Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Mejor que un Flex, ni lo sueñe. l ímiuc el tcJcKn i ETcí tiene el icTcnu de ntikcUet rontumot y enirrliudra MU 1 KLIHK único en el mundo. I I I 2 rDrqueun 1 ciMulbchsiica (i bnado Hjon miTenjíts c n í s ÍÜCÍIJÍI -OÍ íomo elilpixtón, Uii hbnioel PolycDron 3 FVirquc ttniiit kw iranponentrt de un Thi M jJ nelühiv cicin í. inidui cutir- a pcv mrdKA mccdnKoi, un pcgimciiini üiniítKinni OAM. Proceso da alargado a lo cuwda de l3 S piefes de vlgones, A la derecha, la tase denominada rebajado de harina. Ambos momenloa s producen en la factoría de Arganda del Rey (luiadrid) rDrqur y un Fien MjJneliínc npccufmenlc ditchAdo pjra LJJJ pm p j r a a d i o t a n m para CMLÍ cucip 4 5 Porque el Canope p u i ui d 3 j: anHP va qucoünc iHia miwífkir firme horuonul que i- iikFHtfi un iclramarsc wn licfmnaile Amtu, Reí MuLncluEuiv jbj) uc CinJpíFkn como demo íramos ¿I compelir en EuTopa con csporíacjones a Alemania, Juan Uopis, hiúlogo V diredor técnico de una c m p r c hlial de las ameiiores y dcdic ida a los aspeclos tecnológicos y de asistencia a nuevos criaderos, oxplica la dificultad básica de j cría: A diferencia de la ganadería dedicada a la alimeniaeión, trabajamos con a parte más cxpuesta y frágil dei ¿inimal. Cualquier incidencia, la mmim cnícrmedad o una deficiente alimentac i ó n s e v e n r e f l e j a d a s de inmediato en la piel, de la que i l organismo extrae en primer lugar las reservas, EJ Cantábrico, clima ideal A pesar de su agresividad, que obliga ai cuidador a usar guaníes para protegerse de sos mordiscos, el visón requiere un manejo delicado, tranquilidad, higiene y un control veiermario exliauitivo. En los m e n ú s que han de ser servidos y retirados a diario para e 1 tar coniaminaciones, se sigue, según Juan Llopis, la técnica utilizada (On o alkta? h en competición. Hemos introducido en un ordenador lo requerimientos nutritivos del animal en ocho fases de su vida: formación de piel, Estación. Laclanda. etcétera. L acemos satx r los componenlcs en pescados, carnes y vegetales disponibles ese día, y el rcsuliado es el corrector vjianílnico- mine ral ajustado a dichas necesidades alimenticias La informática también es utilizada en el seguimiento cotidiano de cada ejemplar, de cara a la Trascendental scícccíón de ios reproductoresPara f ¿rez- Míngue ¿todo el centro- norte cspariol presenta buenas condiciones para el desarrollo del visón pero es la comisa canlábrica la que reúne las mejores, por su clima húmero y veranos suaves, que favorecen la calidad del pelo: En los üllimos d o t e mesc se han creado cincuenta nuevas granjas en Santander, Galicia y algunas en la zona centro, Bste auge tiene mucho que ver con el e. ceso lechero en la CHE, que limita la ganadería de vacuno. El visón, en cambio, no requiere grandes superficies de terreno y goza de buenas perspectivas comerciales, habida cuenta que la producción actual española no llega al treinta y seis por ciento de las necesidades del mercado nacional, cifrado en setecientos mil ejemplares, importándose el resio de los países escandinavos, sobre lodo de Dinamarca, Canadán Estados Unidos y ¡Í 1 Í; O del este de Europa, Un ejemplo de que lü humedad va bien p a r a e s t o s a n i m a l e s amantes del agua lo ofrece Manuela A l v a r e z para q u i e n su abrieo de visón casi neero. e! Ilamaoó erundcs a os. es la más valiosa de sus pieles. Esta prenda, que le costó 360.I X) 0 pesetas hace catorce años, se acerca hoy a los dos millones: Lo cuido eomo a las ninas de mis ojos. En el armario siempre tengo un recipiente eon agua, v los días que chispea salgo con é y me doy un pa eo; luego, sin cepillar, lo dejo secar estirado. Asi mantiene su belleza como recién sacado de la tienda, pero son las jornadas de mucho íriü cuando toma esc brillo maravilloso que lo hace inigualable El criador frja el precio por unidad de acuerdo con las cotizaaones en las subastas mtcrnadonales cjuc se celebran en Helsinki, Oslo, Copenhague. Toionto. Nueva York o Lcningrado. Su función amiento es el de una Bolsa regida por la ley de la oferla y la demanda, en la que influyen las tendencias de la moda y, sobre lodo, la dificultad de obtención de los colores y lipos. El mayorisla pagará este ano una cifra media cercana a las 6,000 pesetas por cada piel, precio que se encarecerá áí perder hasta un 5 por lOll d u r a n t e la c u r t i c i ó n Otras pieles serán rechazadas en una ardua labor de clasificación por lotes eiaclamenle iguales en color- d e l que existen 20 vancdades- H sei ¡o. tamaño, tono v calidad. Para el minorista el precio de la unidad oscila cntie las 9. Í) Ü 0 y las lO.l XK) pesetas. El se encarga de la parte más artesana del proceso- n o hay máqumas para el estirado y cohe de las pieles- y de la confección, al dictado de la m o d a A u n q u e t o d o vale- -la cota, las patas y el pecho se utilizan en prendas de menor rango V nada se tira, en un buen abrigo o chaquetón sólo se emplea el lomo De 33 a 36 machos o de 50 a 55 hembras son nccesanos para la realización de un abrigo, y hasla 7 (3 de seguir la actual línea ilaliana de vanos vuelos. Las diferencias en el número de pieles en t lai Ó Pocqiif pe i ¿íizjdi FIci x infimmrJn qui pn de lonnir que Vd neccula. 7 YpoiquriiVd dunrr hwn viviri me Dr E Ducnru bien y vivirá mejor Una piel de visón cuesta 6,000 pesetas y u n abrigo puede alcanzar u n valor de cerca de dos millones 1