Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC, pág. 82 TRIBUNA ABIERTA 1 DOMINGO 22- 1 T 87 por un sindicalismo inOS funcionarios dependiente que por el públicos, durante que exhiben las granlos cinco años des centrales políticade Gobierno socialista, mente hipotecadas. La han perdido indepenPor Rafael PÉREZ ESCOLAR armonización de la nedencia, prestigio y pocesaria neutralidad del funcionario- q u e der adquisitivo en una proporción considera- con tan cínico oportunismo? ¿Qué valor puenada tiene que ver con las convicciones de ble. Reconozcamos que el fenómeno no es de darse a los ostentosos gestos de Redondo cada uno sino con su quehacer público- y la sólo imputable a los actuales gobernantes, ya y Saracíbar, que dimiten de su escaño parladefensa de sus intereses objetivos ha de loque, aunque corregido y aumentado por la iz- mentario cuando no han tenido la dignidad de grarse a través de organizaciones representaquierda, es una continuación de lo ocurrido hacerlo en los cinco años anteriores, años en tivas específicas, sin otra función política que durante toda ia transición. Jamás, en tan lar- que tuvieron muchos más motivos para ello? go tiempo, un sindicato de los autodenomina- Quienes se dejan engañar comela de dar consistencia a un secdos de clase se ha preocupado por la ten un acto de debilidad. Nuestor intermedio tan importante suerte de los trabajadores de camisa blan- tros funcionarios tienen ahora como el de los funcionarios púca a los que se ha llegado a calificar de una ocasión de oro para demosblicos. Esto es lo que aborrecen burgueses deleznables. trar urbi et orbi que no son débicon toda su alma los sindicatos les y no van a dejarse embaucar mayoritarios y los partidos que Pero el Gobierno, tras las más inexplicales sirven de soporte: que los bles demoras, se ha dignado convocar preci- por tan peregrinas estratagemas. Los funcionarios públicos, por funcionarios adquieran por sí pitadamente elecciones sindicales entre los mismos cohesión, fuerza y reprefuncionarios públicos, súbitamente investidos tanto, no deben formar parte de sentatividad social. Si se reprode un derecho de representación laboral que la clientela habitual de los sindidujera en el plano profesional de se les había negado hasta ahora. Y si cho- catos de clase que actúan los funcionarios la polémica polícante es la mudanza del Ejecutivo al conce- como correas de transmisión de tica que está planteada en la soder este alarde electoral, la conversión a la las fuerzas socialistas y comuciedad, la función pública no lledemocracia de Comisiones Obreras y Unión nistas. La razón es obvia: los garía a ser en ningún caso una General de Trabajadores ha sido todo un pro- servidores públicos, quienes gesdigio de metamorfosis complicada: después tionan el aparato del Estado en institución intermedia de carácter R. Pérez Escolar de desentenderse pura y simplemente de la todos sus niveles, tienen la indeinstitucional con verdadera entiPresidente de la suerte del millón y medio largo de asalariados clinable obligación de la neutralidad. No tengo duda de que los Plataforma Independiente públicos, las organizaciones sindicales han dad. Una neutralidad que no es políticos de turno prefieren tener hoy un atributo de la función púpasado a adoptar una insólita beligerancia a su cargo a unos Cuerpos de blica porque los gobernantes han hecho que funcionarios internamente divididos y, por contra el Gobierno, un patrono tan inhumano medren mejor quienes se politizan, y lo hacen como cualquier otro. ende, politizables, que a unos trabajadores de parte de quienes tienen el poder. Hay que públicos dispuestos a hacer valer en todo ¿Qué ha sucedido? se preguntan atónitos reclamar, pues, las condiciones objetivas quienes contemplan la inexplicable mudanza. para que el funcionario pueda preservar su momento el prestigio del Estado, que es el suyo propio. Contra esta falacia se levantan ¿Acaso los sindicatos socialista y comunista independencia, y para que esa independencia se han percatado al fin de los graves apuros sea condición esencial de su carrera adminis- con gallardía los sindicatos independientes, a pesar de que el aparato oficialista les niegue que sufren los funcionarios públicos, o hantrativa. Es evidente que no puede ser políticael pan y la sal y oponga a su andadura toda caído tardíamente en la idea de que es tan mente neutral quien se parapeta tras unas ortrabajador por cuenta ajena el que cobra de ganizaciones sindicales que, en realidad, no clase de obstáculos en una miserable negaun empresario privado como el que depende defienden Ips intereses profesionales de los ción de la igualdad de oportunidades que del patrono público? No falta quien afirma trabajadores, sino que sirven de grupo de constituye el eje de un verdadero sistema deque Camacho y Redondo han sido tocados presión al servicio de un partido político de- mocrático. Es consolador, ante tantas y tan por alguna iluminación trascendente que les terminado. arbitrarias dificultades, el pacto recientemente ha abierto a la luz sus ojos, hasta ahora cieconcertado entre la Confederación de Sindigos ante la evidencia. Los sindicatos, según Carlos Marx, no sólo catos Independientes (CSI) y la Confederación de Sindicatos Independientes de FuncioDecía Montaigne que es necesario que el cumplen un papel fundamental en los conflicpueblo ignore muchas cosas verdaderas, y se tos entre el trabajo y el capital: Lo son más narios (CSIF) fundamento inicial de la unidad crea muchas que son falsas Yo pienso más todavía como fuerzas organizadas para supri- sindical independiente llamado a lograr el máximo protagonismo en el ámbito laboral. bien, con Unamuno, que a veces, callar es mir y reemplazar el sistema de trabajo asalariado. Creo que nadie puede sostener hoy mentir Creo, y lo declaro paladinamente, que CC. 0 0 y UGT se preocupan ahora de con propiedad, sin incurrir en el ridículo, que Decían los clásicos que es más fácil emlos sindicatos españoles pretenden, en estos baucar a una multitud que a un solo hombre. los funcionarios públicos porque hay elecciones sindicales a la vista, y porque ambas for- momentos al menos, la agitación revoluciona- Por eso hay que suscitar la reflexión en cada ria o el cambio radical del modelo económico. funcionario, para ver si la multitud, vertebrada maciones rivales pretenden disputarse como buenos amigos subterráneos el codiciado Pero no cabe ocultar que los dos sindicatos y consciente, no se deja engañar por unos voto. Siendo esto así, ¿qué credibilidad pue- llamados mayoritarios- mayoritarios en un políticos de partido camuflados bajo un sediden tener unas organizaciones que actúan erial de afiliación- consideran que su papel cente ropaje sindical. es más belicoso que armonizador, y se fundamentan en los criterios políticos de partido (de su partido respectivo) que en el hallazgo de soluciones que redunden en el prestigio de la función pública. Lo único cierto es Vendo piso que los sindicatos socialista y comunista no SU LOCAL O VIVIENDA 350 metros, señorial, garaestán a la altura, en lo que a capacidad de POR P T A I P O R M. LLON jes, piscina S 250 98 05 pacto social y de concertación se refiere, de ¡os grandes sindicatos europeos y norteamericanos. Aquí se ha entendido poco y mal que OFICINA EN ZARAGOZA PASEO PINTOR ROSALES el sindicato ha de asumir una función más re- Céntrica, con teléfono, interesa representaPreciosas vistas, 250 metros. Terraza. presentativa que reiviridicativa, no ser la voz ción, delegación, etcétera. Dirigirse al Aparta 61.000.000 de pesetas. 261 06 05- 261 05 81 de su amo político y que todas las cuestiones do 435. Referencia 36- Zaragoza de uno u otro orden que afecten a los funcionarios requieren una intervención sindical inPOZOS PARA AOVA dependiente y libre de condicionamientos. PERFORACIONES TODOS LOS ESTILOS Por todas estas razones, los funcionarios AGUA PARA CHALETS, INDUSTRIAS Y RIEGOS AGRÍCOLAS Directamente taller Teléf. 766 58 64 se hallarán mejor servidos y representados. Teléfono (91) 402 86 70. Horas oficina LOS FUNCIONARIOS, A LAS URNAS PIÓ XII LIBRERÍAS a MEDIDA -Í- Ü s.