Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
MIÉRCOLES 11- 11. -87 SOCIEDAD ABC 51 La marihuana: de símbolo de los 60 a arma preelectoral en Estados Unidos Los norteamericanos, contrarios a la legalización de la droga Nueva York. José María Carrascal En 1983, el 18 por 100 de los norteamericanos creía que debía legalizarse el uso de la marihuana. En 1978, ese porcentaje había subido al 30. Pero hoy ha vuelto al 18. La droga está en claro retroceso en el país, como indican todas las estadísticas. ¿Explica ésto que el juez Ginsburg haya tenido que renunciar al Tribunal Supremo por fumar marihuana? Sólo en parte. La vida privada cada vez tiene mayor influencia en la pública. Los Estados Unidos ha pasado históricamente ciclos altos y bajos respecto a la droga. La marihuana llego aquí de forma substancial en los años 30, con la emigración masiva de peones mexicanos, y fue prohibida por una ley de 1937. Lo que impidió que encontrase un nicho en los círculos bohemnios y artísticos, especialmente los músicos negros de jazz. La guerra, caliente y fría, la barrió durante dos décadas, pero a finales de la era Eisenhower la vemos reaparecer entre escritores desarraigados. Para triunfar con fuerza en los años sesenta, la droga, con el sexo premarital y el radicalismo político fueron las banderas de la revolución cultural. La marihuana es el suero de la verdad de la revolución escribía Charles Reich, profesor de Yale y uno de los gurús de aquella generación. Son los años de Los Beatles, de Easy Rider de las marchas pro- derechos civHes y de los conciertos monumentales al aire libre. Si uno quería estar a la moda tenía que probar los porros y hasta William Buckley, uno de los más conocidos columnistas conservadores del país, los probó y narró sus experiencias. Eso sí, saltó en su yate fuera de las aguas jurisdicionales norteamericanas para que nadie pudiera decirle que había violado la ley del país. Pero la fiesta no fue eterna. De la marihuana se pasó a otras drogas mucho más destructivas. La protesta civil desembocó en delincuencia, la bohemia, en miseria; el sueño de una sociedad presidida por el amor, en la angustia de conseguir la próxima toma de marihuana, LSD o heroína. El problema es qué se hace con toda esa generación de en medio. Un 67 por 100 de los norteamericanos de la misma ha probado en un momento u otro marihuana. Están en todos los niveles sociales y llegan a todo tipo de puestos de responsabilidad, tanto en la vida pública como en la industria privada. Dos candidatos a la Presidencia confiesan haberla fumado, como un juez designado para el Tribunal Supremo. ¿Se les descalifica a todos ellos? La reacción general es no, siempre que sea algo pasado. Los conservadores tienen que echar un cable a Ginsburg y el propio Reagan tiene que preguntar en voz alta: ¿Guántos de nosotros querríamos que se airease todo lo que hicimos en nuestra juventud? La pregunta sirve para todos, conservadores y liberales. Ginsburg, sin embargo, cae. Pero es más que nada por la contradicción de su nombramiento: presentado como candidato de ley y orden, resulta que violó la ley. Algo que lo hacía incómodo a defensores y críticos. Gon los candidatos presidenciales parece tenerse manga más ancha, aunque tampoco hay que olvidar a Gary Hart. Claro que lo que más daño hizo a éste no fue la aventura extramarital, sino la hipocresía de presentar su candidatura de la mano de su esposa y la tendencia al riesgo que denotó en el lance. Pero de lo que no cabe duda es de que la vida privada, al menos en los Estados Unidos, interpreta un papel cada vez mayor en la pública. Y los que quieran hacer carrera en ésta, mejor que se dispongan a vivir como santos. El martirio ya se lo traerá luego el cargo. Medidas de excepción en Atenas para reducir la contaminación Atenas. Efe. Después de haber sido hospitalizadas 278 personas con problemas respiratorios, el Gobierno griego ha adoptado, por primera vez, medidas de excepción contra la contaminación que incluyen la restricción de la circulación de taxis. Nefos es el nombre que se ha. dado a la mortífera capa que, varias veces al mes, cubre Atenas desde hace diez años. La conjunción de fenómenos térmicos y químicos ha producido esta aberración. Noventa industrias excesivamente contaminadoras han tenido que disminuir su producción durante un mínimo de veinticuatro horas. Desde hace años, los automóviles particulares circulan en esta ciudad un día sí y otro no, según la terminación par o impar de su matrícula, a excepción de los fines de semana. Los turismos hasta la matrícula M- 6779- AM deben pasar inspección técnica antes del 31 de diciembre de 1987. DOCUMENTACIÓN NECESARIA: Tarjeta de inspección técnica y permiso de circulación. No lo áe e pan áliima bota. IREDWMTÁCIONES ¡ÜEnVENMADRID GETAFI: Ctra. N- IV, km. 15,400. Tels. 695 86 58 y 695 57 62. TRES CANTOS: Ctra. de Colmenar (C- 607) Polígono Industrial. Avda. de la Industria, 6. Tels. 803 11 93 y 803 21 93. SAN SEBASTIAN DE LOS REYES: Ctra. N I km. 23,5 (acceso por km. 23, desvío de Algete) Tels. 652 71 77 y 652 72 56. CALENDARIO OFICIAL DE INSPECCIONES Vehículos matriculados en los años: Hasta 31- 12- 1974 1975 a final de 1976 1977 a final de 1980 1981 a final de 1983 1984 a final de 1986 1- Inspección antes de: 31- 12- 1987 31- 12- 1988 31- 12- 1989 31- 12- 1990 31- 12- 1991 LAS ROZAS: Ctra. N- VI, km. 20,400. Tels. 637 71 61 y 637 84 49. V 1 LLALBA: Ctra. N- VI, km. 38 (Pasaje El Bosque) Tels. 851 16 92 y 851 16 87. LOZOYUEIA: Ctra. N- l, km. 66,600. Tels. 803 11 93 y 803 21 93. EN CONSTRUCCIÓN (Puesta en servicio: Abril 1988) COSLADA: Pol. Industrial, ctra. N- ll, km. 15,400. ARGANDA DEL REY: Pol. Industrial, ctra. N- lll, km. 25,200. V 1 LLAREJ 0 DE SAL VANES: Pol. Industrial, ctra. N- lll, km. 48,300. Los vehículos turismos matriculados a partir del 1 de enero de 1987 pasarán la primera inspección al quinto año de su matriculación. Comunidad de Madrid