Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
HUMOR 2 Ar 2 vf MÚSICA PARA TODOS EL G O B E R N A N T E -E l pá ari de haego- de Slravinsky ípí rquc nos qucrma a impuestos) ú EL CRONOMETRADOR -Vais del mmülo di; Chupín. EL T E R R O R I S T A rLa mástara iicp: rá de Pendeíí LOS GAMB 13 RROS: -El carnaval de oi. anímalos do Süinl Saenfr. EL BEBEDOR: Polca del chumpán; de Jchan Slrauis. LA FULANA; L a pá ara piniav. di Osear H 5. p i, íF EL A S T R Ó N O M O Los plíincC; de Holsí. ú ÍEL CARDIACO: Lfl vida brevc- de Manuel de Tailar ir EL J E F A Z O -Sin hacer nada de Antón Karas. i7 HL P S T O U I A T R A Los mecani mos d t ía memoria Jtí Luis de Pablo. i- E L ACTOR O L V I D A D O TEI otíiit) de los diosts de Warner. EL ASTRONAUTA H. MÚürca de las cifi: rai de JOSLÍ Sliauss. i EL MARINERO- M r en CiJlm: df Mendelsshon. k EL B I Ó L O G O H Cmlulas número K de Joan Ciuin Oan. EL Q Ü I O S O U E R O PentVdicas de la mañimy- de Johjn SCFhíuss, LA A D U L T E R A EI engaño felu de Rossini, ít LAS PORTERAS: -Lüs alegre coniadtes de Windsor de Nicolai. i EL MATEMÁTICO: -Músjea para ohTener cquií resulladtks- de J, Villa Rojo EL MOTIVO HORA ifice la. s comunidades, regiones o nacíonaJídadcs hiípanjs- se iun el alcance que se le uiera dar al airículo 2 de la oniliíución- rivalizan en ÍOmeniar sus caracicrialjcas íUloctonaií, o debemos ignorar los inj; enle eifuer- os realÍ 7, ídos por los señores Lepuma v B a r r a n c o d u r a n t e su aciu il mándalo para que Madrid, e irana meícla de Comunidad autónoma y capilal del Reino, recupere pe nod i mámenle el hongo y el chotis, la verbena y e m Tiuón allombrao. Esta vuelia ii los oripenes castizos mairitenses. compaUble con eslar Mendo a diano las e IrellJs de la bander ¡i eomunilaria. llene una oisencia escamarUe: el piropo. ¿Se les olvid t. iJi impértanle detalle a don Joaquín 1 dun Juan? Suponer semejante cosa sena desconocer su fino olíalo elct lora lista v madrileño Lo ipjc ucede e que el piropo ha sucumbido arUe el vendaval del cambio de estructuras. Antaño, el piropo cimstiTuja una especie de subsidio luridíco- para la mujer En un. i sociedad en que el hombre tenía toda clase de derechos mientras la 1i min: i eMaba m. jrjztnLida, re uli. h, i IÓNICO p i r o p e a r l a s i cada monteiiTO- Lljmar- bombón a una adolescente, -ritura. a una lovencila o- encanto A iV EL EXILIADO: -Sujie del lerreio de Manuel Castillo. EL DIABÉTICO: Cualquier obra de Diabelli, peio sin a ÜL- ar, i EL AMNESK. O: -La canción del olvido de José Serrano. fl- EL A L C A L D E -De ipreocupado- de Joset Sir: U ir EL P O E T A Momenaie a Juan Rarnon Jjniéne? dLAmando Blanquer. íí EL V E N D E D O R ÜE POLOS: Polonesa número 6 de Chopin. EL M A T R I M O N I O FELIZ. T. -1 con a raLrión del hojiar. de Beelhoven, if EL B E B E Cancit n de cuiia i. de Brahms (y si no c duerme, le ponin la canción de cuna de Moziirl v l J de Chopin, ha ta que é duerma) -LOS ENCHUFADOS; I- os e claviis feiitcs de Amaga Luis M. RÍCHART en e peclaeii. in de desTino -a una s. iíterona contribuía a crear una Jarata atmosfera de halago y adulación erí las cabecilas emeninas par- i que éstas no reílexionaFcn deniasiado en su desigualdad jurídica. En Ju; gar de contar con artículos del Codillo a su favor, la mujer disfrutaba de mceírante coba El pifOpo convertíase en un sitcedn ineo del Derecho, en un pattrnalrsmo masarhno- Las cosas han cambiado. No voy a decií que la mu cr española esti enmncipada del todo, pues la ponen- pePiaS püríi juhajat en las minas, l l e r a ser encriil de d ¡v ¡Síón subirse a ns andamies, nvalizar con Espariaco. actuar de bombero, sentarse en h. s cómixias poltronas ministeriales... Pero trabaja. Tiene, en teoría, igualdad de derechos. Hombres v mujeres son iguales ante la Le Y puesto que las feminits aun no se han lanzado a pirooear a los por las calles, seria antijurídico que éstos conlinuaran piropeándolas como antes, cuando no lenían otra profesión que e ¿i de- sus labores- Í i EL F E R R O V Í A R Í O Lai cuatro csUinonei de Vivaldi. F. vasten costumbres vernáculíis que se pueden resucitar Otra i, no. El clásico. piropUo nuidrileño es mu de ellas. Los señores Barranco v Legmna han vibido rendiisc ante la realidad. Evaristo ACEVEDO 43