Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
MARTES 24- 11- 87i UANDO Lope de Vega redactaba los borradores de las misivas con que el duque de Sessa e n c a n d i l a b a a sus amantes (hasta que su confesor se lo prohibió: No quisieron el de San Juan absolverme si no daba la palabra de dejar de hacerlo y me aseguraron que estaba en pecado mortal 1614) las cartas de amor destilaban tal influencia que podían por sí mismas no ya satisfacer las ansias de una enamorada, sino cautivar el corazón de la esquiva. Ahora, en cambio, pocos se arriesgan a dejar constancia documental dé una aspiración que puede resultar fallida ni pierden el tiempo en cultivar un sentimiento que no ha madurado desde el tosco deseo. El teléfono, con su inmediatez; el coche o el avión, que anulan las distancias, y la televisión, que adormece la sensibilidad, se han constituido en enemigos de este tradicional recurso para comunicarse. Cuando aflora la necesidad de aproximación a la persona amada basta con marcar unos números o devorar kilómetros y las ausencias se guardan con una buena provisión de películas enlatadas. Después de contemplar en su esplendor a Robert Redford o a Nastassia Kjinski, el novio o la esposa resisten pocas comparaciones. Quizá estas dificultades de comunicación son las que impulsan a componer formularios que ilustran sobre Cómo se escribe una carta de amor eficaz Ciertas personas o variadas situaciones, a trasmano de la cultura visual, siguen exigiendo la expresión escrita. Se puede abordar a la secretaria del despacho o insinuarse ante el compañero de clase, pero despertar el interés de una persona mayor no debe ser fácil. A ellas hay que decirles algo así: Me sumo en la tristeza porque temo que usted me rechace, que no me considere digno de usted, que piense que la diferencia de edad vuelve imposible cualquier acercamiento, que no se atreva a desafiar el qué dirán y los comentarios malévolos por mí. ¿Pero qué es más importante, la opinión de los demás o su propia vida? Pongo mi juventud, mi fuerza, mi madurez mental y mis sanas intenciones a su servicio... ¿Qué señora mayor podría resistirse, ante tanta fuerza TRIBUNA ABIERTA -ABC, póg. 69 G MANUAL DEANHELOS Y FRUSTRACIONES QUE REVELAN LAS CARTAS DE AMOR Deguste de las Rías Gallegas el Mejor CAMARÓN, CENTOLLO LANGOSTA y NECORA PRECIADOS. 33 Reservas: 5 2 1 2 2 0 7 Caervicio de aparcacoches) i M 0 VILAUT 0 ES OPEL Bravo Muriilü. 36. Tfel. 446 62 50 Bravo Morillo, 63. TU 254 99 8 Bretón áe los Herreros. 44 TU. 442 66 78 V OPELei Mejores por experiencia el tu nueva esposa en Los Angeles. Me ha dicho que la chica está muy bien, a pesar de que bizquea un poquitín. Perdóname la mala leche, pero las ex esPor Juan CANTAVELLA posas tenemos derecomo se adivina e intenciones así de hones- cho a ello, sobre todo cuando sus ex maridos tas? se casan con muchachas lo bastante jóvenes Todos o casi todos los tipos de unión están como para ser la hermana de una: Una forcontemplados en este vademécum de car- ma de devolver la pelota. tas amorosas, donde se encuentran textos Si acaba de conocer una muchacha de para declararse a un viudo, para manifestar cierto acomodo, cuando se está viviendo en los celos que le corroen a uno o para expre- plena bohemia parisiense, se le puede decir sar la ternura desde una posición platónica, con el primer correo: Me hará muy feliz verromántica, inconstante o pasional. La res- la otra vez el sábado, de ver también a la pepuesta positiva o negativa también viene con- queña criada, los espejos relucientes y los signada, por lo que es de tanta utilidad para estantes llenos de libros. Cuando entré en su quien pretende iniciar una relación como para casa me invadió un espléndido sentimiento el que desea aceptarla o romper la existente. de paz y seguridad. Pienso que aquí la gente Asegurada la eficacia desde el título, resul- vive de verdad. Continúe viviendo de esa matarán de suma utilidad las fórmulas propues- nera. Henry Miller acababa de conocer a tas, aunque ofrece más empaque recurrir a Anaís Nin. Era el mes de octubre de 1931 y los escritores de todos los siglos que nos han se convirtieron en inseparables. dejado sobrados fragmentos, en las obras de El soldado que espera los días de permiso ficción o en sus misivas personales, de la intensidad o desasimiento de su sentir más para abrazar a la amada puede ir enardeciéndola con frases del siguiente tenor: Cada profundo. En momentos de elevado lirismo se pue- día me acerca a usted, así que espero el siden escribir párrafos como éste: Aunque guiente con placer. Amor mío, en mucho meacabo de disponer sobre su lecho las floreci- nos de un mes estaré en París entre sus brallas del parque cogidas esta mañana, como zos, es formidable... Ya casi no puedo conceun joyero que aderezase el adorno de una bir que r e c o b r a r é por un tiempo mis reina, no puedo garantizarle a usted que le holganzas de épocas de paz y un tiempo del lleguen con el vigor suficiente para continuar que no debo dar cuenta a nadie y una cierta su pequeño ciclo vital interrumpido en un flo- manera de vagar por las calles sin que exista rero de su casa, entre sus manos y bajo el una razón precisa para ir a este sitio antes sol más ardiente de sus ojos... así que si le que a aquel otro, tsto supera a la imaginallegan ajadas vea en ellas mi ofrenda ante su ción. La quiero, pequeña mía; no nos dejarecorazón pascual y que por lo menos le trans- mos devorar y será un espléndido permiso... mitan el recuerdo que todas ellas guardan: el La estrecho entre mis brazos con todas mis de haberme visto arrodillado para cogerlas fuerzas. El soldado era Jean Paul Sartre y amorosamente y procurando no hacerles la destinataria Simone de Beauvoir. La carta daño. Es el comienzo de la epístola que fue escrita el día de Reyes de 1940. Rainer María Rilke dirigía, en 1921, a MerliHay textos, pues, para todos los gustos y ne, nombre que velaba el de la pintora rusa para todas las situaciones. Un género como Baladine Klossowska. El conjunto de escritos éste, que ha sido cultivado desde la antigüeque le fue enviado en esta época constituye un documento preciadísimo para conocer el dad con fortuna literaria y dispar resultado personal, bien merece que no muera. Aunque estado de ánimo del escritor, mientras conlos formularios tengan que añadir nuevas decluye las Elegías de Duino claraciones de amor a medida que se introCuando el amante impone la ruputura hay duzcan nuevas e insólitas clases de relación. que responderte con energía: Detesto vuestra franqueza: ¿acaso os había pedido que me dijerais la verdad? ¿Por qué no me dejáis mi pasión? os habría bastado con no escriBILBAO birme; no buscaba que me abrieran los ojos... Sabed que me doy cuenta de que sois indigno de todos mis sentimientos y que conozco todas vuestras malvadas cualidades. Sin embargo (si todo cuanto he hecho por vos puede merecer que tengáis unas mínimas consiCON PRECIOS EXCEPCIONALES deraciones para la gracia que os pido) os suplico que no me escribáis más y que me Véala los días 24, 25 y 26 de noayudéis a olvidaros totalmente. Es la confirviembre en el HOTEL ERCILLA mación de la desavenencia definitiva con un Infórmese: Tel. (94) 443 88 00 oficial francés por parte de Mariana Alcoforado, la monja portuguesa a quien se ha supuesto autora de unas ardientes cartas que PARTICULAR VENDE se publicaron en Francia: la inventada verdadera según palabras de Max Aub. Para el ex marido que presume de nueva Con todos los servicios, puentes- grúa, mujer, más joven y bonita, se le puede resgran altura, apartadero de ferrocarril, ponder como la protagonista de El admiraacceso directo carretera nacional II dor de Bob Randall: Dolores Gray me ha Teléfono (91) 467 00 08. Señor López contado que el otro día almorzó contigo y con LA BOLSA NO ES VIDA VIVA E INVIERTA EN LA MEJOR URBANIZACIÓN DE MARSELLA TERRENOS Y NAVES INDUSTRIALES