Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
46 A B C PERIODISMO Texto íntegro de la sentencia JUEVES 29- 1- 87 Nuevo enfoque de la responsabilidad de empresa periodística y director sobre los textos publicados Reproducimos a continuación el texto íntegro de la sentencia dictada por el magistrado Xavier O Callaghan Muñoz, titular del Juzgado de Primera Instancia número 2 de Madrid, en la que se exime de responsabilidad civil al director y a la empresa editora del diario Ya con respecto al contenido de unos artículos firEn Madrid a veintiuno de enero de mil novecientos ochenta y siete. Vistos por el ilustrísimo señor don Xavier O Callaghan Muñoz; magistrado- juez de Primera Instancia del Juzgado número 2 de Madrid, los presentes autos incidentales número 1.007 de 1986, seguidos a instancia de doña María Teresa Yanini, Tatay, representada por el procurador señor Vázquez Guillen y defendida por letrado, contra doña María del Pilar Urbano Casaña, representada por el procurador señor Ibáñez de la Cadiniere y defendida por letrado; diario Ya representado por el procurador señor Marcos Fortín y defendido por letrado y Edica, S. A. representada por el procurador señor Bravo Nieves, y defendida por letrado, y el ministerio fiscal, sobre tutela del derecho al honor. mados por la periodista Pilar Urbano, en los que ésta atentaba, según afirma la sentencia, contra el honor de la esposa de un miembro del Consejo de Estado. Esta decisión judicial reabre así el apasionante debate sobre uno de los aspectos fundamentales y más controvertidos del ejercicio de la profesión periodística. perdonado y parte en el presente procedimiento en los términos antedichos, y se dé por contestada la demanda. 6. -Recibido el pleito a prueba por la actora, se propuso la documental, la testifical y la de confesión judicial, y por la demandada, doña Pilar Urbano, y en su nombre, el procurador señor Ibáñez de la Cadiniere, la testifical; por la representación del señor Marcos Fortín, la de confesión judicial, la documental y la testifical; y por el procurador señor Bravo Nieves, la de confesión judicial, las que se practicaron con el resultado que obra en autos. 7. -Unidas que fueron a las actas las pruebas practicadas, se señaló para la diligencia la vista el día diecisiete de los corrientes, la que se practicó con el resultado que obra en autos. 8. -En la tramitación de este pleito se han observado las formalidades legales. Antecedentes de hecho 1. -El procurador señor Vázquez Guillen, en la representación indicada, presentó demanda en la que alegaba que la demandada doña Pilar Urbano, con ánimo de agraviar y despreciando los méritos profesionales de la demandante, publicó una serie de artículos, en ABC (12 de febrero de 1984) en Ya (11 de junio de 1986) y dos veces más en Ya (17 de junio y 20 de junio de 1986) haciendo afirmaciones difamatorias, en relación a beneficios y prebendas obtenidas por razón de ser su esposo don Tomás de la Quadra Salcedo, siendo así que había accedido por oposición libre en 1973 en el subgrupo de técnicos de la Diputación Provincial de Madrid, ahora integrada en la Administración de la Comunidad Autónoma de Madrid. Expuso los fundamentos de derecho que relativos a los requisitos procesales de jurisdicción, competencia y procedimiento y legitimación, y a los fundamentos de orden sustantivo: protección constitucional y legal del honor de las personas, según la Constitución y la ley Orgánica de 5 de mayo de 1982, la delimitación del derecho al honor, la vulneración del derecho al honor de la demandante, la inexistencia de causa alguna de justificación y las reparaciones debidas. Suplicó al Juzgado: 1. Declarar que los demandados han cometido una vulneración ilegítima del honor de su mandante, al divulgar informaciones difamatorias, carentes de justificación y contrarias radicalmente a la verdad. 2. Condenar a los demandados a publicar, a su costa, en el diario Ya los considerandos y la parte dispositiva de la sentencia; 3. Condenar a los demandados al pago de la indemnización pertinente, que se fijará, en base de ejecución de sentencia, a tenor de las bases que al efecto se han señalado en este escrito. 4. Condenar a los demandados al pago de las costas del presente juicio. 2. -Admitida a trámite la demanda por providencia de 19 de septiembre de 1986, se emplazó a los demandados, los cuales se personaron en tiempo y forma. Él procurador señor Bravo Nieves presentó escrito de contestación a la demanda, en representación de Editorial Católica, S. A. en el que alegó que los hechos de la demanda no afectan a dicha demandada, propietaria del periódico Ya y son sólo manifestaciones subjetivas; como fundamentos de derecho alegó: jurisdicción, competencia y procedimiento; legitimación; una primera excepción al amparo del número 4. del artículo 533 de la ley de Enjuiciamiento Civil por falta de personalidad en el demandado por no tener el carácter o representación con que se le demanda; una segunda excepción, al amparo del número 6 del artículo 533 de la ley de Enjuiciamiento Civil por defecto legal en la forma de proponer la demanda, por incumplimiento de los requisitos exigidos en el artículo 524 de la ley de Enjuiciamiento Civil; la protección constitucional y legal del honor de las personas; la delimitación del derecho al honor; la no vulneración del mismo, respecto a la demandante; causa que puede amparar la conducta de doña Pilar Urbano; las reparaciones debidas; costas; suplicó que, tras los trámites legales, dictara sentencia por la que se estimen las excepciones articuladas en el escrito de contestación, y sin entrar en el fondo del asunto se declare que Editorial Católica, S. A. no está legitimada pasivamente en el procedimiento, o en su caso, que la demanda ha incurrido en el defecto legal del que se le acusa, absolviendo a los demandados de la totalidad de los pedimentos de la misma; o en su caso, entrando en el fondo del asunto, absolver igualmente a los demandados de todos los pedimentos de la demanda que deberán ser íntegramente rechazados. 3. -EI procurador señor Ibáñez de la Cadiniere formuló contestación a la demanda, en nombre y representación de doña Pilar Urbano Casaña, en la que alegó, como hechos, que no se había lesionado el honor de la demandante, sino que esta lesión es sustituida por una apreciación subjetiva y parcial de la misma; tras alegar los fundamentos de derecho sobre la ley de 1982 y las costas, suplicó que se dictara sentencia por la que se declare exenta de toda responsabilidad a su representada por los hechos relatados, relevándola en consecuencia de cualquier reintegración. 4. -El procurador señor Marcos Fortín, en representación de don Fernando Onega López, como director de Ya se personó y contestó la demanda; como hechos, aceptó los alegados en la demanda, con la salvedad de las apreciaciones subjetivas y juicios de intención; se reconoció que la demandada es columnista de Ya sin subordinación jerárquica o dependencia con la empresa; se alegó que este demandado, corno director, publicó la réplica de la demandante y evitó la continuación de la polémica; corno fundamentos de derecho, alegó las excepciones de falta de personalidad en el demandado, defecto legal en el modo de proponer la demanda; se refirió a la protección civil del derecho al honor, inexistencia de la introducción ilegítima denunciada, inexistencia de responsabilidad de este demandado, medidas reparadoras, y suplicó que, previo los oportunos trámites, dicte, en su día, sentencia por la que, con estimación de las excepciones alegadas, se absuelva en la instancia a la parte, o en otro caso, desestime la demanda con imposición de costas a la actora. 5. -El ministerio fiscal formuló contestación en la que, como hechos, alegó que debería estarse a lo que resulta de la- prueba, y, como fundamentos de derecho, destacó la posición imparcial del ministerio fiscal, y suplicó, por lo expuesto, al ministerio fiscal interesa se le tenga por Fundamentos de derecho 1. -La acción ejercitada por el demandante es la de protección al derecho del, digo, al honor, reconocido por el artículo 18 de la Constitución se garantiza el derecho al honor... y regulado por la ley de 5 de mayo de 1982, que establece en su artículo 1, que el derecho fundamental al honor... garantizado en el artículo 18 de la Constitución, será protegido civilmente frente a todo genero de intromisiones ilegítimas... y el artículo 7. añade que es intromisión ilegítima (número 7. la divulgación de expresiones o hechos concernientes a una persona cuando la difame o la haga desmerecer en la consideración ajena cuyo derecho al honor es preferencial a la libertad de expresión, que también conoce el artículo 20 de la Constitución, ya que este mismo artículo establece (apartado 4) que tiene su límite en los derechos reconocidos en este título de la propia Constitución entre los que se encuentra el del honor. 2. -El concepto del honor es esencialmente relativo y es esencial delimitarlo en el presente caso, ya que las partes demandadas alegan que no se ha producido la violación o la intromisión ilegítima del mismo, que fundamente la acción ejercitada. La doctrina española no empezó a publicar sobre los derechos de la personalidad hasta 1976 (lo que no fue casualidad) en la doctrina italiana se dio (en 1950) una definición del honor que puede considerarse perfecta: La dignidad personal reflejada en la consideración de los demás y en el sentimiento de la propia persona. La jurisprudencia ha dado un concepto de honor en sentencias relativas a casos muy particulares: de 6 de diciembre 1912, sobre la moral sexual de una menor; 14 diciembre 1917, sobre la reputación profesional de un médico; 31 marzo y 25 junio 1945, sobre el honor mercantil; ha dado también conceptos generales, en forma un tanto vaga, como las sentencias de 12 de marzo de 1928 y 28 de febrero de 1959. Más concretas son las sentencias de 7 de febrero de 1962 y 17 de enero de 1977: Manifestaciones del sentimiento de estimación de la persona honor individual que se integra por principios éticos y estimaciones sociales, determinantes de su patrimonio espiritual. 3. -La ley orgánica de 5 de mayo de 1982, que desarrolla el artículo 18 de la Constitución,