Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
E L ueñtí óc Ja pclclcría es h adimatadón tn graneas de los animales Jiprcciadüs en ella. O u k r c asi librarse de la acusación que se hace a csía actividad comercial de sei responsable indirceCu de devaiUT a vida salvfije. Esta aclimalaciún si. U internando con todas la; especies t: aUlog das como de piel f i n a pero es el vi ún, junio con el zorro, del uc mJ experiencia tenemos. Solo un 2 o un 3 por 100 de las pieles de visón proceden de amiTih ites capturados en su húbiXat naTuraL por lo que los abngos que con ellas se confeccionan pueden alcauíar precios de hasta tres millones de péselas. Frente a las vicisitudes de la libertad y de los lancea de b caza, en los QUe la piel puede dele no- DEL BOSQUE A LA GRANJA La frescura del bosque norteño. riíJS y lagos cristalinos V un Tranquilo paisaje sin turistas e lodo cuanto el visrin necesita en el transcurso de su feliz i d a Se trata de un p e q u e ñ o m a m í f e r o de hasta tres k i l o s de peso y 7 ü centinieíios de largo, de la f a m i l i a de los m u s t e l i d o s- c o m o la marta o el a r m i ñ o- con peüueña cola y cuerpo alargado y flexible. Carnívoro de costumbres scmiiicuóiicasH es un pescador excelente y ágil cazador en l i o r r a c a p a un solo e j e m plar de liquidar lodo un gallinero. Si bien existe una variedad curiiptra. que se oxliendc desde Sibvna hasta ambos lados de los Pirineos, su forma ü n einal procede del norte de ios Estados Unidos y del Canada, De m. iyor mmaño y pelo más corlo, el visón americano es el apreciado por la peleiería v el que básicamente se reproduce en los criaderos. L n listos se les alimenta con una pasta cruda a base de 2 (10 a 2 Sii gramos diarios de despojos muv diversos de carnes y pescador huevos, k c h e sangre y vegetales. Lina vc ¿al año, en marzo, cada macho cubre a vafMS hembras, de las que vienen al mundo entre cuatro y siete crias, para ser sacrificaílas, ya adultas, en diciembre, el mejor momento de sus pieles. Por arte de mutaciones que la Naiuraleza hubiera desechado v de la gentílica. í U pnmitivo color pardo acaramelado se muhipLica en m a r r o n e s grises, a z u l t s y blantüs. Arriba, los visones reciben la comida en sus faulas del criadero de visor es en El Espinar, provincia de Segovla. A la ízquie da. vísím macho y aüulto de color marrón denlro de su jaula. Abalo, el biúlogo Juan Uopls analiza las causas de la muerte de uno de los vÉsones del criadero GASA rarsc, los animales de criadero ofrecen h ventaja de una búsqueda cieniiüca de la calidad y. jjor supuesto, un menor precio, aparte de hacer imposible la extinción de l í especie. Su mcorporacion a la ganaderia humana se remonta a setenta años atrás, en Estados Lljiidtis, Canadá v países escandinavos. Precisamente esios úkimos aponan 17 millones de pieles al uño, caM la mitad de la producción mundial, que se eleva a 35 millones. Rüsja es utro poderosísimo productor t o n 12 millones de pieles anuak b. Españd, cuvjs afíiis de producnon se han multiplicado por más de cudlro- d e 5, MK) pieles en I W a 250. ÍW en I V K 6- se inició en esta industria hace menos de treinta años. Dirijiidas p o r he m a n d o Perez- Mjnguez, con aproKjmadamcnte IK. OOO c r i a t anuales, las granjas Visesa. en Se üvia, pionera en nucsiro país, V Visansa, en Santander, están a la cabo; en cuanto í desarrollo tecnológico. Para su director cene ral lo miporlünie es la calidad y no la cantidad de la producción: -cEl visiín es la piel por excelencia, Esta aureola ha Je manlunefse 3 base de una alta cuaíificacLÓn, que nosotros iilcanzamos 17