Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
3 podlJ hjccr oleo mis, apailc dir apii: iiijcr RraiLIc. Y comencé a colahoTar c n cllus en cli iüaJcs culiuralcs en urganiZACionc -deportivas V pofu a poco fueron aum e n l a n J o mis coniacíos con b organiZiiLtóii ha. U mi mlcgr ciún loial en clb, E s -S i cTCfí que si t uc existe algún M: r superior. En iiqucl mámenlo difícil le ayudó el ser crcyenic? -Irjduibblemenlc, Si no? ie tuviera la idea de que hay alpo más serín difícil superara: ¿Recuerda su infancia eomo algo aeíadable o de iiradüblc? -Afor I uñadamente sov de los ue ven siempre la borclla medio ena en lugar de medio vacía. Creo flue no nie volverla jtrás de nada úe lo que he vivido, pese a que he atravesado momentos duros y difíciles Pero mi s lecutírdos de infancia son bastante agradableSn primero en eJ parvulario en un colegio de monja i, dcspuús en el I n s t i l u i o donde estudié un poco por hbre, ycndome siempre a lo que me gustaba, Soledad A qué tiene miedo? -N o 6. Creo que no existe h soledad absoluta, poro desde lue í la iledad absoluta me asustaría basl nte. me asustariu el no sentiime rodeado de personas. P u e d e la cegueío generar alijo parecido a esa soledad absoluta? -P u e d e piodueir en ciertos m o m e n t o s sensiición de aislamiento. Pero cada día esto va desapareciendo máSr El invidcjiíe en España tiene un status diíeicnLe al de otros paises. No superior, pero sí distinto. Digo no superior BCOnúmieamenle, aunque si superior en cuanto a t ue el invidente en España tiene una motivación muy especial, que es el trabajo. Sería muy fácil una pensión como pasa en muchos países -L o que mis me apasiona es la lectura, ffaciendo rcfle ioncs ¡veces pienso que malijasié la pi. K- a vista que tenia en leer, aunque nunc 3 estuvo de más poi el conocimiento adquirido. Ahora sigo leyendo- en Cíísseiies. -Usted vio el mundo v se lo imagina tal como es en realidad ¿pero cómo lo ve el invidenle ile nacimiento? -E s muy difícil encuadrar qu cfí lo que ve, o cómo se lo imagina. Afortunadamente cada vc 7 hav menos ciegos totales. Muchos de ellos tienen una peuueña vivencia de pocos artos ile visión aue les sirve de guía, Pero cuan 0 la ceguera es total de nacimiento es muy dificil llegar a acceder a ellos como por ejemplo en el tema de los colores, o la sensaaón de un amanecer t un anochecer, -D i c e n que al ciego se le agudizan otro i sentidos. -Es cierto. Cuando falta la vista se extrema la sensibilidad en otra serie de órganos. Una persona ¡iividenrc Total de nacimiento sabe perfectamente euando hace soL cu mdo csEa nublado, cuando se encuentran en una estancia amplia o pcíjueña. El mundo explicado desde esc prisma es muy difícil hay que vivirio. Se Cíi ó en diciembre de lyb 9. cTiando trabajaba en la empresa privada, cuando se le presentaba un futuro lleno de e s p e r a n i a cuando aún veía, Camhió mucho su vida al casatse? -I n d u d a b l e m e n t e El primer paso trascendental en la vida de un hombre es el matrimonio. Al menos para mí lo ha sido. Ha supuesto un cambio sustancial. Despulas, durante unos arios hubo pi. eos cambios. Estábamos en un: i ciudad pequeña como Cádw. en un circulo de amistades no muy a m p l i o p e r o sí b u e n o O u l a cuando más vertiginosa me n le empieza a cambiar mi vida es cuando llepa la ceguera v tomo con- Sí. naturalmente. ¿Scntinjental? Sí. si. Sensiblero? No. ¿Duro? Eso dicen. Procuro ser duro cada uno tenemos nuestro estilo y el que yo tratara de imitar a Antonio, al margen de ser desgraciado por mi parte intentarlo, creo que no serla el camino, que tío sena honrado cv niniiíO mismo ni con la organización. T e n p que Tener que trabajar es el mayor antídoto contra la soledad del ciego con las cuestiones que creo que son lo s u f i c i e n t e m e n t e serian como para afrontarlas con dureia. Pero no me gusta scí desagradable bajo ningún conceplo y si en algún momento lo soy y me doy cuenta de elío. no tengo ningún recato en pedir disculpas n quien sea. ¿S e arrepiente de algo hecho en su vida? -P u e s no. No me arrepiento absolutamente de nada. Siempre habrá habido il iin detalle con el cual haya podido lasinn. ir a hilgún semejante y desde luego de eso si me arrepienio. Pero no me acuerdo puntualmente de ningún tem en concreto. Cs agradecido? -P i e n s o que si, pero creo a u e eso deberían decirlo mejor las personas que conviven conmigo. Ha sentido envidia alguna vez? -N o Por desy; racia es un mal muv arraigado en la sociedad eslañóla, pero sin falsa modestia, 3 envidia nunca ha pasado poi mi imaginación para nada. Presidencia C u a n d o i n g r e s ó e n la ONCE pensó que llegaría a ser el presidente? -No, Ni lo pensií entonces, nj me lo creo todavía, o soy consejero del Consejo General, que es el Srgano m; i mio de gobierno de la en ¡dad desde h. ice más de un ¿ño y soy loialmentc sincero SI le digo que nunca había pasado por mi imaginación el y r presidente, porque dada la talla de Antonio Mosquera ni siquiera me lo había planteado. ¿Piensa continuar las líneas marí ¡ida por i l? -La figura de Antonio Mosquera es irreiietible- Su íilosolía queda Est. i ahi l.i igicamenie de ella tengo mucho que acepiar. mucho que aphcarme. no en balde hemos trabajado mucho tiempo juntos, Pero aparte de eso hacer las cosas a mi lorma. sm que eso qmera decir que las voy a hairer mejor. Respetando la filosofa de Antonio, lógicamente cada uno tenemos nuestra manera de dplicarla. Como nació la ONCE? -Naeii de un proccsi pi co conocido pitr el p u e b l o español. Los años anienores a la uerfa civil y en el curso de ella, eí ciego era un mendigo. Había alguna in (jUTciuú en algunos sectores íiue pensaban que podían hacer al ¡ío mas tjue pedir, i ue era vender boletos para unas rifas y se establecieron en algunos puntos del país pequeñas agrupaciones Con motno de L guerra Ci il. el núa mero de Cielos aumenlO. Entonces el general Franco, conocedor de la leatidjd del momento, pensó que la mejOT íoíma de que esta problemática tuviera una solución seria b creación de la ü r gani acion Nacional de Ciegos Españoles, aglutinando los pequeños grupos que esistian y concediúndoles la ciclusiva de un sorteo del cupí n prociegos, incluyendo en la organización a los ciegos de cucrra que lógicamente iba a ser un la. sfre que se le presentaba al fuiuro Gobierno del país. Y por d e c r e t o n ició La O N C E en 9 ti. La gran solución. Ti n í usted hermanos? -Tres hermanas. Ninguna imidente? -No. no tienen ninguna dificultad visual. Y sus padres? -T a m p o c o no existe ningún antecedente en mi familia. Sobre la mesa del despacho de José Amonio Re es Duran, presidente de la ONCE, no hay un solo papel- H iy un macneíoíon. Hay cassettes- Las órdenes en este cuartel ceneial se esciibcn c n la V 07 dercapilán. Con la vo? de este granadino del que hay mucho que admirar y mucho que aprender de sus comporiamientos. (íEl invidente en España vive u n status diferente al de otros paises Y que no se sintiese obligado a una actividad diana, a un contacto con la sociedad. Tener que trabajar para sanarse la vida e el mayor anifooio eonira La soledad del ciepo. ¿Tiivo tiempo a leer mucho? ciencia de que el mundo no acaba entre cuatio paredes, Y tal v e lo que para otros seria un treno, el contratiempo de la ceguera, paia ni) hte al contrario, necesité extenderme. E 5 usted romántico? Rc orta G groTiCD: G o n z a l o C R U Z