Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
de cxpcnmcntación para algunos mÉdiott cirujanos. Sin embargo, habria q u í c peiar a los artos w: sínra para que ú ic tipo de rciinpJanies fueran culminados con é i í t o Según d docioT Ju M. iría ScTTü Rcmún, de h Clínica UniversíTana de N ¡ívarra, c i r u j a n o plástico al que se dchen ios primeros libros publicados en nuestro país sobre t e lema, fue en el afio 62 cuando Jos especialistas Malí y Mackahann reimplantarou con Éxito una extremidad- ¡uperior, y en el año 65 cuando los japoneses Komalsu y Tamai logra- Las mujeres, al tener más laxitud en las articulaciones, suelen recuperarse mejor de este tipo de intervenciones En c u a n t o a l o s países c o n oiavore Tccurso en e te terreno, son toi Estados Unidos y Japún a l g u n o s d e Ins q u e o z a n de mayor preMigio. A s i m i s m o en Francia cuentan con excelentes ne o c u r r i e n d o smo constantem e n t e en c s t u m a t e r i a Poi ejemplo, en rrasplanieb de (árganos hay equipos formados, localizable en caso de urgencia. Con la microciTUfiia de la mano no c a m p o c o n c r e t o de la c i r u g í a plástica, pero hay una total falla de a rdinación y orgamzaaún a este nivel Distinlos tipos de operaciones En los mismos tL rminm w manifiestan oEro muchos cspcaalisfa A. NÍ, el doctor García Torres alirma que fuera de toda lógica, en la Seguridad Social no existe n i n g ú n s e r v i c i o e x c l u s i v o que atienda estas urgenaas. supliendo esta total falla de organización La ron icimplantar un pulgar completamente a m p u t a d o en un hombre. t n nuestro país fue el equipo del doctor Enrique de Salamanca el que en el año 73 reimplanió por primera vez d o i dedos en un paciente en la Residencia Sanitaria l a Pa de Madrid Asimismo, el desarrollo técnico ha sido fundamental en esta especialidad. Por ejemplo, el micffhcopjo o p e r a t o r i o utilizado por vez pnmera por el doctor Nylen. abrió un horizanlc de nuevas poybilid. ides de precisión líenica. 28 equipos dedicados j cst. i especialidad y existen numerosos ser icios dedicados en endusiva a La micTocirugia de la niano- Falta de coordinación Sin embargo, por lo que respecta a nuestro país, -pese a que hay magníficos e pcci ilisias, no existe coordinación- al ma el doctor Jaime Abad T o n h i o espccialisia en cirugía plástica. Hacen falla lattoravoriüs cvpenment a W per onal que se especialice, no de forma ocasional, t o m o vie- ocurre lo mismo. De este modo, cuando te ileg una urgenci; i de este tipo en una guardia, muchas veces no puedes, matenalmenic, realiíar la operación, porque ésta ei muy larjja y tienes una lista de espera de pacientes que requieren tu atención. Esto unido a que al no existir pr ciicnimente po hilidades de cnireienimienio muchas vicea el facultativo de gujrdia no p u i J e éticamente operar porque no cuenta ton la suficiente etperiencia. En lincas generales se puede afirmar que en este país exiite gente fuera de serie en este buena voluntad de algunos cirujanos que esl in interesadoí, v por ello experimentan por su cuenta y nesgo, en esta especialidad Pero dejando ¿un lado lai prave 5 deficiencias sanitanas que a este nivel denuncian muchos e v pecialistas españoles y centrándonos de lleno en los distintos tipos de operaciones que existen dent r o de la m i c r o c i r u g í a de la mano, es muy importante diferenctár aquellas que se realizan para solucionar irccidentes que sólo afectan a un ner io de las que se practican por la amputa-