Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
M A D R I D SÁBADO 17 DE ENERO DE 1987 N U M E R 0 2 6 0 3 0 SESENTA PESETAS ABC CON SUPLEMENTO COLOR: 90 PESETAS Sin embargo, en fuentes de la Seguridad del Estado se ha asegurado oficialmente que ios seis detenidos en la operación policial de la madrugada de ayer son los auténticos integrantes del comando Madrid desde hace dos años. Al mismo tiempo, matizaron que los históricos del antiguo comando Madrid, Macario y Belén González, habían sido retirados anteriormente de la circulación por la banda terrorista, al considerarlos quemados por su fácil identificación Añadieron que no se descarta que se intente poner en circulación otro grupúsculo de terroristas, por lo que es preciso no descuidar la vigilancia José Ignacio de Juana Chaos, Esteban Esteban Nieto, Antonio Troitiño Nieto, María Inmaculada Noble Goicoechea, Cristina Arrizabalaga Vázquez y María Teresa Rojo Paniego son los seis etarras detenidos en la operación policial puesta en práctica a las cinco y media de la madrugada de ayer en el piso cuarto A de la calle Rio Ulla, en la zona de Pueblo Nuevo. Por los datos facilitados por numerosos vecinos del inmueble se en- DOMICILIO SOCIAL s E R R A N 0, 61 2 8006- M A D R I D DL: M- 13- 58 PAGS. 104 La operación contra Sokoa y las extradiciones facilitaron la detención del comando Madrid Ni Macario ni Belén González, entre los Interior agilizó la acción policial ante la seis terroristas capturados inminencia de un atentado El Gobierno no descarta nuevos atentados en la capital de España La documentación encontrada en la cooperativa de muebles Sokoa de Hendaya y las informaciones facilitadas a los servicios de la lucha contraterrorista por los etarras expulsados recientemente de Francia han sido las piezas clave de las investigaciones que ha llevado a la detención de los seis miembros del denomiEn fuentes policiales consultadas por ABC se ha informado que desde hace varios meses se habían abierto numerosas vías distintas de investigación, encaminadas a la localización de los miembros del comando Madrid. Una parte de estas investigaciones eran los controles establecidos en determinadas calles de la ciudad, cuya finalidad era localizar a los vehículos que se sabía utilizaban los terroristas. Otra fase de los trabajos policiales se centraba en la realización de censos de ocupación de casas y locales, almacenes o nav e s i n s t a l a d a s en l a s z o n a s de la periferia, para tener un control de sus ocupantes. El éxito de esta operación, en la que no se ha disparado un solo tiro y que Interior pensaba inicialmente mantener en secreto, se debe a una labor coordinada de los servicios de Información de la lincha contraterrorista, aunando datos de las distintas vías de investigación abiertas. Las mismas fuentes indicaron que la acción policial no ha concluido todavía y que es posible que en los próximos días se produzcan nuevas detenciones. En este sentido, hay que destacar que ETA tiene en Madrid habitualmente tres grupos diferenciados que integran el comando Madrid: uno, dedicado a conseguir infraestructura- locales, pisos, etcétera- otro, para buscar información sobre posibles objetivos terroristas, y el tercero, para ejecutar los atentados. Al parecer, los seis etarras detenidos ayer pertenecen a los grupos de infraestructura e información- prueba de ello es que no han sido encontrados explosivos- por lo que la Policía no descarta que puedan producirse más atentados en la capital. Habitualmente, según los informes en poder de los servicios de la lucha contraterrorista, el grupo de acción del comando Madrid suele desplazarse a la capital solamente para perpetrar los atentados. Permanecen en la ciudad uno o dos meses antes de cada acción y, transcurrido un tiempo prudencial, se van a un escondite más seguro. Según los mismos informes, es muy posible que los miembros de los grupos de información e infraestructura no conozcan a los integrantes del grupo de acción. Madrid. Fernando Delgado nado Comando Madrid de la banda terrorista ETA que, según fuentes de la Seguridad del Estado, han protagonizado los atentados perpetrados en la capital de España en los dos últimos años. La operación policial llevada a cabo ayer puede implicar también nuevas detenciones de etarras en ios próximos días. contraban muy nerviosos, y, según fuentes policiales, tenían previsto relizar una acción terrorista en los próximos días. La Policía ha localizado además otros dos pisos y dos locales utilizados por los terroristas. Los pisos están situados en las calles Alcántara, número 32, segundo, puerta A; e Invencible, número 6, bajo A. Los locales se encuentran en la calle Sambara, 165, próxima al lugar de las detenciones, y Burriana, 66, en el pueblo de Barajas. El Rey, informado Su Majestad el Rey estuvo enterado en todo momento, en el transcurso de la madrugada de ayer, de las acciones policiales que se llevaron a cabo contra los miembros de! comando Madrid, según informaron a Europa Press fuentes de toda solvencia. Las mismas fuentes indicaron que el Rey fue periódicamente informado de lo que estaba ocurriendo, y de los distintos pasos que las Fuerzas de Seguridad dieron hasta practicar las detenciones. (Págs. 19 a 24) Secuestro y liberación del presidente de Ecuador Guayaquil. Julio Villagrán León Febres Cordero, presidente de Ecuador, sufrió ayer un secuestro de alrededor de doce horas en una base aérea cercana a Guayaquil a cargo de un grupo de militares leales al ex jefe de las Fuerzas Aéreas, general Vargas Pazzos. Febres había acudido a la base de Taura para presidir una ceremonia militar, cuando se produjo el secuestro. Los hechos tuvieron lugar a las nueve de la mañana de ayer (hora local) cuando el primer mandatario llegaba a la base de Taura procedente de Guayaquil. Según las ve siones más fidedignas, en esos momentos se produjo un intenso tiroteo, tras el que resultaron heridos varios miembros de- la guardia personal del presidente. Durante doce horas permaneció el presidente Febres en manos de su secuestradores quienes exigían a cambio de su libertad, la del general procesado, Frank Vargas Pazzos, así como su dimisión y la de los tres comandantes generales de las Fuerzas Armadas de Ecuador. Ya por la tarde, el presidente había dirigido un mensaje por radio a la nación en el que aseguró que estaba físicamente bien, junto al ministro Salazar, y que ordenaba a los mandos militares paralizar toda movilización y seguir las instrucciones que emanaran del ministro de Defensa En otra declaración posterior, el presidente pidió la liberación de Vargas, probablemente presionado por los secuestradores. La emisora que transmitió el mensaje aseguró que el cabecilla de los militares sublevados es el comandante de la base de Taura, teniente coronel de Aviación Patricio González, y que con el secuestro pretendían la libertad del general Vargas. (Pág. 29)