Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
E D t T AD O P O R PRENSA ESPAÑOLA SOCIEDAD ANÓNIMA DE MARZO DE 1987 RED A C C I O ADMINISTRACIÓN TALLERES- SERRANO. 61 2 8 00 6- M A D RI ü FUNDADO EN 1905 POR DON TORCUATO LUCA DE TENA chada de las que nos ha llegado cabal noticia; todo un símbolo de lo que puede proporcionar a las personas corrientes esa la, que compartieron con ellos pobreza y enorme bestialidad que es la guerra civil. calamidades. Y ese retablo de seres míseros y desafortunados, de sencillas y maltraDe ahí que sus memorias resultaran un tadas gentes del pueblo, acaba por convertestimonio implacable, una rotunda acusatirse en el cuerpo esencial de esos Recuerción. La llamada novela social se queda tados. ¿Quiere esto decir que se trata de una maña ante esta relación de iniquidades, el obra sin protagonista? No; porque todas realismo socialista resulta a su lado una práctica de retórica escolar. Porque escriesas personas y aconteceres van siendo bió desde dentro de la opresión, desde reflejados en un espejo fiel, que es la prodentro de la pobreza, desde dentro del pia autora. Si su marido comenzó siendo hambre, mientras que los novelistas de esa perito en lunas y eso le dio aliento tan alto corriente, por lo general, lo han visto todo que la convirtió a ella en la mujer mejor eso desde fuera, no lo han padecido, no cantada, ella nos dejó bien patente que era han vivido lo que describen, se sienten soliuna experta en desventuras y eso le condarios de sus personajes pero no los acafiere a su libro el carácter de una lacerante ban de entender. y dolorosa autobiografía, de un tremendo y acusador testimonio. Una autobiografía en Ha muerto ahora Josefina Manresa. Desla que nada falta, desde sus años de triste pués de redactar sus Recuerdos aún tuvo niñez marginada en una casa- cuartel de la que sufrir el amargo trance de la muerte Guardia Civil hasta los más recientes de del único hijo que le había quedado y, finalviuda despreciada y expoliada, ignorada o mente, ha padecido un cáncer durante tres En 1980 Josefina Manresa publicó un li- acusada de ignorante. años y la última aflicción de una larguísima bro, Recuerdos de la viuda de Miguel Heragonía de cinco meses, según nos han Es obvio que el interés por Hernández y nández, al que no se le prestó suficiente contado estos días los periódicos. Ha apusu poesía no ha estado siempre exento de atención. Yo tardé algún tiempo en decidirrado, pues, su cáliz hasta la última gota. partidismo y de pasión política y que mume a leerlo, porque de memorias de viudas Ningún infortunio le ha faltado a esta mujer, chos de los hernandistas que fueron surestaba por entonces algo escarmentado y ninguna amargura la ha perdonado. Nunca giendo se sentían atraídos más bien por la a uno le gusta conservar sus mitos en esta habrá estado tan cargada de sentido, como filiación ideológica del autor que por su caépoca de inútiles y estúpidas desmitificacioreferida a ella, la frase convencional que lidad poética. Naturalmente, a estos les irrines. Pero alguien me instó a su lectura y taba la presencia de su viuda, cuyas cir- ahora voy a escribir; Descanse en paz. me encontré así- l o quiero afirmar con Su elegía, la elegía que merece, sólo pocunstancias familiares distorsionaban cualtoda seriedad y convencimiento- con una dría haberla escrito uno de nuestros mayoquier intento de biografía maniquea. de las sorpresas literarias más grandes que res poetas elegiacos, su marido, a cuyo reme haya deparado mi ya larga vida de Porque Josefina Manresa, hija de un guarcuerdo ha permanecido ella fiel durante dia civil asesinado por los unos y esposa constante lector. cuarenta y cinco años. La última frase que de un poeta llevado a la muerte por los él pronunció antes de morir, ¡Ay, hija, JoResultaba que Josefina Manresa poseía, otros, ha sido un típico ejemplo de cómo, sefina, qué desgraciada eres! ha resultaevidentemente, el don de narrar y escribía en el repetido enfrentamiento de las dos con la sencillez, la naturalidad y la espontaEspañas, existen siempre personas a las do ser la síntesis cumplida de su vida. Prodigiosa mujer Josefina Manresa, inneidad que la crítica ha atribuido siempre a que les coge en medio y son víctimas pasimortalizada literariamente en los poemas Santa Teresa, pero es que, además, su vovas y pacientes de los excesos y violencias de su marido y desamparada criatura que luntad de deslindar lo verdadero de lo falde la una y de la otra. Que no es lo peor yo invito a conocer desde el propio relato so, de reivindicar lo real, por prosaico que para el españolito que nace, según el aude su vida, desde la emocionante prosa resulte, frente a lo inventado, por poético gurio de Antonio Machado, estar destinado humilde de sus Recuerdos. Porque hay que se presente, no tiene parigual en nuesa que una de las dos Españas le hiele el algo que es este el momento de afirmar. tras letras, si no es en la obra de otro tamcorazón, sino que algunos nacen condenabién iletrado y tardío escritor del Siglo de dos a que las dos, sucesivamente, se lo No se equivocó en su elección Miguel Hernández: la mujer mejor cantada resultó ser, Oro, Bernal Díaz del Castillo. abrasen y se lo consuman sin piedad. sin ninguna duda, merecedora y digna de Tan asombrado quedé que, en varios luUna heroína, desde luego, Josefina Manla canción. Maltratada por la vida, malavengares donde fui invitado- años 1982 y resa, y no ya por ser la mujer mejor cantaturada, víctima de todas las tragedias que 1983- di una conferencia Sobre las memoda de nuestra historia, sino por haber sido se puedan acumular en una existencia hurias jte la mujer mejor cantada, que está a la más sufrida, la más infortunada y desdimana, fue, sin embargo, sorprendentemenpunto de ver la luz ahora en una publicate, una mujer sin rencores. Hay dos rasgos ción de la Universidad de La Laguna. de su personalidad, la dignidad y la armonía de su carácter, que le permitieron soPero la crítica habitual no pareció combrellevar tantas penas, desgracias y tribulapartir mi asombro. Tal vez porque el poeta ciones sin derrumbarse, sobreviviendo y reno llega a constituirse en protagonista del viviendo cada día en sus recuerdos. Sabía libro, como se espera, pese al relato que encontrar en la adversidad el lado amable ella hace de su noviazgo con él, primero, y de cada situación y nunca, en su libro, se de sus azarosos cinco años de matrimonio, demora en la queja. La humilde costurera después, años en los que pasaron mucho EDICION INTERNACIONAL. de Elche, aparte de ser un mito literario, más tiempo separados que juntos, primero era, por sí misma, una admirable mujer. Lo por la guerra, luego por la cárcel, y a pehabía proclamado el poeta que la amó en Para que sus mensajes sar, incluso, de que haga una relación miun alejandrino inolvidable: Yo no veo las nuciosa de los atroces pormenores de su comerciales lleguen cosas a otra luz que tu frente. muerte. El libro está poblado, sobre todo, de muy volando a ciento sesenta Gregorio SALVADOR diversas y reales criaturas; parientes, aminaciones. de la Real Academia Española gos, gentes humildes de Cox o de OrihueA muerto la mujer mejor cant a d a Hace veintitantos años, allá por los primeros sesenta, les solía yo decir a mis alumnos de Bachillerato, al explicarles Historia literaria, que esos nombres femeninos mitificados que leían en sus manuales, doña Isabel Freyre, la condesa de Gelves, Micaela Lujan o Marta de Nevares, habían sido mujeres reales, de carne y hueso, que inspiraron a nuestros poetas clásicos, a Garcilaso, a Herrera, a Lope, y fueron inmortalizadas por ellos, como, ya en nuestro siglo, lo había sido también Leonor Izquierdo, la malograda esposa de Antonio Machado; pero que, en mi opinión, la mujer mejor cantada de toda la literatura española era Josefina Manresa Marhuenda, la mujer de Miguel Hernández, que aún vivía- seguramente malvivía- en Elche, ganándose la vida como costurera y sin que nadie pareciera acordarse de su existencia demasiado. H LA MUJER MEJOR CANTADA