Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
MIÉRCOLES 2- 9- 87 OPINIÓN ZIGZAG ABC 1 3 Cuaderno de notas nutos antes del partido. Casi no nos encuentra, pues ya estábaEl hecho de que el alcalde de mos en el túnel para saltar al Pruna, que ya sufrió hace unos campo. Después de todo, la días la ira de afiliados a CC OO suerte jugó a favor de la neglidel Campo por problemas con el gencia. plan de empleo rural, tenga que estar constantemente protegido por guardias civiles, da idea, por Algo más que taxista una parte, de la tensión con que se vive en el pueblo. Pero tamNo se puede pedir a todo el bién, de los métodos coercitivos mundo el coraje demostrado por con que se intenta influir, por ese taxista que supo desprenmedio de amenazas de agresión derse de un experto atracador o incluso de muerte, a la máxima cuando éste le colocó un cuchillo autoridad municipal elegida en en la yugular, y entregarlo a la las urnas hace apenas unos mePolicía. Pero su ejemplo merece ses. Y lamentable por cuanto el mayor elogio. Ocurre que se significa que un grupo, en este está olvidando la grandeza de la caso un sindicato, está intentanvalentía y de los valientes. El do convertir la fuerza de la vio- taxista ha dado una muestra de lencia en la regidora de los virilidad, pero además ha resasuntos municipales, olvidando pondido a esa llamada que invita que los votos no le dieron entona colaborar en la extinción del ces la razón. terrorismo y la triunfante delincuencia. Un ardiente anhelo de paz no debe menoscabar el alto mérito de quienes, al luchar por Fútbol y Guiness la propia vida, luchan también Como la paella de Playa de por la de todos. Aro, podría entrar a formar parte de la lista Guiness ia última marca de los dirigentes del fútbol Juzgado en Alcorcen español: no haber notificado las nuevas reglas de juego a los futSerían más que razones de bolistas antes de que diera copeso para que Alcorcen posea mienzo la Liga. Algunos arbitros Juzgado de primera instancia el tuvieron que suplir, cinco minuque, por poner dos únicos y tos antes del inicio de los partipróximos ejemplos, Leganés y dos, la incompetencia federativa. Móstoles proyecten ya la consImbatible marca si tenemos en trucción de un tercero; pero es cuenta que junto con los arbitros que además es posible que este eran los jugadores los principamunicipio madrileño sea el único les interesados en conocer las en España, con más de 130.000 modificaciones reglamentarias. Y habitantes, con esta absoluta cano son nimios, aunque sí discutirencia. El alcalde de Alcorcón ya bles, los cambios: desde los que ha elevado a su correligionario, afectan al saque de banda hasta el ministro Ledesma, una queja las nuevas normas sobre jugadopor este manifiesto abandono. res suplentes, amén de las variaLa respuesta ha vuelto a ser la ciones en el tiempo de descuende la casa el silencio. Miento. Baste concluir con las palatras tanto, las denuncias de los habitantes de Alcorcón por el bras de Kubaia pocas horas después de que acabase el par- sueño de los justos duermen el de la desidia gubernamental. tido que enfrentó al Málaga y al Cartagena: El arbitro nos comunicó las modificaciones cinco miOVIDIO Lamentable coacción LA HORA DE GARCÍA VARGAS N plena corriente de rumores y contrarrumores sobre la relativa proximidad de cambios ministeriales, un hecho se perfila como c i e r t o el abandono de la política sanitaria de Ernest Lluch, cuyo albacea parecía ser el titular de Sanidad, Julián García Vargas. Quiérese decir que este ministro está a punto de conseguir un acuerdo con los médicos. Un acuerdo que algunos vaticinadores no du dan en calificar de histórico. La política sanitaria es parte importante de la política general. Algunos dirían que decisiva. El tratamiento preferente que, según muchos indicios, va a recibir la sanidad en los Presupuestos Generales del Estado no será fruto de ningún azar ni capricho. El caso es que García Vargas abandona la política de Lluch e impulsa, en persona, la política de negociación con los médicos. El precedente de esta negociación y, en realidad, el primer éxito de Sanidad fue el preacuerdo establecido con el Consejo General de Farmacéuticos. En aquella circunstancia, García Vargas se apuntó como ministro el acierto correspondiente. Los farmacéuticos han conseguido un importantísimo acuerdo con el Insalud, que repercutirá en todos los ámbitos de sus relaciones con la Administración. Es decir que más allá del concierto para la prestación farmacéutica quedarán afectadas cuestiones tan conflictivas como los márgenes comerciales. A cambio, los farmacéuticos se han comprometido a colaborar en la informatización y hasta en la investigación propia de su campo. García Vargas, estimulado por este éxito, quiere repetirlo con los médicos. Las posiciones respectivas se han- acercado, tanto en lo que afecta al problema de los médicos hospitalarios y la Coordinadora de Médicos de Hospitales como en la cuestión global del Estatuto Marco. La negociación entre García Vargas y Ricardo Ferré, presidente de la Organización Médica Colegial, se considera cercana. Naturalmente, está por verse si Ricardo Ferré, hombre de buena voluntad, logra vencer las reticencias internas de su organización. Para ello necesita que los intentos se desarrollen en la línea de acierto que ha caracterizado el entendimiento con los farmacéuticos. En otras palabras, que el ministro García Vargas encuentre en el terreno de los médicos hombres tan negociadores como lo han sido en el de los farmacéuticos Bernardo Borrajo Pereiro o en el del Insalud Diego Martínez, cuya habilidad tropezó con la dureza del farmacéutico Pedro Capilla, a quien compensó el espíritu conciliador de Bernardo Borrajo, que cada día se revela más como futuro sucesor de Ernesto Marco Cañizares en la presidencia de la corporación farmacéutica. Muchos otros nombres se entreveran en el desarrollo del preacuerdo entre el Ministerio y el Consejo General de Farmacéuticos. Nombres que ya irán saliendo a la luz según las vicisitudes que la situación experimente. En todo caso resulta evidente que la política es tornadiza. Uno de los ministros más criticados en el primer año del Gobierno surgido de las elecciones de 1986 va camino de conseguir el control y la dirección correcta de uno de los Departamentos más difíciles de la Administración. Julián García Vargas venía con prestigio personal del Instituto de Crédito Oficial. Era, y es, un economista. También lo fue Lluch y su mandato fue decepcionante. De Lluch recibió García Vargas no pocas hipotecas, que ha tenido que ir lev a n t a n d o entre a c e r b a s críticas. No está todo lo principal conseguido, ciertamente, en la compleja cuestión de la sanidad española. Pero, por primera vez en mucho tiempo, se ofrecen motivos para la esperanza. Lorenzo CONTRERAS DE CRISIS. Con Felipe González, en Doñana, Fotos exclusivas LA REBELIÓN DE LOS ANTID 2 STURBI 0 S ALBISTUR: NO ME SIENTO ESPAÑOL Pilar Urbano emrewista ai alcaide de San Sebastián. MUJERES CUM LAUDE LAS MAS BRILLANTES DE LA UNIVERSIDAD.