Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
DE SEMANA Serie Domingo cine Estrenos TV Ronald Pickup, en una escena de la serie Bette Oavis entra en el sombrío mundo del juego y las apuestas con desigual fortuna Robert Culp, un personaje que frecuenta las series de televisión Verdi Director: Renato Castellani. Color. Nueve capítulos de sesenta minutos. Sábado, a las once y media, por la Primera Cadena. Sembrando ilusiones Director: Luigi Comencini. 1972. Color. Ciento once minutos. Domingo, a las diez y media, en Domingo cine Cuñados Director: E. Swackhammer. 1985. Noventa y ocho minutos. Color. Domingo, a las cuatro de la tarde, en Estrenos Televisión Con carácter de reposición, TVE emite en la noche de los sábados una de las producciones italianas que mayor éxito han levantado en ia esfera internacional. La RAÍ tuvo especial cuidado en plasmar para la pequeña pantalla la vida de uno de los compositores más azotados por el infortunio familiar. La dramática existencia de Giuseppe Verdi. tanto en el plano personal como en los comienzos profesionales, se fusiona con los acontecimientos que fueron forjando la Italia del siglo XIX. Bajo la dirección de Renato Castellani, que también elaboró el guión de la serie, la música de Verdi se incorpora delicadamente en la trama argumental y surca las imágenes mostrando la auténtica dimensión del compositor. Esta biografía, en sonidos e imágenes arranca en 1813, fecha de nacimiento de Verdi. El rodaje de la serie se desarrolló en las numerosas ciudades europeas por las que transitó Verdi: Milán, Remona, Busseto, Londres, París o Leningrado. La dirección musical, pieza básica, corrió a cargo de Román Vlad, quien realizó una magnífica selección. En la cúpula de protagonistas, junto a Roñal Pickup, caracterizando a Verdi, cabe reseñar a Daria Nicolodi y Carla Fracci, que dan vida, respectivmente, a Margherita Barezzi y Giuseppina Strepponi, las dos mujeres con las que compartió gran parte de su vida. Hijo de un posadero, Verdi despuntó joven en el mundo de ta música, al que dedicó todas sus energías, aun cuando sintió la tentación de la política. VIERNES 25- 9- 87 El filme está considerado por muchos críticos como uno de los mejores en la filmografía de Luigi Comencini. Comedia acida, con espléndidas interpretaciones de sus cuatro protagonistas: Alberto Sordi, Silvana Mangano. Bette Davis y doseph Corten. Un matrimonio, casi en la absoluta miseria, vive con sus cinco hijos en una chabola en uno de los suburbios de Roma. Cada año, en la misma fecha, una opulenta condesa llega a la capital y celebra con ellos una partida de cartas en ia que todos juegan con dinero de la condesa. A pesar de que el marido siempre comienza manejando grandes sumas, al final de las partidas la condesa gana indefectiblemente todo el dinero en el juego. Buen tema, muy buen tratamiento cinematográfico y una interpretación realmente extraordinaria. Bette Davis está a la altura de sus grandes momentos estelares. El juego, mucho más ceñido, más actual, de Silvana Mangano es también admirable y Alberto Sordi desarrolla todos sus números habituales, un tanto excesivos, pero graciosos. En cuanto a Joseph Cotten, parece mejor, más expresivo, que en los mejores momentos de su larga carrera. Con cuatro personajes así y un coro casi expresionista de hiriente caricatura, Comencini ha producido un filme que sorprende gratamente por su inteligencia, su gracia y su elocuente lección, que nos hiere al cogernos desprevenidos. Thomas Kenny, sargento de la Policía, y Micky Gubiacci, camionero. no tienen nada en común, excepto una cosa: los dos son cuñados. Sus esposas son hijas de un magnate, siempre metido en negocios turbios, que nunca ha visto bien ambos matrimonios Ahora, cuando Kenny y Gubiacci han sido despojados por su suegro de todo cuanto tenían, los dos cuñados deben vencer sus diferencias para enfrentarse a su poderoso enemigo. Típico telefilme americano para pasar la tarde del domingo sin pensar demasiado. Mac Davis, Joe Córtese, Robert Culp, John Saxon y Daphne Ashbrook son los protagonistas -Cine parabólicas- Lady Halcón Director: Richard Donner. 1984. Color. Ciento diecisiete minutos. Intérpretes: M. Pfeiffer y Rutger Hauer. Viernes, a las seis y media, por Premier. El mejor Director: Barry Levinson. 1984. Color. Ciento veintidós minutos. Intérpretes: Robert Redford y Kim Basinger. Sábado, a las tres, por Filmnet. Panorama para matar Director: John Glen. 1985. Color. Ciento cinco minutos. Intérpretes: Roger Moore y Grace Jones. Sábado, a las siete y diez, por Premiere. Hermoso cuento de magia y aventuras medievales, con una historia singular, una acción sugestiva. La pareja protagonista asume perfectamente el arquetipo propio de unos enamorados medievales, encajando con propiedad en sus ropajes. Su interpretación es contenida y a tono con el aire de leyenda antigua que posee el conjunto. El magnético entorno derivado de la localización de exteriores es uno de los puntos claves. Visión dramática de la vida de un jugador de béisbol, en la que el deporte y la tragedia se cruzan, configurando una más que apreciable película. Robert Redford, que no prodiga sus actuaciones, encarna con propiedad y hondura al protagonista. Es la suya una interpretación sin efectismo ni número de lucimiento, sobria y eficaz. Levinson acierta con el ritmo de la película, consiguiendo brillantes aciertos formales. Decimoquinta entrega de las aventuras de James Bond, con los atractivos habituales de la serie, que incluyen persecuciones y peleas, todas espectaculares. Es, en definitiva, otra película más de la serie. Desde luego, no la mejor. Roger Moore, más delgado, se aleja un poco del arquetipo bondiano. Sólo Grace Jones muestra una cierta energíaCon todo, Panorama para matar no defraudará a los entusiastas de la serie. A B C 117