar dos terminales, una para Gibraltar y otra adscrita al territorio limítrofe. Las dificultades, de carácter técnico, fueron precisamente las derivadas de las otras exigencias en donde podía asomar la oreja el tan manido tema de la soberanía. Ahí los británicos fueron reticentes y los españoles inamovibles. Una pista militar de utilidad civil Madrid. Vera Gil El aeropuerto de Gibraltar se ha convertido hoy en un verdadero motor de la vida en la Roca. Aunque los británicos sostienen que se trata de una pista militar que sólo eventualmente puede ser utilizada para operaciones comerciales, lo cierto es que sobre ella se ha desarrollado, en gran medida, el auge turístico gibraltareño: Semanalmente recibe alrededor de treinta y cinco vuelos civiles regulares. En el plano estrictamente militar, este aeropuerto se ha convertido, gracias a la ausencia española de la estructura de mandos integrados de la Alianza Atlántica, en un punto fundamental para los Ejércitos aliados durante las maniobras y ejercicios que periódicamente se desarrollan en torno al Estrecho. Acoge, por tanto, no sólo a aviones de guerra de la Royal Air Forcé (RAF) sino también a unidades de fuerzas aliadas que visitan la Roca en operaciones de abastecimiento, mantenimiento y reparaciones. En los últimos tiempos, según información pública facilitada por Gran Bretaña, han utilizado el aeropuerto de Gibraltar aeronaves de naciones como Estados Unidos, Italia, Holanda y Alemania federal, entré otras, con aviones Buccaner, Orion de patrulla marítima, Hércules C- 130; además de los Jaguar y Harrier de la RAF y los helicópteros Sea King y Lynx de la Royal Navy, habitualmente dotados de equipos de AEROPUERTO: Constru ido en zona neutral, usu rpada por Gran Bretaña PUERTO COMERCIAL i CUEVAS DE S. MIGUEL i ALAMEDA V A 416 m 3 mantiene permanentemente adscritos al Peñón a tres cazabombarderos Jaguar, a los que se identifica con letras G, I, B. La pista aérea, construida sobre uñ trozo de territorio español usurpado y nunca cedido a Londres por el Tratado de Utrecht, se construyó en 1936. Hasta 1941 fue sólo un aeródromo de emergencia, pero ese año se hicieron obras para levantar un verdadero aeropuerto con una carrera de 1.500 metros de largo por 150 de ancho, más tarde ampliada a los 2.000 metros actuales. Su limitada longitud, en cualquier caso, además del hecho de que sus dos extremos caigan sobre el mar, no le hacen un aeropuerto ni fácil ni apetecible para los pilotos, que además han de soportar habitualmente el empuje de los fuertes vientos africanos. La pista, con suelo rugoso para facilitar el drenaje y el frenado, fue dotada con el tiempo de ampliolPáparcamientos para más de cincuenta aviones y con dos grandes talleres de mantenimiento. En medios especializados se argumentó con frecuencia que este aeropuerto sería especialmente vulnerable en un supuesto de ataque aéreo por sorpresa. Su defensa antiaérea es algo anticuada, si bien fue reforzada en abril del pasado año, cuando el conflicto libio- norteamericano del golfo de Sirte, con la instalación de baterías de misiles británicos Rapier. En aquella ocasión también fueron trasladados a Gibraltar aviones Phantom. IDE PUNTA EUROPAE FARO PUNTA DE EUROPA JAVIER SICILIA sonar y sonóboyas para operaciones de detección de submarinos. Desde el conflicto de las Malvinas la RAF