Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
76 7 A B C SUCESOS MIÉRCOLES 24- 6- 87 Son ya veinte los ayudados a expirar por el El Ángel de la Muerte femenino Les inyectaba un medicamento que vacía de sangre el corazón Bonn. Carlos Bibrián La enfermera Michaela Roeder, que en marzo del año pasado adquirió triste fama y el sobrenombre de El Ángel de la Muerte vuelve a ser noticia: la acusación de asesinato que se presentará en su día, en vez de por los seis casos de que se confesó autora al ser detenida, ascenderá a nada menos que un total de veinte. Todas sus víctimas eran pacientes a quienes la enfermera ayudó a morir adiministrándoles un medicamento. Una serie tal de asesinatos, no tiene precedentes en la historia criminal de la República Federal subrayó ayer a los informadores el fiscal del distrito judicial de Wupperta! Karl Hermann Majorowsky. Explicó luego el fiscal que, tras la exhumación de veintiocho cadáveres, de personas todas ellas fallecidas en el Hospital de San Antonio donde Michaela Roeder prestaba sus servicios, los análisis forenses motivados por las respectivas autopsias, han evidenciado que en veinte casos se encontraba en el cuerpo de los fallecidos, el producto clonidin A guisa de recordatorio: sospechosa de haber practicado la eutanasia, por cuenta propia, a por lo menos seis ancianos mayores de setenta años, con una inyección letal y para evitarles el sufrimiento la enfermera Michaela Roeder- entonces de veintisiete años- fue detenida en Wuppertai el 14 de marzo de 1986. Denunciada por algunos de sus compañeros a los médicos jefes del hospital de San Antonio, en Wuppertai, se encuentra desde aquel entonces sufriendo arresto provisional que, dadas las circunstancias, podría convertirse luego de su proceso, en pena de cadena perpetua. La propia Michaela confesó en los días inmediatamente siguientes a su detención haber producido la muerte a media docena de personas. Confesó igualmente que ninguno de los ancianos estaba gravemente enfermo y que en ningún caso le fue pedido por ellos que les impidiera seguir viviendo. Pero de acuerdo con su primera confesión, tal móvil fue la compasión hacia los enfermos. Arma mortal adobada con grandes conocimientos profesionales de la enfermera, según explicó en su día uno de los médicos jefes del hospital cuando comentó los efectos del clonidin, que bombea el corazón hasta dejarlo sin una sola gota de sangre Michaela Roeder, desde marzo del año pasado en prisión preventiva en el establecimiento penitenciario para mujeres de la barriada de Ossendorf, en Colonia, fue conocida en seguida por el tristemente famoso sobrenombre de El Ángel de la Muerte En razón de que enfermo al que ciudaba, en forma extremadamente maternal, enfermo que más pronto o más tarde dejaba de existir. En septiembre de 1986, un enfermero observó cómo Michaela inyectaba a un paciente operado de cáncer de garganta, una ampolla de medicamento que contenía clonidin, producto que se usa para obtener un rápido descenso de la tensión sanguínea. Tuvo sus dudas, durante más de un mes, hasta que se armó del suficiente valor para participar sus sospechas a otro colega. Luego, en diciembre, una mujer ingresada en el hospital con rotura de fémur, murió a causa de un inesperado, sorprendente, fallo cardíaco. Había estado al cuidado de Michaela... Posteriores investigaciones permitieron descubrir que a la lesionada, Michaela le había inyectado una ampolla del mismo medicamento. Seis desaparecidos en un choque entre dos petroleros Rouen (Francia) Agencias Seis personas desaparecieron y otras en número no precisado resultaron heridas de gravedad en un abordaje entre dos petroleros ocurrido en la mañana de ayer en el río Sena, cerca de Rouen (Normandía) en el noroeste de Francia. El accidente se produjo poco antes de las diez de la mañana, al chocar un petrolero de pabellón griego, el Vitoria con otro de bandera japonesa, el Fuyoh Maru a la altura de la localidad de Azier. El abordaje fue originado, al parecer, por un fallo mecánico en el buque griego, por lo que no pudo evitarse el choque, -que provocó una fuerte explosión a bordo del Vitoria partiéndose el barco en dos a la altura de la popa e incendiándose a continuación, sin que las llamas pudieran ser dominadas en la tarde de ayer, a pesar de la rápida intervención de los bomberos de Rouen y Le Havre. El buque japonés, que no sufrió daños de consideración, transportaba llenos los tanques de combustible, pudiendo apartarse del otro petrolero en llamas, por lo que el riesgo de contaminación por vertido de crudo en la desembocadura del Sena parece descartada. D El atracador de los lavabos S. G. L. de veintisiete años, ha sido detenido en la estación de Atocha, de Madrid, como presunto autor de un atraco con lesiones graves a un ciudadano de treinta y cinco años, al que abordó en los lavabos de caballeros de la citada estación. El maleante, que cuenta con numerosos antecedentes, había sido detenido otras veces en el mismo lugar. Y Detenido en Barcelona otro incendiario de automóviles Barcelona. J. M. Alarcón El dispositivo montado tanto por la Guardia Urbana como por la Policía Nacional, a fin de acabar con las acciones de pirómanos que desde el mes de enero han quemado cerca de un centenar de vehículos en las calles barcelonesas, va dando sus frutos. Ayer fue detenido en la Ciudad Condal Eduardo T. G. autor de varios delitos de estas características. Eduardo T. G. fue apresado en plena calle cuando trataba de quemar un vehículo estacionado y, más tarde, en Comisaría, confesó haber realizado diversos delitos de piromanía. Concretamente admitió haber prendido fuego a un Renault- 14, matrícula 7405- BJ, y a un Seat 124, matrícula 3710- G, así como a tres cajeros automáticos correspondientes a otras tantas entidades de crédito. El detenido es, según todos los indicios, un desequilibrado que sufre alteraciones de su personalidad y que utiliza el fuego como válvula de escape. Por lo menos eso es lo que se desprende de un primer análisis. Ahora corresponde a la autoridad policial seguir investigando sobre su estado físico. El hecho de que Eduardo T. G. no tenga relación alguna con el delincuente habitual detenido hace dos semanas, reafirma la tesis de que todos estos incendios se deben a una combinación de circunstancias sin conexión entre sí. Roban de la catedral de Cuenca valiosas obras de arte Cuenca. Efe Un cuadro del cardenal Albornoz, del siglo XVII, varias imágenes de distintos retablos y dos lienzos de la capilla de Santiago han sido robados en los últimos meses en la catedral de Cuenca. Según informa el periódico El Día de Cuenca las obras robadas se encontraban a más de diez metros de altura del suelo, y por el momento se desconoce su valor exacto. El obispo de Cuenca, José Guerra Campos, manifestó que carece de información sobre los hechos, y añadió que se ha enterado por la Prensa. Por su parte, el delegado diocesano del Patrimonio Eclesiástico y miembro de la Comisión Mixta Iglesia- Junta de Comunidades, Dimas Pérez, no quiso pronunciarse sobre et asunto, porque no tengo nada que decir El robo de las obras no ha sido denunciado por los responsables eclesiásticos, quienes reconocieron que algunas piezas desaparecieron durante ta pasada Semana Santa. Hace cuatro años, varios libros y pergaminos, valorados en más de 40 millones de pesetas, fueron robados por el sacerdote encargado de su custodia e investigación, según reconocieron en su día los representantes diocesanos. Un joven huye de su domicilio con dos millones de pesetas Santander. Ep José Javier Prada Muela, de quince años y vecino de Santoña, en Santander, desapareció el pasado viernes de su domicilio con dos millones de pesetas, según confirmaron fuentes familiares. Por otro lado, portavoces judiciales informaron que Tomás Solana García de catorce años y un chico de raza gitana acompañan a José Javier Prada en su escapada. El dinero es propiedad de Manuel Prada, padre de José Javier y propietario de la empresa de conservas Bella Berria, en la localidad santanderina de Argonos. Según recalcaron las mismas fuentes familiares, las relaciones entre el chico y sus padres son normales.