Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
MARTES 9- 6- 87 ESPECTÁCULOS -ABC, Los miserables arrasan en la Lo ultramoderno y milenario noche festiva de Broadway se para un instante en Madrid La obra musical obtuvo ocho premios Tony Nueva York. José María Carrascal La adaptación musical de la novela de Víctor Hugo Los miserables ha sido la gran vencedora, con ocho importantes galardones, de la vigésimo primera edición de los premios Tony, que son a Broadway algo así como los Osear a Hollywood y cuya ceremonia de entrega tuvo lugar la noche del domingo en Nueva York. Se puede decir que Los miserables barrió en la edición de este año de los premios Tony, consiguiendo ocho de ellos, incluidos el del mejor musical y la mejor escenografía. Sólo le planteó algo de resistencia en su noche triunfal la obra Fences un drama sobre una familia negra en vísperas de la era de derechos civiles, que obtuvo cuatro premios. La gran desilusión fue Les liaisons dangeréuses un drama también de origen francés, como el que ha acaparado el mayor número de galardones, que ha sido adamadísimo por los críticos, pero que no obtuvo ni una sola distinción. La recta final se presentó como una competición entre Los miserables y Me and my girl que había obtenido un buen número de candidaturas. Pero, a la hora de la verdad, se impuso la primera en toda línea, consiguiendo la segunda solamente premios a la coreografía, al mejor actor de musical (Robert Linsay) y a la mejor actriz (Maryann Plunkett) que no es poco, pero que se queda corto si se tienen en cuenta sus aspiraciones. Sin duda, su carácter de obra ligera de puro entretenimiento, no fue capaz de resistir la masiva ofensiva que representaba el dramón de Victor Hugo llevado a escena con el despliegue que en Broadway se acostumbra. Estamos casi ante una ópera, y eso pesa siempre en las decisiones del jurado. Esta tendencia a lo dramático no se manifestó sólo en el apartado musical, sino también en la selección de las mejores obras teatrales. Fences había ganado ya el premio Pulitzer de este año, así como el de los críticos neoyorquinos. Ahora, en la entrega de los Tony, se lleva el de la mejor pieza dramática; el de la mejor dirección, Lloyd Richards; el del mejor actor, James Earl Jones, y el correspondiente a la actriz secundaria, Mary Alice. Ya entre la pedrea tenemos a Arthur Miller, que ha sido distinguido co nel premio de las reposiciones, mientras que Neil Simón, el emperador de Broadway, ha tenido que contentarse esta vez con dos Tony para la tercera parte de su obra autobiográfica, Broadway bound que han sido para Linda Lavin, mejor actriz, y John Randolph, mejor actor secundario. Es hora, según parece, de que Simón empiece a buscar otros temas. Jackie Masón recibió un premio especial por su solo en El mundo según yo y se rindieron, además, dos homenajes, uno al actor Robert Presten, que falleció este año, y otro al célebre productor George Abott, que cumplirá cien años el próximo 25 de junio. La ceremonia de entrega se celebró en Elmark Hellinger Theater, de Nueva York, que acaba de ser restaurado y es una de las joyas escénicas de la ciudad. Al cumplir los veintiún años, se puede considerar que los premios Tony de teatro no sólo han llegado a la mayoría de edad, sino también a su total consagración. Frank Chickens Esta muestra ha sido patrocinada por el Instituto Nacional de las Artes Escénicas y de la Música y se celebrará hasta el próximo día 13 en el Círculo de Bellas Artes de Madrid. Y respondiendo a la expectación que había despertado esta completa embajada artística de Japón, algunos de sus componentes expusieron ayer su declaración de principios artísticos. Los jóvenes Kazuko Hohki y Kazumi Taguchi, componentes del grupo Frank Chickens, aparecieron con los pelos oxigenados y sus peculiares rostros potenciados con el maquillaje escé- Hoy comienza la muestra de multiarte japonés Madrid. Ángel Luis Inurria La música- performance de Frank Chickens, el jazz de Shimizu Yasuaki Sextet, el travestismo de Akihiro Miwa, el cine de El lagarto negro y la combinación de danza y vídeo de Suzushi Hanayagi y Katsushiro Yamaguchi, es lo que ha llegado de Japón para esta muestra de Música, Computadoras, Danza e Imagen. nico. Emplean para sus actuaciones el idioma inglés y el japonés, utilizan sistemas audiovisuales y cintas, previamente grabe das, para completar un espectéculo cuyo único fin es entretener. Nosotros cantamos, baile nos y charlamos sobre una cint; que se escucha y previamer e grabada con música, pero sin oz dijeron. De vez en cua ido, cambiamos de vestuario para hacer nuestro espectáculo más folclórico y popular. EL saxofonista Shimizu Yasuaki declaró a ABC que ha venido acompañado por cinco músicos: un batería camerunés, Valery Lobe; un teclista francés, Mali Mango; un cantante también francés, Amina Anñabi; un bajista californiano, Marten Ingle, y el programador Thierry Guiot. Quiero que mi música esté inspirada en la propia personalidad de cada uno de mis músicos y por su propia idiosincracia- declaró Yasuaki- que cada uno lance su propio mensaje. El saxofonista, que conoce y estima las cualidades electrónicas de Michael Brecker, no está sólo interesado en computarizar la música, sino más bien en mostrar el sentimiento y la emotividad atmosférica por encima de la etiqueta jazz o fusión. Akiro Miwa, el célebre travestido de la escena nipona, está presente también en esta muestra y se manifestó preocupado por cantar en diversos estilos y en llegar al público a pesar de los problemas del idioma, pues, según señaló, aunque emplea el japonés, al dramatizar las letras de las canciones el público puede captar su intencionalidad. Miwa, que realiza un consultorio sentimental en la radio de su país, afirmó que el espíritu del arte es universal por encima de las barreras del sexo y de las nacionalidades. Todos los protagonistas de esta muestra de Música, Computadoras, Danza e Imagen dejaron patente ayer, y lo procurarán hacer efectivo en los próximos días, su interés por la universalidad del arte sin olvidar su base folclórica japonesa. t El palmares -Mejor obra dramática: Fences -Mejor obra musical: Los miserables -Premio a la dirección de una obra dramática: Lloyd Richards, por Fences -A la mejor dirección de una obra musical: Trevor Nunn y John Caird, por Los miserables -Mejor actriz dramática: Linda Lavin, en Broadway bound -Mejor actor dramático: James Earl Jones, en Fences -Mejor actriz de musical: Maryann Plunkett, en Yo y mi mujer -Mejor actor de musical: Robert Linsay, en Yo y mi mujer -Actriz secundaria: Mary Alice, en Fences -Actor secundario: John Randolph, en Broadway bound -Actriz secundaria de musical: Francés Ruffelle, en Los miserables -Actor secundario de musical: Michael Maguire, en Los miserables -Mejor escenografía: John Napier, por Los miserables -Mejor vestuario: John Napier, por Starlinght Express -Mejor coreografía: Gillian Gregory, por Yo y mi mujer -Mejor iluminación: David Hersey, por Los miserables -Premio especial al productordirector George Abott, que cumple este mes cien años, y al cómico Jackie Masón, por la obra El mundo según yo donde interpreta todos los personajes. -Homenaje especial a Robert Presión, actor recientemente fallecido.