Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
VIERNES 17- 4- 87: ESPECTÁCULOS -ABC, pág- 63 La Zarzuela resucita una antigua producción de la ópera Don Pasquale de Donizetti Dirigirá las representaciones el granadino Miguel Ángel Gómez Martínez Madrid. Julio Bravo Después del tenebrismo expresionista con que tiñó el Wozzeck de Álban Berg, el Teatro de la Zarzuela resucita ahora una producción colorista y alegre- que ya presentó en la temporada de 1982- de una de las óperas con las que Donizetti ganó plaza entre los maestros de este género en la primera mitad del siglo XIX. Con esta reposición del Don Pasquale, que se presentará en el Teatro de la Zarzuela a partir del domingo, sus responsables quieren iniciar una costumbre: la de no dejar que las producciones de calidad se apolillen en los almacenes. Es el caso de esta ópera que ya pudo ver el público madrileño en 1982, con ún reparto que encabezaban Paolo Montarsolo, Patricia Wise y Dalmacio González. En esta ocasión los intérpretes son Enedina Lloris, Enzo Dará, Yoshijisa Yamaji, Bruno Pola y Luis Villarejo. La escenografía es de Julio Galán y la dirección escénica de Emilio Sagi. Miguel Ángel Gómez Martínez (en la primera ópera que dirige en el foso de la Zarzuela desde su nombramiento como director asociado del teatro) tendrá bajo su batuta al coro y a la orquesta titulares. Miguel Ángel Gómez Martínez, a pesar de que es su puesta de largo en la Zarzuela, no tiene ánimo de debut. Aquí ya dirigí Fidelio, y no es la primera vez que me enfrento a Don Pasquale. Para el director granadino ésta es una de las mejores obras de Gaetano Donizetti. Su mejor cualidad es que el compositor supo reconocer perfectamente las necesidades del libreto, y la música resulta casi verista- n o por su i n e x i s t e n t e dramatismo, sino porque refleja lo que sucede en el escenario, y ayuda a saber lo que está pasando (hasta las tonalidades están escogidas a la perfección) Y todo esto con exquisita ligereza, gran riqueza melódica y tremenda inspiración. Es de destacar igualmente su economía de medios- u n a orquesta de tan sólo cincuenta músicos, un coro reducido y cinco solistas únicamente- Precisamente esta reducción en el número de músicos es, a juicio de Miguel Ángel Gómez Martínez, uno de los mayores peligros que entraña la interpretación. Interpretar a Donizetti es, en este sentido, similar a interpretar a Mozart. Se oye todo. Los defectos, las imperfecciones que puedan cometerse se agrandan, porque son perfectamente audibles. Por ello es muy delicado tocar Don Pasquale. Afortunadamente, los músicos son conscientes y su interés y atención han crecido. Se encuentra el director granadino muy satisfecho de su segunda orquesta- por fecha de llegada, la primera es la de RTVE- Se están superando a pasos agigantados. Y lo mismo se puede decir del coro. La labor del maestro Gandolfi se está notando muy claramente. Pero no se debe olvidar el trabajo del maestro Perera, un gran profesional cuya labor, siempre en la sombra, no es fácil y merece destacarse. Y si coro y orquesta son completamente de su agrado, tampoco ahorra elogios cuando habla de los cantantes. A Enedina Lloris la oí cantar Doña Francisquita y La Boheme. Tiene unas cualidades extraordinarias, canta con gran facilidad y es muy exi- Enedina Lloris, como en casa y con el traje musical a la medida Madrid. J. B. G. Ah, muy b i e n como en casa contesta Enedina Lloris cuando se le pregunta cómo se siente al volver a cantar en la Zarzuela. No puede olvidar que fue sobre el escenario de este teatro donde pasó de joven promesa a firme presente de la lírica española. Ahora, y después de pasar por El teléfono, de Menotti, y La boheme, de Puccini, donde interpretaba a Mussetta, la soprano valenciana se enfrenta a Don Pasquale. Es la primera vez que interpreta esta ópera, pero se encuentra absolutamente satisfecha de cómo le queda el traje. No me atrevo a decir que está hecho para mí, pero lo cierto es que me va mucho, tanto vocal como escénicamente. Tanto le va que, aunque admite que queda mucho por hacer, canta con absoluta comodidad la partitura, lo que supone una gran ayuda a la hora de representar el personaje. Si estás a gusto, se pueden hacer muchas más cosas en escena como bailar un vals, algo que me divierte muchísimo Enedina Lloris, que asegura que éste es el papel de más envergadura que ha cantado hasta ahora, prepara Cosí fan tutte, que cantará en este mismo teatro en junio, y sueña con hacer en este teatro turco, in Italia, un gran papel musical y vocalmente, de gran dificultad De momento, los nombres de La Scala y el Metropolitan, por poner sólo dos ejemplos de teatros que, a no tardar mucho, oirán su voz, le suenan lejanos, y afirma decidida- aunque seguramente lo dice con la boca pequeñaque eso son palabras mayores De la producción dice que le gusta mucho, sobre todo el vestuario. Los decorados, los trajes, recuerdan un cuento- u n poco lo que es la ópera- Y si Miguel Ángel Gómez Martínez no oculta su satisfacción por tenerla en el escenario, Enedina Lloris también se alegra de que ocupe el podio el director granadino. Es una persona que cuida mucho los detalles, que facilita la labor de los cantantes, especialmente en una obra como ésta, que musicalmente se presta a la confusión. Pero Gómez Martínez, por encima de todo, ayuda a los intérpretes- algo importantísimo- y da tranquilidad saber que se trabaja con alguien así. Gómez Martínez gente con su trabajo- tanto que a veces tengo que impedir que se enfade consigo misma cuando no comete algún fallo- Yoshihisa Yamaji ya ha cantado varias veces Don Pasquale conmigo en Munich. Es un tenor japonés con una gran técnica, y también muy activo- que incluso ha dado ideas para la puesta en escena que después se han incorporado- Y no vamos a descubrir ahora a Enzo Dará ni a Bruno Pola. Las cuatro voces resultan muy equilibradas, y el empaste que consiguen es a veces perfecto. ABC, premiado por su atención al mundo de la música Madrid. S. E. Con motivo de la próxima celebración de Expomúsica 87, ABC ha sido distinguido con el Premio Nacional Comúsica de la Comunicación, galardón que ha sido creado para reconocer a instituciones y empresas que de modo significativo favorecen este arte. La entrega de trofeos (diseñados por Sergio, del dúo Sergio y Estíbaliz) tendrá lugar el próximo 23 de abril durante una cena especial con espectáculo que se celebrará en la sala Florida Park. El Jurado que otorgó, los premios, en esta primera edición, estuvo presidido por Ana Larrañaga y contó con Pedro Leturiaga (presidente de Comúsica) como secretario, y con Pepe Cañaveras (Radio España) Mercedes Padilla (Directora de Orquesta) Manuel Gracia (Presidente del Montepío de Músicos) y Mario E. Zóttola (director de Show Press) como vocales. En la misma edición resultaron premiados: la Comunidad de Castil l a- L a Mancha, la fundación Juan March, el Corte Inglés, el compositor Manuel Alejandro, el maestro Rodrigo y Hernández Mancha y Juan Barranco (ambos premio a la frustración musical) Con estos premios se pretende crear conciencia entre los medios de comunicación de la necesidad de promoción de la música en todos los ámbitos. Al acto, que presentará Sonia Martínez, están invitados representantes de todos los medios, así como autoridades del mundo de la cultura y las instituciones y multitud de personalidades artísticas. Dentro del programa está prevista una actuación de baile español, la cena de gala para quinientas personas, la presentación de los Premios Nacionales Comúsica, diversas intervenciones de humoristas y la actuación de la Orquesta Alcatraz, que animará la velada.