Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
44 A B C SOCIEDAD -El enigma de Hitler- MARTES 24- 2- 87 sigiie la duda sobre la muerte de Hitler El poseedor del misterio asegura que Eva Braun vive Buenos Aires. J. A. Vara La comunidad judía de Argentina- l a segunda en importancia después de la neoyorquina- parece ser el único ofdo que ha prestado cierta atención a las sorprendentes revelaciones del curioso empresario mendocino de origen croata, Max Gregorcic, quien anunció a ios cuatro vientos que Adolfo Hitler falleció hace cuatro meses en el nordeste argentino a la edad de noventa y tres años y que su cuerpo está enterrado en Mendoza. Hitler fue longevo y murió recién Eva Braun vive y cuida la prole. Pague quinientos millones y sabrá dónde está enterrado Hitler. La escandalosa Prensa vespertina de Buenos Aires ha vivido días de lujo. Hacía tiempo que no daba con un tema de tanta enjundia para llenar sus primeras páginas a base de títulos enormes y abracadabrántes teorías. Toda esta semana el caso Hitler ha ocupado jcon profusión y desmesura- como mandan los cánones- decenas de páginas amarillas en los medios de comunicación argentinos especializados en exclusivas que nunca lo fueron y en sangraza de toda condición. El empresario Max Gregorcic, un hombre de treinta y siete años que posee un boyante negocio de importación- exportación con sede en Mendoza (donde reside) Buenos Ai. res y Nueva York, ha sido el detonante de toda esta algarabía de títulos gruesos y teorías fantasiosas. Hace cuatro días, este buen señor, por medio de uno de sus representantes, Juan Aguilera, quiso conmocionar al mundo con una revelación de choque: Hitler murió hace cuatro meses a los noventa y tres años. Está enterrado en Mendoza, al nordeste del país. Eva Braun sigue viva y reside en algún lugar de la Argentina en compañía de sus hijos adoptivos. Con semejante guión era lógico esperar un apasionado despliegue por parte de los rotativos de corte popular. La Prensa sería Argentina La Nación Clarín tan sólo reservó algún Tinconcito a la extravagante nueva. La televisión, salvó un canal levemente folclórico, también empleó la callada por respuesta. Pero vayamos a los hechos, que son sabrosos. Este señor Gregorcic reveló días atrás cómo se produjo el curioso affaire La cosa comenzó hace cuatro meses, cuando una persona se presentó en mi oficina y me trajo un voluminoso paquete que incluía notas donde se confirmaba que Hitler murió hace cuatro meses en Argentina y que Eva Braun sigue viva. Yo hice las consiguientes averiguaciones y descubrí que aquello podía ser cierto. Es decir, que aquello era verdad. Y como buen hombre de negocios, decidió sacar partido de la exclusiva. Envió a sus corredores a apretar los timbres de canales de televisión, empresas periodísticas y fundaciones. Nadie hizo el menor caso. Hasta que hace una semana, un canal televisivo de Estados Unidos le grabó una entrevista El empresario argentino pide medio millón de dólares para abrir el paquete valiosos por sentido de Humanidad Se habla diesiete mil nazis que se refugiaron en Argentina en aquellos años de posguerra. Casi todos se orientaron hacia la serranía cordobesa o al sur de la Patagonia. Aquí estuvieron algunos nazis célebres, como Edwar Roschmann el verdugo de Riga Jan Durcansky (un SS acusado de participar en la muerte de 55.000 checos) y Adolf Eichmann, quien fue secuestrado en Buenos Aires por un comando israelí y trasladado a Tel Aviv en 1960. También se dijo que por aquí estuvieron Klaus Barbie, Mengele, Martín Bormann y algún que otro teórico del exterminio. Pero de Hitler no se había dicho nada. ¿Verdad o falso? Todo parece indicar que se trata de una nueva edición de aquellos famosos diarios de Hitler que engañaron a media Europa. Aquí, de momento, nadie ha picado en el anzuelo. Los datos que existen en torno a la muerte de Hitler en Berlín no son totalmente convincentes, aunque se cree que los dos cadáveres incinerados por miembros de las SS, en el subterráneo de la Cancillería alemana eran el suyo y el de Eva Braun. Pero lo que allí se encontró al atardecer de aquel frío 30 de abril de 1945 fueron cenizas y huesos calcinados en medio de las ruinas de la derrota final. La hipótesis de que el cadáver de Adolfo Hitler no estuviera entre los restos no fue nunca descartada y el fantasma del furher para el que no puede haber perdón ni olvido, reaparece siempre inesperadamente. Filmar un serial televisivo El señor Gregorcic pide medio- millón de dólares por desprenderse del paquete que contiene no sólo los datos sobre el lugar exacto donde reposan los restos del gran dictador, sino también la dirección actual de la Braun y sus hijos, así como cuadros firmados por el propio Hitler y algún que otro cuaderno de notas. Según el feliz descubridor, todo ello daría para filmar un serial televisivo, publicar un libro y alguna que otra menudencia. De momento tan sólo la comunidad judía Argentina ha hecho amago de querer clarificar este turbio asunto. El presidente de la delegación de asociaciones isráelíes argentinas, Comunicamos a nuestros queridos clien- David Goldberg, dijo días atrás que tenemos tes, amigos y propietarios en general especial cuidado en no darle credibilidad a que tenemos URGENTES PETICIONES cualquier información. Gregorcic vino a venpara PISOS, tanto en venta como en al- demos estas revelaciones, como si fuera un quiler. Para que ustedes vendan o alqui- negocio. Comerciar con estos datos parece len cómodamente los suyos, con totales aberrante. En cualquier caso nosotros nos garantías, utilicen nuestra organización vemos obligados a investigar sobre este profesional y quedarán satisfechos de asunto. Lo único que sabemos por ahora es que el tal Gregorcic es un hombre de sólida los resultados posición, económica y que quiere sacar buen precio por su producto Los periódicos recuerdan ahora que, en su Goya, 58, V Teléfono 435 28 00 día, Juan Domingo Perón había afirmado que en el año 45 acogió a miles de alemanes (API 11) ORAN VIA, 15 XUKVOS TKJ. KKONOK 5 2 1 Oí 2 Ó 522 11 5 (i- 57 VELAZQIEZ, 43 ¡i ¡PISOS! I URGENTE LIQUIDACIÓN AL 50 DE SJJ VALOR MALDONADO, 62 PUERTO RICO, 29 EXCLUSIVAS RAMÍRO