Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC, pág. 26 RELIGIÓN SÁBADO 22- 8- 87 Bueno Monreal fue, en la Conferencia, un hombre conciliador y dialogante Tarancón: Decía lo que pensaba, con tanta paz como energía Madrid. S, R. La muerte del cardenal Bueno Monreal, después de cinco años de dura enfermedad, ha causado un fuerte impacto en la Iglesia española, que pierde con él uno de los obispos más conciliadores y clarividentes de los últimos años. Numerosas personalidades han querido manifestar a ABC el aprecio con que recuerdan la figura del cardenal de Sevilla y las aportaciones que realizó al servicio de la Iglesia y de todo el pueblo español. Cuando los teletipos anunciaron el jueves que Bueno Monreal había terminado por fin de luchar con la m u e r t e o b i s p o s sacerdotes y muchos fieles que le conocieron a lo largo de su vida sintieron que habían perdido un amigo, un excelente compañero y un padre. De entre todos ellos, ABC ha querido recoger las opiniones de los más significativos que sirven para dar una imagen de la gran talla humana y religiosa del que fue cardenal y arzobispo de Sevilla. Así, monseñor Tarancón, jubilado de sus obligaciones como obispo titular por razones de edad, compañero de muchos años y de varios cónclaves con el cardenal fallecido, afirmó: Bueno Monreal fue siempre un consejero formidable, porque era un hombre que jamás perdía la calma ni la sonrisa. Era un colaborador tan leal que, en los momentos difíciles, podías contar siempre con él. Yo recuerdo aquel momento de los años setenta en que se estaba elaborando aquel intento de nuevo Concordato que hubiera sido una locura. Yo me fui con él a Roma y su ayuda fue inestimable, porque como era tan buen canonista y además exponía las cosas con tanta claridad influyó poderosamente en que se descartara aquel proyecto descabellado. En Roma su opinión contaba muchísimo porque se sabía que sus consejos eran siempre serenos y se expresaban con paz. Era un hombre conciliador- -continúa diciendo Tarancón- En la Conferencia Episcopal impresionaba siempre la claridad de sus intervenciones y tenía una gran ascendencia en los demás obispos. Siempre decía lo que pensaba y lo sabía decir con tanta paz como energía. lítica española, ejerciendo su autoridad con anchura de corazón y gran sabiduría. En la Conferencia Episcopal casaban bien su sabiduría jurídica y su soma baturra con el arte de gobierno del cardenal Tarancón, del que era amigo de juventud. Ha sido ante todo un hombre de Dios, de fe sencilla, de fe de aldeano; fe que ha inspirado todos sus actos. El arzobispo de Pamplona, monseñor Cirarda, ciudad en la que murió Bueno Monreal, también fue obispo auxiliar suyo en Sevilla: He visto pocos hombres más inteligentes que él- afirma Cirarda- pocos hombres más buenos que él y al mismo tiempo tan amantes de la pobreza como él. Nos ha unido una íntima amistad. Fui a verle al hospital cuando me dijeron pomo se encontraba. Se emocionó y rezamos juntos un Ave María a la Virgen de los Reyes. El nos seguía porque estaba plenamente consciente. Las autoridades soviéticas hostigan a los peregrinos Moscú. Afp Por primera vez un periódico soviético, el semanario Literatournaia Gazeta ha informado al público del fenómeno masivo que se está produciendo en tomo a la aldea ucraniana de Grouchevo por la afluencia de miles de peregrinos que quieren ver las apariciones de la Virgen María que estarían ocurriendo en aquella localidad. En su información, el semanario hace una dura crítica a las autoridades locales, acusándolas de hostigar y poner todo tipo de inconvenientes y molestias a los peregrinos que se acercan a Grouchevo. Según Literatournaia Gazeta hasta ahora han acudido a la aldea cuarenta y cinco mil personas que han tenido que soportar violaciones de la ley como ser fotografiados cuando rezan, sufrir hasta once controles policiales y ver cómo las limosnas que entregan son recogidas por las autoridades. La presencia permanente de la Policía ante la iglesia de la aldea no contribuye a reforzar la confianza entre creyentes y ateos dice la revista. Las críticas del semanario quieren evitar una explosión de fanatismo religioso y de extremismo que podría producirse si las autoridades locales continúan molestando sin necesidad a los peregrinos, dado el enorme crecimiento del sentimiento religioso que se experimenta en estos momentos en la Unión Soviética ante la próxima celebración del milenario de la primera evangelización de Rusia, ocurrida precisamente en la zona de Ucrania donde se están produciendo las apariciones. Era un hombre de Dios El actual arzobispo de Sevilla, monseñor Carlos Amigo, que fue quien sustituyó a Bueno Monreal al frente de la archidiócesis cuando éste sufrió la trombosis en 1982, también viajó a Pamplona para acompañar al cardenal en sus últimos momentos. Monseñor Amigo ha escrito una carta pastoral que se hizo pública ayer en Sevilla y en la que pide a todos sus feligreses una oración por el alma de su antiguo arzobispo. En la carta, Amigo dice del desaparecido cardenal: Verdaderamente era un hombre de Dios. No quiero que pasen estos primeros momentos sin expresar a toda la archidiócesis de Sevilla mi sentimiento de dolor por la desaparición de tan buen obispo y de gratitud hacia el Señor por habernos dado tan gran pastor. También Juan Pablo II ha querido unirse a la larga lista de condolencias por la muerte de Bueno Monreal y ha enviado al arzobispo de Sevilla el siguiente telegrama: Al recibir triste noticia fallecimiento amadísimo cardenal José María Bueno Monreal, ofrezco fervientes sufragios por eterno descanso del que fue entrañable pastor de esa archidiócesis de Sevilla, a la cual consagró abnegadamente sus energías durante largos años de su ministerio eclesial, mientras expreso mi sentido pésame a usted, clero, religiosos y fieles diocesanos y rogándole comuniqué estos mismos sentimientos a los familiares del difunto purpurado. Otorgo de corazón a todos confortadora bendición apostólica. El cadáver- será recibido hoy. en Sevilla por una representación del Ayuntamiento. El cuerpo será instalado en la capilla ardiente en el salón de Sanio Tomás del arzobispado. Juan Pablo II se reunirá con los líderes judíos en Miami Miami. Efe Alrededor de doscientos líderes judíos de Estados Unidos serán recibidos por el Papa durante el segundo día de la visita que éste realizará a Miami, dentro de la gira que le llevará a recorrer siete Estados de la Unión. El encuentro peligraba tras las tensiones creadas por la recepción oficial que el Papa concedió en el Vaticano al presidente austríaco, Kurt Waldheim, al que los judíos acusan de haber participado en las matanzas nazis de los miembros de su raza. El cambio de actitud, que permite asegurar el encuentro de Miami, se ha debido a la decisión de Juan Pablo de recibir en Castelgandolfo a algunos líderes judíos antes de comenzar el viaje. Sin embargo, la presencia del Papa en la capital de Florida tiene otras dificultades. Ante el intento de los obispos de alquilar autobuses públicos para transportar a los miles de fieles que desean participar en la misa del Pontífice en el parque Tamiami, el Capítulo de Ateos Norteamericanos ha iniciado una demanda judicial en la que pide al juez federal que se oponga a cualquier acuerdo de ese tipo y solicita también que se mantengan los colegios del condado abiertos mientras ef Papa esté en la ciudad. Según la organización atea, en caso contrario, la Junta Escolar y el Gobierne del condado violarán la separación entre el Estado y la Iglesia. Comprometido con los pobres Diamantino García, sacerdote y dirigente del Sindicato de Obreros del Campo (SOC) habla también de sus relaciones con el cardenal: Me animó siempre a seguir en mi compromiso con ios jornaleros. En nuestro trabajo sacerdotal comprometido con los pobres, en ocasiones confiictivo con gobernadores civiles, propietarios o con los católicos tradicionales, siempre encontramos en él respeto, admiración y cariño. Monseñor Antonio Montero, obispo de Badajoz, que comenzó su trabajo episcopal siendo auxiliar suyo en Sevilla, dice de él: Su principal cualidad era la magnanimidad, palabra latina que quiere decir persona de alma grande Tenía la virtud de ver las cosas con serenidad y anchura de corazón. Desempeñó su labor al frente de la diócesis de Sevilla con gran maestría, con sabiduría, comprensión y libertad. Ha guiado la transición de la Iglesia antes y después del Concilio, y. participó también en la transición po-