Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
72 A B C SAN ISIDRO 1987 Historia de la plaza de toros de las Ventas (XIX) JUEVES 4- 6- 87 La arrolladora presentación de Litri La temporada de 1950 acusa un notable descenso de corridas de toros- sólo se celebran doce- pues no en balde es el año de las novilladas. Én 1948 se habían celebrado veinticinco y en 1949 diecinueve. La feria de San Isidro da paso a tres festejos menores- con la base de Aparicio y Litri- y cinco mayores. Parrita y Rafael Ortega son los matadores de toros que alcanzan las mayores cotas, mientras que Manolo Vázquez se consagra como novillero. y Juanito Posada que ejecutan et toreo de En esas doce corridas suma seis Manolo frente al igual que Manolo Vázquez. También González- cuatro de ellas en la feria de San actúan Calerito y Pablito Lalanda- que toIsidro- sacándose en el mes de octubre, en man Ja alternativa en Córdoba y Toledo, resla corrida del Montepío de Toreros, la espina pectivamente, en mayo y junio- y tiene una que llevaba clavada gran actuación, después de San Isidro, el ese año por su poco madrileño de Cenicientos, Jerónimo Pimentel, lucido paso por el ciclo que se muestra como un verdadero artífice de mayo y la corrida de del pase natural. la Beneficencia. En su comparecencia otoñal Pero el primer aldabonazo fuerte entre los c o r t a una o r e j a en novilleros lo da Miguel Baéz (Litri) la tarde de cada toro y recobra su su presentación. Es el 18 de mayo, festividad gran cartel en Madrid. de la Ascensión, y hace el paseíllo én medio El resto de los matade una expectación inusitada. Antes deja codores de toros intervirrida se hacen cabalas sobre lo que dará de nieron en las siguientes sí su actuación: Madrid le va a frenar. Es un corridas: Paquito Mu charlot dicen los puristas. Va a acabar ñoz, cuatro; Parrita, con todos. Es diferente. No ha habido jamás Manolo dos Santos y Litri un torero más emocionante dicen otros. AnRafael Ortega, tres; Gitonio Galisteo y Pablito Lalanda son los comtanillo de Triana, Niño de la Palma (hijo) Maparsas esa tarde en la que ha puesto el no nolo Navarro, Diamante Negro y Martorell, hay billetes el onubense nacido en la valendos, y Antonio Bienvenida, Mario Cabré, Peciana tierra de Gandía. pín Martín Vázquez, Rafael Llórente, El Vito y Antonio Torrecillas, una. Confirmaron su alterY el Litri arrolla desde que se abre de nativa: José María Martorell, el 16 de abril, de capa. Su estatismo, su hieratismo hace que manos de Gitanillo de Triana; Diamante Nela plaza se convierta en un intenso clamor. gro- diestro venezolano- el 18 de junio, Después, con la muieta, llega más intenso con Antonio Bienvenida de padrino, y Antonio con el cite de lejos para dar los naturales. Torrecillas- e l 25 del mismo mes- también Con la muleta escondida tras la espalda y sade manos de Gitanillo de Triana. cando ésta en el momento de acudir el noviLa campaña se inicia con sendas novillallo casi a la altura de las zapatillas del torero. das en las que intervienen Antonio Ordóñez y Y así se sucede una serie y otra. La emoción Alfredo Jiménez (primo carnal de Manolo invade los tendidos. Y sobrevienen las manoGonzález) los días 12 y 19 de marzo. El de letinas y el desplante final. Y el de pecho Ronda corta una oreja en la segunda de las arrogante y temerario con la muleta hecha fechas a un novillo de María Antonia Fonseañicos. El astado cae al primer envite toricida ca, repite en el mes de junio y sus buenas y se nieva la plaza de pañuelos hasta conseformas toreras no son coronadas por su guir las dos orejas del novillo escurialense de acierto con el estoque. Además es eclipsado Manuel González. por las dos arrolladuras actuaciones que tiene Manolo Vázquez. Al año siguiente ocurriY después, en el sexto, vuelve a producirse ría al revés y sería Ordóñez el que- con una la misma tensión. Pienso que, hasta los que gran faena a un novillo de Joaquín Buendíadespués de la novillada le acusan de anatesuperaría ampliamente al que era su pareja ma y heterodoxo, han vibrado en el transcurnovilleril. so de su labor muleteril. Es una pasión inconfesada, pues la gente, más que jalear, ruge En este año debutan una serie de novillede pavor por el aguante, el arrojo y la valenros de fuste como Frasquito- que trae una tía del torero. No se comprenden, luego, las gran fama de una novillada en Sevilla- Miminoritanios oposiciones, pues en el momenguel Ortas, Dámaso Gómez, el efímero valenciano Félix Guillen. Destacan sobremanera to de la faena parece que las veintidós mil personas asistentes enroquecen dicieéndole Pablo Lozano- llamado por la publicidad tau ¡ole! al nuevo Litri, que lleva por su venas rina La Muleta de Castilla- y Jaime Malaver sangre torera de dos generaciones y el recuerdo de la muerte, por asta de toro, de un hermano- Manolo- que estaba rozando la cima del toreo. Esta vez el fallo del descabello- hasta cuatro intentos- le roban los trofeos, pero no la admiración popular y el refrendo de lo que ya había visto toda España el año anterior en el que Miguelito se vistió de luces hasta ciento quince tardes. Madrid había entrado por El Litri y le esperaba- dos días después- al lado de Aparicio. Y antes dé este enfrentamiento de los dos niños- como les llamó el desaparecido abogado Manolo Llinás desde su tribuna de Radio Seu da Julio Aparicio el día 19 una soberana lección de buen toreo, de casta, de arranque, cortando nada menos que tres orejas a una novillada de Escudero Calvo que mata junto a Rafaelito Lagartijo- sobrino de Manolete- y el talaverano Alfonso Galera. Y cuando ambos se ven frente a frente, el día 20, por primera vez en Madrid, la expectativa vuelve a ser inusitada. Los dos responden con creces: Aparicio pierde las orejas de su primero por el mal manejo de la espada, mientras que Litri corta las dos del tercero después de reverdecer los éxitos de su presentación. También el de Huelva se va sin las del sexto por tener que pinchar dos veces antes de la definitiva estocada. Su ardor juvenil, su toreo original y espartano de nuevo había hecho mella. Y al final del festejo los dos se van a hombros calle Alcalá arriba acompañados por un veterano novillero sevillano que esa tarde resurge, tras cortar una oreja a cada uno de sus novillos de Galache. Se llama Antonio Chaves Flores y pertenece a una familia de picadores de toros. Los periódicos llaman a Chaves el tercer hombre pues aquella película, de ambiente vienes y música inolvidable, bate todos los récords en el cine Capital. Los tres novilleros han bañado a todos los espadas de alternativa que han actuado en esa feria: sólo queda el recuerdo de la largura torera de Parrita, de la recia muleta de Rafael Ortega ante un toro santacolomeño de Buendía y la bravura de otro de Felipe Bartolomé, de la misma estirpe. La ciencia de Aparicio y el valor de Litri era de lo que verdaderamente se hablaba en aquel Madrid. José Luis SUAREZ- GUANES QUÉCOSAMÁS LÍWA. TOALLAS DE PLAYA DE BRASIL DESDE 695 PTAS. ALMACENES ESPAÑA CJ ALCALÁ, 161 Cl LÓPEZ DE HOYOS, 120 Textiles Marín: Tudela, Zaragoza, Burgos, Valladolid, Salamanca,