Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
-Premios Príncipe de Asturias- Villa El Salvador La lucha por la supervivencia Mientras el Jurado del Premio Príncipe de Asturias de la Concordia anunciaba la concesión del galardón a la Comunidad Urbana Autogestionaria Villa El Salvador de Lima (Perú) sus casi trescientos mil habitantes se preparaban para celebrar el decimosexto aniversario de su fundación. Era el pasado 15 de mayo. Surgida en 1971, tras las protestas desencadenadas por miles de familias sin hogar, Villa El Salvador es hoy un ejemplo reconocido internacionalmente de cómo se pueden organizar ciudades solidarias y económicamente productivas como solución para superar los problemas del subdesarrollo y de la violencia social. En Villa El Salvador donde la mayoría de sus habitantes no sabían el significado de la palabra príncipe, ni dónde quedaba Asturias, sí intuyeron desde el principio que el reconocimiento público de este especial regalo de cumpleaños venía a premiar dieciséis años de esfuerzos, privaciones y luchas encaminadas a conseguir una vida más digna y una supervivencia más humana y solidaria. Por eso, a nadie extrañó en Lima que los salvadoreños celebrasen en la calle, con fiestas y banderas, desfiles y bandas de música, la concesión del premio. Desde que el general Velasco- entonces presidente de Perú- decidiera instalar en un inmenso arenal, en tas afueras de la capital, a quienes carecían de hogar, han pasado dieciséis años y se ha superado un arduo trabajo colectivo. Porque los habitantes de esta ciudad lo hicieron todo, desde el acondicionamiento de las calles, el alumbrado Los Reyes y el Príncipe de Asturias durante el acto de constitución de la Fundación que lleva el nombre del heredero de la Corona española, en 1981 público, los locales comunales, los censos y los centros educativos, que hoy llegan a veinticuatro. Los habitantes están orgullosos de lo conseguido, y ahora trabajan para regar 1.000 hectáreas de terreno, y crían en los establos miles de cabezas de vacuno con las que luchar contra el hambre. En Villa El Salvador se han erradicado el analfabetismo y la delincuencia, con algo tan fácil y tan difícil como la solidaridad de miles de hombres y mujeres desheredados. Al frente de esta iniciativa está su alcalde, un español de poco más de cuarenta años, llamado Miguel Azcueta, que es ya el símbolo de la villa. En Villa El Salvador -declaraba tras conocer la concesión del premio- no hay sitio ni para los ociosos ni para los rateros, porque nosotros no les queremos en nuestra comunidad. Para Miguel Azueta, este reconocimiento público debe servirnos para mirar adelante, no para recordar lo que hemos logrado. Eso está bien, pero no es lo más importante. Hemos de pensar que progresaremos si seguimos unidos El embajador de España en Perú, José Luis Dicenta, una de las personas que presentó la candidatura de Villa El Salvador declaró a un periódico limeño que aquellas gentes merecen este premio y merecen muchos más porque han demostrado ser un ejemplo para el mundo entero de lo que es la solidaridad y la concordia, y de lo que se puede lograr con ello Sin duda que hoy volverá a estallar la alegría en Villa El Salvador Y sus habitantes se sentirán menos desheredados. Comenzarán a creer algo más en la Justicia, en la sociedad que tantas veces les niega la posibilidad de salir adelante. Como recordaba hace pocos días en visita a Villa El Salvador el senador peruano Bernales, las fotografías de este distrito están dando la vuelta al mundo. Por primera vez los diarios del todo el Orbe se ocupan del Perú presentando un caso positivo y un ejemplo a seguir Para los peruanos, el 29 de octubre de 1987 será una fecha memorable. Y. en Villa El Salvador verán reconocido su esfuerzo por inventar una forma de vida distinta, que otros países intentan copiar, y sobre la que está una palabra: solidaridad. Camilo José Cela, distinguido este año con el premio Príncipe de Asturias de las Letras; Javier Pérez de Cuéllar, secretario la ONU, galardonado con el de Cooperación Iberoamericana, y Eduardo Chillida, premio Príncipe de Asturias de las Ai JUEVES 29- 10- 87 al de ABC 19