Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
JUEVES 12- 2- 87- CULTURA -ABC, pág. 51 Paul Klee: el Museo de Arte Moderno de Nueva York rinde tributo a un artista profético Un pintor de la generación de Kafka que atisbo la belleza de las pesadillas Nueva York. José María Carrascal El Museo de Arte Moderno neoyorquino presenta una exposición de uno de los pintores más subestimados de nuestro siglo: Paul Klee. Aunque en los últimos tiempos empezaba a reconocérsele su valía, y esta muestra del MOMA representará posiblemente su espaldarazo como uno de los grandes artistas contemporáneos. Klee pertenece a la generano es sólo gozo, placer sensual, eran de Kafka. Su punto de vista delicia de los ojos. Es también es también el mismo. Estamos angustia, pesadilla incluso. La ante unos hombres con sensibilimisión del artista no es sólo didad suficiente para darse cuenta vertir. Es también dar aldabonade lo que iba a desplomarse sozos a las conciencias de sus bre el mundo. El optimismo gecontemporáneos, advertirles de nerado por la industrialización y los peligros que se ciernen sobre el maquinismo del siglo XIX no ellos. Sin que ello quiera decir iba a hacerse realidad en el sique haya que renunciar a la beglo XX. Al revés, lo que iba a gelleza. Incluso en las más humilnerar esa opresión, tiranía, masides y angustiosas de sus creaficación, intolerancia, aplastaciones, Klee no renunció a ella. etcétera. En 1916 es movilizado, miento del individuo, guerra. Pero es una belleza sobre la que y del lienzo pasa al acero de los Kafka lo describió en El castillo y pende la condena impuesta a un aviones, cuya pintura se encarga El proceso, tratando de huir de hombre que se ha olvidado de la de repasar. Terminada la guerra, ello, convirtiéndose en un insecto vuelve a Munich, donde en 1920 Humanidad. en La Metamorfosis. Klee trató Un hombre qüéñnació bajo íla- publica su obra Confesión creade mostrarlo en El suicidio desde sombra de la múSicá -s u padre doraíltes años más tarde publiel puente, una de sus primeras era tin músico alemán, y su ma- ca Estudio de la naturaleza. obras, para irlo desarrollando Junto a Kandisky, Jawiensky y dre, una eximia cantante sutzaluego en las que siguieron, todas el 18 de diciembre de 1879. De Reininger, funda el grupo Los ellas sombrías, angustiosas, tenBerna se trasladaría a Berlín, Cuatro Azules. En 1937, los nasas, prof éticas. donde cambió el violín por los zis incluyeron parte de su obra dentro de la Exposición de Arte Antes de que se descuartizara pinceles. Degenerado. Un año más tarde a los hombres en los frentes de Poco más tarde, después de enfermaría gravemente y se retibatallas, Klee los había descuarque Van Gogh y Cézanne le entizado en sus cuadros. Antes de ró cerca de Berna. El 29 de junio traran por los ojos, su suerte arque existieran los campos de de 1940 murió en Muraltotística empieza a cambiar y exconcentración, él los había ya Locamo. pone en Munich, Berna, Berlín, pintado en simples cartones, donde los individuos quedan reducidos a meras líneas agonizantes. Antes de que la esperanza se hubiese acabado, él había sentido ya su ausencia. Estamos ante un artista que Estrasburgo. Efe Hemiciclo del Palacio de Europa, no sólo se limitó a mostrar su en el que se reunieron más de La Comunidad judía de todo el época, sino también a pintar la mundo ha rendido homenaje al ochocientos representantes de que venía. Buena parte del des- gran filósofo judeo- español Mailas diversas comunidades judías, conocimiento y falta de populari- mónides en una celebración precon el fin de dar un nuevo impuldad que gozó en vida se debió a sidida por el gran rabino de so al conocimiento de la obra de ello. Los profetas no son nunca Maimónides. El homenaje al auFrancia, Samuel Sirat, y entre populares. Sobre todo cuando cuyos asistentes se encontraba tor del Libro de los preceptos fue son auténticos profetas y no simorganizado por el movimiento el alcalde de Estrasburgo, ples amañadores del futuro. El acto se ha celebrado en el Loubavitch. Pero hoy todos entendemos perfectamente el mensaje de Klee. Su lengua es te nuestra; sus miedos son los de todos; sus ambiciones- pequeñas amTendría que estar loco para salir en la radio (para la cual tebiciones: que simplemente se le nía comprometidas dos comparecencias, el lunes y el martes deje vivir ta! cual es- tas del que viene, en los programas de Elvira Huelves y Gloria Berrocal, hombre del siglo XX. de Radio 3; sirva este recuadro de aviso de anulación: por teléDespués de las grandes expofono no hay quien dé) después de haberle oído a Wyoming. siciones que hemos visto últimaNo te conocía, y es culpa mía. No creo que haya más de tres mente en los Estados Unidos humoristas tan grandes como él hoy en esta península o penín- l a de Van Gogh en el Museo sulas. Es un humorista, o sea, un señor que tiene ideas sólidas Metropolitano, la de Matisse en y macizas, concluyentes y definitivas, sobre lo que nos rodea y la Galería Nacional, y otras por sobre cómo debería ser lo que nos rodeara. el esWo- ésta de Kiee en el MOMA nos llega como un antichJulio CERÓN max. El arte, viene a decimos. El tímido deshielo cultural avanza en la Unión Soviética Moscú. Alberto Sotilio Con la próxima publicación de El doctor Zhivago de Boris Pastemak, el deshielo cultural emprendido por Mijail Gorbachov ha superado una importante barrera simbólica, La cruda descripción que Pasternak hizo en esta novela del fanatismo y de la crueldad que acompañaron a la Revolución, y a la guerra civil rusa causó una viva irritación a las autoridades soviéticas, que impidieron a su autor acudir a recoger el premio Nobel en 1958 y sumieron posteriormente su obra en el olvido oficial. Tras la muerte del ortodoxo líder soviético Constantín Chernienko, poetas como Evtushenko o Voznessenski, que nunca dejaron de reconocer la deuda literaria que habían contraído pon Pastemak, consiguieron la rehabilitación ¡tíe la obra literaria de éste y prepararon pl terreno para la publicación dé: El doctor Zhivago Durante uno de los debates del tormentoso Congreso de Escritores de 1986, Grigori Markov, antiguo presidente de la Unión de Escritores, sufrió un síncope cardiaco que lo dejó inhabilitado para el cargo. Los defensores de Pastemak consiguieron entonces que la casa de éste en Peredelkino fuese convertida en museo consagrado a su memoria y que Voznessenski fuese nombrado presidente de la Comisión para la herencia literaria de Boris Pastemak El doctor Zhivago será publicada en tres entregas por la revista literaria Novi Mir El nuevo director de esta prestigiosa publicación, el novelista Sergei Zaliguin, parece haberse propuesto recuperar para la misma el eminente papel que jugó durante el deshielo cultural de Kruschev, cuando el entonces redactor- jefe de la revista, Alexander Tvardovski, dio cabida en sus páginas a las obras de Solzhenitsyn. En su etapa actual Novi Mir ha publicado una de las novelas más polémicas de 1986, Plajia El patíbulo de Chinguis Aitmatov, donde este escritor kirguisio narra las tribulaciones de un ex seminarista entre traficantes de estupefacientes y plantadores de opio en el Asia central soviética. También esperan su publicación antiguas obras censuradas de Trifonov, Ribakov, Dudinzev, Gumilov, Nabokov, y de Mandelstam y la Ajmatova, Homenaje a Maimónides en el Palacio de Europa de Estrasburgo UN GRAN HUMORISTA