Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
16 ABC OPINIÓN A propósito ZIGZAG Sanidad El ministro de Sanidad, Julián García Vargas, no quiere abrir los ojos a los graves conflictos que azotan su área e, imbuido ya en la moda dialéctica del resto del Gabinete ministerial, cree que el problema radica en que su Departamento comunica mal Y esa conflictividad, que se extiende a médicos incompatibles y en plantilla, futuros y actuales MIR, enfermeros... no es, para el titular de la cartera de Sanidad, más que gente de derechas que está empeñada en un desprestigio sistemático de la Sanidad Pública Deberá andar con cuidado García Vargas porque, a tenor de sus palabras, todas las áreas que de él dependen están repletas de gentes de derechas VIERNES 27- 3- 87 INTENTO FRUSTRADO E L debate sobre la moción de censura presentada por AP ha confirmado las expectativas y, a juzgar por lo visto y oído, no ha servido para nada. Se ha forzado un nuevo debate sobre una situación política g e n e r a l que muestra muy pocos aspectos positivos. Hernández Mancha ha estrenado la tribuna del Congreso de los Diputados presentando, con poca fortuna, un programa correcto, pero muy mal estructurado y, sobre todo, inaplicable y poco creíble por la falta de votos de los proponentes. El resto de la oposición ha sido poco más que atenta e incómoda espectadora, colocada entre Herodes y Pilatos. Finalmente, al Gobierno le ha resbalado cuanto se ha dicho y, seguramente, se ha sentido confirmado en su prepotencia y en su convicción de que no tienen una oposición eficaz. ¡Ahí me las den todas! esa viene a ser la actitud del Gobierno González, lo que tampoco es una novedad. Dado que los resultados político- constitucionales eran conocidos de antemano, por la imposibilidad absoluta de que la moción prosperara, el análisis debe centrarse en sus posibles resultados psicológicos y en su impacto sobre la opinión pública. Con los datos que se tienen en el momento de escribir esta columna no parece que el debate haya tenido una repercusión importante entre los ciudadanos. Faltaba ese mínimo de emoción que convierte a la política en un noble juego en el que pueden ganar unos u otros: todo estaba cantado y lógicamente era difícil suscitar el interés. No parece probable, en consecuencia, que él debate haya producido cambios notables en la opinión pública. Todo sigue estando como estaba. Si existió, como parece muy probable, el propósito de situar con fuerza a Hernández Mancha en la arena política, puede afirmarse que tal objetivo no se ha alcanzado. Si el contenido del discurso podría considerarse como aceptable, aunque desordenado y demasiado minucioso, su mise en scéne por parte del nuevo líder aliancista ha sido más bien penosa. Hernández Mancha leyó el texto y, además, lo leyó mal, sin levantar ios ojos de su cuaderno, con un tono monocorde y pesado, que hacía difícil el seguimiento incluso por sus propios compañeros de. partido, que se revolvían inquietos en sus esc a ñ o s V e n í a el candidato con fama de buen orador mttinero y puede que lo sea, pero, al menos por su actuación de ayer, está muy lejos de ser un buen orador parlamentario. Mancha estaba como gallina en corral ajeno, lo que, literalmente, era cierto. Se confirma, así, el error de haber puesto al frente del primer partido de la oposición a un hombre que carece de la condición de diputado. Algo inimaginable en cualquier otra democracia occidental. El líder aliancista equivocó, además, el planteamiento de su discurso. Estaba obligado, desde luego, a esbozar, al menos, un programa de gobierno. Pero, sobre todo, debía haber aprovechado la oportunidad para mostrar que en AP hay una verdadera alternativa. Era el momento de suscitar una cierta esperanza entre la legión de los decepcionados por el socialismo. Mancha no logró convencer de que tras su programa existiera esa alternativa, ni fue capaz de generar ilusión, ni de dotar de un mínimo de credibilidad a su oferta política. A la vista de tan magros resultados, mucho nos tememos que debe constatarse que la crisis abierta en AP tras la dimisión de Fraga no está ni cerrada ni en camino de solucionarse. Ya sabíamos que el hueco dejado por la vigorosa personalidad de Fraga era difícil de llenar y muchos estimamos que el empecinamiento de AP en fabricarse un líder a toda prisa no era el procesamiento adecuado. La mediocre intervención de Mancha en el Congreso confirma lamentablemente, al menos por el momento, tales pronósticos. Todo ello quiere decir que en el centro- derecha está todo por hacer, que en la tarea de montar la gran alternativa al socialismo cara a las próximas elecciones generales hay que empezar c a s i desde los cimientos. Lo cuaJ no quiere decir que haya que dinamitar lo que ahora existe. Alejandro MUÑOZ ALONSO Abogados del Estado Un diario madrileño se despacha a gusto en sus renglones contra el Cuerpo de Abogados del Estado. En sus comentarios de adorno dispara alusiones de abierta hostilidad que manifiestan una frustración obsesiva: la del desprecio que profesa contra los miembros de este Cuerpo. Le tocó el turno en su momento al síndico Enrique de Benito como le ha tocado ahora a Hernández Mancha. Muy de corazón, ¿cuáles son sus motivos? Penitentes de vacaciones Desde hace bastantes años, los días festivos que jalonan la celebración de la Semana Santa son aprovechados por un considerable número de ciudadanos para hacer turismo primaveral. Pero lo que no parece adecuado es la utilización publicitaria de la figura tradicional del penitente que; bolsa de rnáno en ristre, invita á viajar a Túnez, Marruecos o Canarias en busca de un exótico descanso. Una agencia de viajes ha lanzado esta temporada esa imagen, acompañada con la saeta subliminal de usted elige Moral y Derecho Gregorio Peces- Barba, catedrático de Filosofía del Derecho, después de afirmar, en reciente entrevista, que le da igual que el embrión sea o no persona humana, porque rechaza el aborto desde el punto de vista moral, añade: Pero hay que distinguir esa dimensión moral de la jurídica; no todo lo que es inmoral debe estar impedido por el Derecho. En efecto, no todo lo que es inmoral debe estar impedido por el Derecho. Lo cual no quiere decir que éste consista esencialmente en normas promulgadas por quien está capacitado para ello, aunque esas normas carezcan de base moral. Por eso Peces- Barba añade acertadamente: De todos modos, no se puede hablar de un derecho al aborto, porque para que exista un derecho debe haber un principio ético que lo respalde, y en este caso no existe. Se ha dicho que no hay sociedad sin transgresión y sin represión de la transgresión. ¿Mal perder? Las cámaras de la televisión francesa que realizaron la retransmisión internacional de la final de la Copa Korac se apresuraron a cortar en seco las imágenes que ilustraban la victoria del juego español: ni el júbilo del equipo azulgrana ni la entrega de la copa pudieron ser presenciados por los telespectadores españoles. Este tijeretazo repentino tiene dos lecturas: el olvido aldeano de las cámaras francesas en onda con otros países o, lo que es aún peor, el mal perder de nuestro país vecino. Si usted busca trabajo, ABC del Empleo puede ayudarte Todos los domingos, en las páginas de ABC, todas las oportunidades de trabajó y una amplia relación de ofertas formuladas por las más prestigiosas empresas de selección de personal. Iodos bs domingos